Meniscus – Refractions (B.R.R.)

Los amantes del rock instrumental y más concretamente de esa etiqueta tan absurda como post-rock que, sí, es estúpida como cualquiera que lleva el prefijo “post”, pero que nos ayuda perfectamente a entendernos cuando nos referimos a un determinado sonido, nos encontramos todo el tiempo buscando nuevos incentivos dentro de esta escena.

Es probable que esto venga motivado por no encontrar un estado de forma especialmente notable dentro de ella, salvo, quizá, la madurez bárbara de los escoceses Mogwai, tan desconocida como ninguneada por muchos plumillas, o la reinvención última de los imprescindibles –sobre todo en directo- Explosions in the sky.

Es por ello que conviene rescatar este trabajo de Meniscus editado el pasado año, Refractions. Con dos discos y un EP en su haber, los australianos se han abierto un pequeño hueco entre las bandas de segunda fila del género, quizá entre cosas como 65daysofstatic, los alemanes Frames o los muy recomendables y bisoños Glories.

Meniscus nos regalan temas largos, sutiles y mutables, huyendo siempre de la pirotecnia y de la linealidad, dos hechos a destacar, y que se hacen palpables desde los primeros diez minutos de “Doom”, rica, templada y algo distante en su resultado, eso es verdad. Mejores momentos llegarán con los delays de “Simulation”, más dinámica y fiera, cercana a los Russian Circles de Memorial (13) y el cierre del álbum con “Flux”, inquieta, rítmica y chisporroteante en su planteamiento.

Si pudiera elegir modular su futuro sonido, les recomendaría evitar esa querencia por sonar planeadores en determinadas fases de sus composiciones (“Overhang”, “Daturas”) y cambiarlo por apelar de manera más frontal y valiente a la emoción solemne de quien no huye de vivir, aun cuando la vida se escapa de él.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.