Asian Dub Foundation

Para contribuir a cambiar el mundo, es importante ordenarse la propia vida y trabajar para los demás, desde un aseado orden personal

En una terraza destartalada, situada en el exterior de la sala Apolo de Barcelona, Asian Dub Foundation atendieron a los diversos medios de comunicación que se interesaron en venir. Bañados por un primaveral sol, que invitaba a interesantes conversaciones, Dr. Das el bajista de origen hindú del grupo, fue el escogido para la conversación con Muzikalia. Das, posiblemente uno de los elementos definitorios del sonido ADF, es como su música; un hombre tan lleno de energía como el sonido de un bajo, el suyo, enormemente influenciado por del reggae-dub. ADF están en plena gira mundial, presentando el álbum Enemy of the Enemy (Label, 03).

Vuestro concepto de grupo parece muy abierto. Mucha gente parece dispuesta a enrolarse constantemente en ADF. ¿Crees que es posible que, por primera vez en la historia de la música popular, sea posible crear una fundación musical?

Esta es una pregunta interesante… no hemos pensado mucho en ello, al menos conscientemente. Empezamos siendo un sound-system, lo que infiere que nacimos de una colectividad musical, de un concepto abierto de trabajo. El estudio en que trabajamos es una interconexión con la calle, con los sonidos de los estudios de al lado, con diferente personas. Sí, definitivamente, la aventura puede ser eterna, ya sea bajo el nombre de Asian Dub Foundation, ya sea bajo otro nombre y nunca dependiendo de contratos de discográficas. Sólo el placer de tocar, colaborar y ceder el testigo a otros.

¿O sea que los músicos podrán ir cambiando pero el espíritu seguirá?

Perfectamente. El proyecto ADF continuará siempre, durante todo el tiempo que vivamos y, quien sabe, quizás dure más tiempo incluso.

¿Cuales para ADF las principales luchas sociales?

Intentar seguir vivos (risas)… nuestra música es, obviamente, una extensión de quienes somos y cómo pensamos, en el día a día. Las letras de las canciones vienen de conversaciones que tenemos con personas que vamos conociendo por todo el mundo. Son como noticias para nosotros, de las que nos informamos “naturalmente”. Nuestro compromiso es “natural”, ya que viene de ésas conversaciones. Tenemos un proyecto educacional llamado “Community Music”, que es ya una entidad independiente. Lo hacemos por que nosotros mismos nacimos en un proyecto educacional parecido y nos parece que es importante continuar en esa dirección. Honestidad, contribuciones positivas: ese es el espíritu que transmitimos a los que se acercan a “Community Music”. Y, efectivamente, ahora mismo con la lucha global en contra del belicismo, intentamos aportar nuestro grano de arena, conectándonos con todas las personas que conocemos y que contribuyen a estas luchas.

Entonces la lucha por un mundo mejor efectivamente existe

Por supuesto, pero lo que intento decir es que gracias a ADF tenemos la oportunidad de amplificar nuestro pensamiento. Eso es algo impagable para nosotros.

¿Y podrías especificar qué tipo de trabajo hacéis con los jóvenes, en la Community Music? ¿Es algo para jóvenes de clase trabajadora, nada más?

No, en absoluto es un coto cerrado para jóvenes de una sola clase social. Hay gente procedente de diversas grupos sociales, lugares y backgrounds. Mezclar esos backgrounds es la idea. La gente viene por que le interesa aprender música. La escuela está abierta a cualquier persona.

¿Se enseña música, principalmente?

Si, principalmente, se aprende a crear música: hay profesores que enseñan a usar creativamente la tecnología, aplicada a la música electrónica; profesores que enseñan técnicas para cantar y meter convenientemente la voz en un tema… Se imparten clases, algunas de ellas de pago, pero lo más importante es que la gente de la escuela acabe formando bandas con las que expresarse.

¿Cuanta gente trabaja en la Community Music?

Hay bastante gente que se gana un sueldo gracias a ella. “Community Music” es una entidad independiente que quiere transmitir la idea de auto-suficiencia para construir libertad. En cierta manera, queremos transmitirle a la gente el cómo ser independientes, cómo gestionar bien el dinero que ganan, para poder expresar, sin cortapisas, el descontento para con los gobiernos actuales. ADF nació de una entidad así, y ahora funciona autónomamente. En la “Community Music” queremos que los músicos aprendan esto. Que se cree una comunidad esparcida de entidades independientes, de músicos que se labren su independencia intentado resolver sus problemas. Creo que, poco a poco, en bastantes lugares del mundo está naciendo este modo de hacer. Para no depender de las políticas los gobiernos actuales, es importante entender que ser independiente es, a día de hoy, esencial para salir adelante.

¿Ser independiente significa poder enfrentarse, en igualdad de condiciones, a unos gobiernos nada conciliadores con las necesidades reales de la gente, pues?

¡Exactamente! Es algo práctico y cotidiano, algo que comienza con uno mismo. Si uno no puedes cambiarse a ti mismo, cambiar sus malas costumbres, sus malas prácticas y sus malas palabras, ¿cómo va a ser posible cambiar el mundo? Si alguien se levanta cada día a las doce del mediodía, ¡ha perdido cuatro horas! Cuatro preciosas horas en las que se pueden hacer un montón de cosas positivas para uno mismo y contribuir a algo positivo para el mundo. Los cambios empiezan por aquí. Yo adoro la mañana. Adoro levantarme a las siete de la mañana y escribir e-mails a mis amigos de todo el mundo que me informan de cosas cotidianas, de noticias de su entorno; luego durante un par de horas compongo y grabo música e intento ordenar mis ideas…

La frase de Chuck D que dice que para enfrentarse al poder, uno mismo debe creerse su propio poder, ¿cómo la interpreta usted?

Aunque parezca individualista, la frase de Chuck D conecta con lo que he dicho. El control de uno mismo y la disciplina personal es muy importante para salir adelante y tener una voz que intente cambiar las cosas para bien. Si alguien se pasa el día fumando y tiene su hogar hecho unos zorros y si la habitación de su hijo está sucia y desordenada, no hará nada para cambiar el mundo. Para contribuir a cambiar el mundo, es importante ordenarse la propia vida y trabajar para los demás, desde un aseado orden personal.

¿Qué opinión le merece la MTV?

Casi ninguna. Ni la veo, ni me interesa. Aceptamos que sea un negocio por dónde pasa casi toda la música que se hace. Pero es una negocio solamente para ganar dinero y que nada tiene que ver con la cultura. Además, lo gestionan hombres de negocios sin mucha cultura musical alguna. Para el progreso de la cultura musical la MTV es irrelevante.

Le pregunto esto, porque Tony Blair apareció en un debate en la MTV, rodeado de jóvenes que le hacían preguntas…

Tony Blair sabe que casi todo el país está en contra de él. Él intenta mostrarse enrollado, y en más de una ocasión se ha acercado al mundo del brit-pop, a Oasis y todo ese ambiente, invitándoles a cenar a su casa de Downing Street. Pero no por ser amigo de Oasis, funcionará. La prueba es que tiene al país en su contra.

Pero la MTV ha hecho una apuesta ambigua, al presentarlo ante una audiencia joven…

No creo que la gente haya picado. No sé si la MTV le está haciendo la cama a Blair o no, por que no la veo. Yo solo percibo que en la calle la gente está disconforme con la política del gobierno. Como en España y como en EE.UU, en dónde hay, por primera vez en la historia, una masiva respuesta en contra de la política belicista de Bush, antes de que la misma guerra haya empezado.

¿Votar sigue siendo necesario?

No sé si “necesario” es la palabra. Votar fue un enorme paso para los trabajadores, ya que hasta entonces nadie les había representado. Vivían simplemente para ser explotados. Votar fue un paso adelante para sus derechos. Pero no estoy seguro que ahora la mayoría de partidos políticos representen los intereses y las necesidades sociales de la ciudadanía. La mayoría de los partidos en el poder representan y defienden unos intereses económicos particulares. Sin embargo, Lula puede ser una esperanza para una transición hacia la igualdad en el mundo.

Lo peor es que Tony Blair ha engañado a sus votantes… al menos la gente sabía de antemano de qué agresivo pie calzaba Thatcher

Lo sé, y me jode mucho que Blair sea una reencarne la figura autoritaria de Thatcher. Yo le voté dos veces y jamás volveré a hacerlo. Muchos pobres le votaron por las promesas de mejora social que hizo. Ahora nos sentimos traicionados porque él representa a los que detienen el gran negocio.

¿Tiene la música el poder de canalizar la expresión del descontento?

Por supuesto. La música es expresión, comunicación e interacción… algo que muchos partidos políticos ya no hacen porque sólo defienden intereses privados minoritarios. Hoy es más importante que nunca que la gente clame por algo que les represente. La mayor parte de los gobiernos están compuestos por carreristas que no se preocupan por las cosas prácticas de la realidad cotidiana: el transporte, la vivienda de calidad a bajo precio, las necesidades culturales, laborales y de salud… Sólo se preocupan por los intereses privados que defienden con demagogia para recoger votos y seguir en el poder.

La canción “Basta”, mi favorita de vuestro último álbum, me parece muy representativa de esto. Además la voz recuerda a alguna cantante latino-americana de los setenta… ¿es un sampleo?

Me gusta que creas que es un sampleo, por que es lo que buscamos en ADF. Buscamos la sorpresa continua, algo aleatorio propio del free-jazz de Sun Ra, por ejemplo. Pero no es un sampleo. Es la voz de una chica mexicana que conocimos en la calle, mientras cantaba con su grupo. Su voz nos gustó y nos pusimos de acuerdo para que colaborara. El título de la canción procede de un libro de historia contemporánea de México, que me prestó la mujer de Zach de la Rocha, de Rage Against the Machine.

En vuestra órbita están dos de grandes nombres de la música moderna: Adrian Sherwood y Audio Active. ¿Puedes definirme algunas de las cualidades de ambos?

Audio Active son un enorme grupo, uno de los grupos favoritos de ADF. No se les ha prestado la atención que merecen. Como muchos músicos japoneses piensan en el futuro, pero ellos consiguen sonar realmente a futuro. Son japoneses del futuro. Es increíble ver cómo mezclan instrumentos tradicionales con la tecnología actual. Están infravalorados y yo creo que necesitan más voz por parte de la prensa musical.

¿Están preparando algo nuevo?

Sé que están elaborando mucha música, un mini-álbum y un larga duración. Son increíbles en el arte de mezclar la música, algo que, sinceramente, es muy complicado. Hay que ser un experto como lo son Audio Active o Adrian Sherwood, cuya técnica ha ido muy bien para conjuntar todos los sonidos de Enemy of the Enemy. Sherwood es un gran ingeniero de sonido y nos ha ayudado mucho a mezclar la música, reprogramándola cruda y orgánicamente, y reorganizando el sonido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.