The Love Me Nots + Suann – Wurlitzer Ballroom (Madrid)

La banda madrileña Suann, eran los encargados de abrir, para el concierto en Madrid de la gira española del cuarteto norteamericano, The Love Me Nots.  Suann son un quinteto con voz femenina al frente y formados, como según ellos mismos cuenta, en el 2007.
Ganas de tocar tienen, malos instrumentistas tampoco son. Pero eso no lo es todo en una banda de Rock, sea del estilo que sea. Y eso que alguna canción de cosecha propia, “La Fácil” tiene potencial.
La voz y la entonación de la cantante, están muy bien, muy bien para un casting de algún programa “cazatalentos” de televisión, o para orquestas de festejos varios. Pero no para una formación de estas características. No se puede cantar con entonaciones y gritos hasta el “infinito y más allá”, cuando tus compañeros de grupo, ya están en otra “fase” de la canción.
Todos los que estábamos allí, sabíamos que la vocalista de grupo tenía un chorro de voz muy potente, de verdad, no hacía falta hacer tantos esfuerzos.
A una hora más que intempestiva (para ser miércoles) salían al escenario, la banda liderada por Nicole Laurenne. Seguida por los otros integrantes del grupo; Michael J. Walker a la guitarra fender telecaster, Kyle Rose al bajo, y Bog Hoag a la batería, que dicho sea de paso es uno de los baterías con más nervios, que he visto últimamente sobre un escenario.

The Love Me Nots son una banda de Phoenix (Arizona), influenciada a partes iguales por el “garaje” de los sesenta, y el revival “garajero” de los ochenta, los “girls groups” de los sesenta, el “punk”, el “pop”… En fin, si ya de por si, en disco son un coctel explosivo, en directo te estallan en plena cara.
La formación venia a presentar su último trabajo, distribuido en España por El Beasto, “Upsidown Insideout”. Disco que solo está recogiendo buenas críticas, y que los puede convertir en algo muy grande, si no lo son ya. No hay más que echar un vistazo a su extensísima gira, para darse cuenta de que les reclaman en los sitios más insospechados.

El trallazo “Spice in my Head”, con el órgano farfisa de Nicole, un viejo modelo de finales de los sesenta, llenando la sala de notas tan características, fue el aviso de que el concierto no iba a tener momentos de subidas y bajadas.

Viendo a The Love Me Nots en directo, te da la agradable sensación de estar viendo a gente que ha escuchado y escucha mucha música. En “You´re Bring Me Down” con la voz de Nicole siempre a tiempo, los coros de Kyle entrando siempre al punto y esa guitarra “killer”, parecía que nos estuvieran visitando unos 13th Floor Elevators, pasados por una maquina de “punkerizar” californiana, de finales de los setenta.

“Do What You Do”, sin ir más lejos, podría ser una canción de éxito en multitud de radios. Menos mal que no son ingleses, sino, la prensa británica ya los habrían erigido como la gran salvación del Rock actual.

Así, entre temas de sus anteriores discos, como esa especie de Rythm & Blues aceleradísimo “Bulletproof Hearth”, o esa suerte de “Easy Listening” que luego va in crescendo, “You´re Really Something”, y la mayoría de los temas del último disco, fueron poniendo literalmente patas arriba, la madrileña sala Wurtlitzer Ballroom.

“Give em´ that they Want” fue la elegida para finalizar el concierto, con la banda dando muestras de versatilidad, y demostrando una vez más que el estilo no está reñido con tocar rápido y salvaje.
Todos sabíamos que iban salir a tocar unos temas más, no era cuestión de irse. Cuatro canciones más, para hacer sudar a la audiencia, las pocas energías que ya quedaban después de  ese torbellino de “Fuzz Pop Garagero”. Con el sorprendente dominio del castellano de la bajista, Kyle, deshaciéndose en agradecimientos y explicando que habían “extraviado” sus discos durante la gira española, fueron despidiéndose.  Para luego invitar  a la concurrencia a dejar sus mails con datos, y así recibir un regalo desde Phoenix.
¿Son encantadores o no? Si pasan por tu ciudad, no deberías perdértelos. Veras como se te queda la sensación de haber visto, algo llamado a ser grande.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.