The Standard – August (Touch & Go)

Enfrentarse al segundo LP de The Standard es muy peligroso, se esconde entre sintetizadores, nos va seduciendo en una atmósfera envolvente hasta que la explosión de guitarras nos confirma que estamos inmersos en un mundo cambiante.

“August” es un disco con aspecto camaleónico, al más puro estilo Bowie. Podríamos señalar que la melancolía reina en cada minuto, pero la forma de expresar dicha melancolía difiere por momentos.

Como resultado tenemos un viaje por una montaña rusa en pleno verano, pasamos de momentos de lenta subida, dominados por teclados sinuosos que te hacen prever que todo cambiará de un instante a otro, a vernos inmersos en una caída libre llena de rápidas y explosivas guitarras.

Las canciones se sustentan en un gran dispositivo de sintetizadores y teclados que en ocasiones hipnotizan y nos preparan para la eclosión final.
En “A Year of Seconds” el dulce arpegio da paso a guitarras contundentes como el sueño que se trunca por un mal despertar. Pero si encontramos una canción en el disco que nos sorprende, esa es “The Quiet Bar”, tristes golpes de piano acompañan una voz desolada, incorporando conforme avanza el tema la batería, el teclado y los sintetizadores, para con todo ello invitarnos a una bella travesía por el dolor.

The Standard nos regalan un Agosto lleno de idas y venidas, de subidas y bajadas, de rabia y tristeza, de música experimental que no pega tiros al aire, todos ellos tienen un claro destinatario, tú.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.