No se puede vivir del amor

Después de más de cinco años alejado de los escenarios, al menos como protagonista, Andrés Calamaro regresó a los escenarios para recuperar el repertorio propio. El lugar elegido fue el festival Cosquin Siempre Rock, en Córdoba, Argentina.

El artista argentino estuvo acompañado en el escenario por la Bersuit, formación a la que apadrinó en sus comienzos y que, al menos por una noche, se convirtió en su banda propia. Se desconoce por el momento si Andrés Calamaro realizará nuevas actuaciones en un futuro próximo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.