El Hijo abandona Acuarela

Abel Hernández, El Hijo, está preparando lo que será su tercer trabajo en solitario, tras Madrileña. Un disco aún sin título, producido por él mismo y en el que su sonido será diferente a sus anteriores referencias.

Estará presentando estas nuevas canciones como telonero de Bonnie Prince Billy, un disco que no será editado por Acuarela como el sello y artista acaban de contarnos en un comunicado:

ABEL DICE:
El tercer álbum de El Hijo, que estoy grabando en estos momentos y que espero sacar a principios de 2012, no lo publicará Acuarela, mi sello de toda la vida. He decidido afrontar este nuevo e ilusionado momento con un cambio de marcha y de aires necesarios para mí y mi música. Aún no tengo muy claro cómo publicaré este disco pero me ha parecido el momento de tomar decisiones al margen de la costumbre. Ya sólo el mismo cambio y el camino por hacer me parecen ventajosos de por sí.
De esta forma, voluntaria, unilateral y no sin pena, interrumpo una intensísima relación de trabajo que durante 15 años me ha ligado con la compañía de Jesús Llorente y su admirable catálogo, del que forman parte los diez álbumes y varios otros epés y singles de los diferentes proyectos en que he participado y que me han llevado a tocar por muchos lugares en España y más allá.
Nunca olvidaré el afecto y la inquebrantable fe de Jesús hacia todo lo que he hecho en la música, desde las primeras maquetas de Migala en cuatro pistas o los experimentos de Emak Bakia, al presente proyecto personal, El Hijo. Con esta nota me gustaría dejar constancia de mi reconocimiento y gratitud hacia él y otros trabajadores del sello que han dedicado sus esfuerzos a mis canciones, y de que me voy con el deseo de que la relación pueda tener alguna clase de continuidad, aunque sea eventual.
Os mantendremos informados sobre próximos pasos.
Saludos,

Abel

ACUARELA DICE:

Desde Acuarela le deseamos la mejor de las suertes a Abel Hernández en su nueva aventura como llanero solitario, aventura que apoyaremos dentro de nuestras posibilidades, redes sociales y oportunidades de colaborar cuando surja la ocasión. Quince años, desde luego, dan para mucho, y  ha sido una alianza (una amistad más allá de la relación artista-sello) fructífera para ambos y en la que hemos crecido juntos hasta convertirnos en lo que somos ahora.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.