Baby Woodrose – Gruta 77 (Madrid)

El proyecto unipersonal de Lorenzo Woodrose, nos visitaba, si la memoria no me falla, por cuarta vez. Nueve años han pasado desde aquel sorprendente debut llamado Blows Your Mind, pero la banda no ha perdido ni un ápice de frescura y sus propuestas siguen sonando igual de salvajes.
Es sorprendente ver como Baby Woodrose se ha hecho con una buena legión de admiradores en España. Y todo a base de honestidad, pequeñas giras y cero artificio. Con las entradas al borde del “Sold Out” y sala prácticamente llena, Lorenzo y su nueva formación salía al escenario de la madrileña sala Gruta 77 a eso de las 01:00

La banda para esta gira, y como posteriormente diría el propio Lorenzo, la que parece ser si no su banda definitiva, si la más estable. Está compuesta además de por él mismo, por: Kâre Joesen al bajo, Adam Olsson a la guitarra y J Lei Gellet a la batería.

Buena forma de empezar a caldear el ambiente, más de lo que estaba, fue la de comenzar con “What a Burn” de su disco Bows your Mind. Con una banda más que engrasada, y con el nuevo guitarrista, que parece ser la pareja de escenario ideal para un guitarrista tan “killer” como Lorenzo Woodrose. Siguieron con otro clásico de la banda, “Disconnected” que fuera su primer single extraído de su álbum Money for Soul y enlazando con lo que parecía iba a ser la  presentación de su último trabajo, tocando dos temas de este: “Fortune Teller” y “Laughing Stock”.

Para continuar con un set list basado prácticamente en los álbumes Money for soul y Blows your mind, ya que si mal no recuerdo del último trabajo no pasaron los tres temas tocados en directo. Quizás una selección muy poco arriesgada por parte de los daneses, teniendo en cuenta que venían con un nuevo disco calentito, y con canciones que muy bien hubieran podido funcionar en directo.

Ya en los obligados bises, le toco el turno a una versión de sus amigos The Raveonettes, el tema “Beat City”, que sin en manos de sus autores es un tema de claro corte punk, Lorenzo y los suyos lo llevan su terreno convirtiéndolo en una suerte de “Psicodelia Heavy”. Y otro “cover” de sus admirados “The Kinks”, “Till The End Of the Day”, para alborozo de los allí presentes. Dicho sea de paso, una curiosa mezcla de aficionados a la Psicodelia mas “hard”, impenitentes “rockeros garajeros” de esos que ves en todos los conciertos, y algún que otro mod, yo diría que despistado.

Ni que decir tiene, que no faltó la imprescindible “Baby Blows Your Mind”, que se ha convertido en un tema obligado en sus directos. Un concierto en definitiva que no decepciono a los fans, con un “frontman” dejándose la piel sobre el escenario, esgrimiendo su clásica “Fender Jaguar” como un arma dispuesta a disparar a todo aquel que se dejase, balas cargadas de Psicodelia, Fuzz y mala uva.

Los fans de la banda danesa no tienen porque preocuparse. A pesar de tener otro proyecto en el que está muy volcado, (Dragontears) Lorenzo, parece tener claro que Baby Woodrose son su prioridad. Estamos de enhorabuena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.