Wilko Johnson – The Best Of (Cadiz Music)

Si este año leéis una reseña desfasada temporalmente, que sea esta; no es que el desfase sea demasiado pronunciado, ya que el disco se publicó a mediados de agosto, pero este descalabro cronológico encaja a la perfección con la esencia del disco. Este recopilatorio modelo best of clásico es, sin embargo, mucho más especial de lo que podría parecer a primera vista. Y no solo porque se trate de una figura que, como le ha ocurrido a Wilko Johnson, haya estado durante meses pendiendo del hilo de la actualidad por un publicado cáncer de páncreas que disfrazaba de despedida cada uno de los conciertos que el guitarrista ha seguido ofreciendo.

El disco, que presenta una selección de las mejores canciones del músico británico de Canvey Island elegidas por el propio Johnson, contiene también un precioso y preciso texto del periodista Charles Shaar Murray (New Musical Express, Mojo, The Guardian). En ese texto, fechado en febrero de 2014, Murray radiografía la carrera del ex guitarrista de Dr Feelgood poniendo como ejemplo la paradoja del gato de Schrödinger: “mientras escribo esto a mediados de febrero de 2014, Wilko Johnson sigue vivo“, precisa el cronista inglés. Resulta reconfortante leer las palabras de Murray poco después de que, tras hacerse público el diagnóstico de cáncer terminal en 2013, el propio Johnson haya anunciado recientemente que ha superado la enfermedad y, con creces, los seis u ocho meses de vida que le auguraron los médicos.

El disco debe tomarse, pues, como una segunda oportunidad para los que no conocían al guitarrista y estaban destinados a hacerlo cuando ya hubiera pasado a mejor vida; una edición aprovechando todavía el rebufo revival del excelente documental de Julien Temple, Oil City Confidential. Se trata de una colección de canciones grabadas con Norman Watt-Roy, su bajista y escudero durante los años post-Dr Feelgood, y el batería Dylan Howe. No son todas las que están, pero sí están todas las que son. El valor de ser una selección realizada por el mismo Wilko Johnson le otorga a este doble disco de 25 canciones la condición de excepción. Lejos del afán recopilatorio de ediciones objetivamente mucho más completas (All Through The City, por ejemplo, recogía en 2012 todos los discos de Dr Feelgood y material inédito), este best of es el más personal de todos los habidos y por haber. “She does it right”, “Back in the night” o “Roxette” aplacarán los deseos de greatest hits al uso, mientras temas como “Turned 21” permitirán descubrir al Wilko Johnson menos habitual.

Muy recomendable, pues, para seguidores y neófitos.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.