Fib 2003: Día 1

Crónica y fotos del Fibstart

Tras la primera jornada del Festival de Benicàssim, se pueden afirmar dos cosas: por una parte, la mejora de las infraestructuras y del espacio, con mayor número de zonas de descanso y de comida y, por otro lado, el descenso de asistentes, que además se han convertido en mucho más selectivos, ya que abundaban de manera espectacular las pulseras de un sólo día, en este caso, naranja chillón.

Hablar de que se trata de un festival consolidado, uno de los más importantes y todo eso sobra; ya hace mucho tiempo que es así. Por lo que lo mejor es empezar a hablar de música. Una noche apoteósica, en la que Blur volvían al festival al que ellos ayudaron a crecer y que tanto les gusta, y en la que Beth Gibbons & Rustin Man pusieron un punto final escalofriante.

Nuestra tarde empezó con Souvenir, que transportaron la delicadeza de su sonido a la carpa Fibclub. Patricia, la vocalista, estaba muy cómoda ante un público muy fiel, que coreaba sin parar las canciones de su último trabajo, Recto/Verso, a pesar del calor que hacía a las 6 de la tarde.

Souvenir - Fib 2003 - Jornada 1 Souvenir - Fib 2003 - Jornada 1 Souvenir - Fib 2003 - Jornada 1

Cinco minutos más tarde, era el turno de Beth Orton en el escenario Fiberfib.com. Vestida completamente de rojo, y con un sombrero de cowboy, la artista se metió en el bolsillo al público desde primer momento. Su álbum Daydreamer está repleto de joyas que en directo sonaron muy brillantes y arregladas. El violonchelo le confirió un toque muy elegante, que hizo que la cantante fuera una de las artistas más aplaudidas.

Beth Orton - Fib 2003 - Jornada 1 Beth Orton - Fib 2003 - Jornada 1 Beth Orton - Fib 2003 - Jornada 1

Aunque no pudimos ver a Sr. Chinarro (estábamos entrevistando a múm), a nuestros oídos llegaron los problemas que tuvo con el bajo y que le rompió la actuación. Nacho Vegas, en cambio, estuvo brillante y emotivo. Y es que con su repertorio, no le cuesta conseguirlo. Un momento muy especial fue “En el jardín de la duermevela”, donde se oía más al público que al propio Nacho.

Nacho Vegas - Fib 2003 - Jornada 1

Y tras él, uno de los grupos más esperados: The Delgados. Los escoceses hicieron gala de su mejor sonido, con sección de cuerda incluida, para ofrecer una actuación llena de fuerza y magia. Y es que su música permite eso y mucho más. El núcleo duro de su actuación lo formaron los temas de su Hate (2002). “The light before we land” o “Coming in from the cold” sonaron muy bien. Las voces de Emma y Alun, aunque al principio tuvieron algún problemilla, llegaron a conseguir los mismos matices que en el disco, aunque sin duda, su música está pensada para recintos cerrados, con una acústica mejor.

The Delgados - Fib 2003 - Jornada 1 The Delgados - Fib 2003 - Jornada 1 The Delgados - Fib 2003 - Jornada 1 The Delgados - Fib 2003 - Jornada 1 The Delgados - Fib 2003 - Jornada 1

Abrieron el escenario verde The Zephyrs con una propuesta de tiempos lentos pop que tardó en conectar con el público. Su puesta en escena resultó demasiado estática para entrar en calor y los largos intervalos instrumentales no ayudaron. Un comienzo algo duro para el escenario principal, que no consiguió atraer a demasiado público.

The Zephyrs - Fib 2003 - Jornada 1 The Zephyrs - Fib 2003 - Jornada 1 The Zephyrs - Fib 2003 - Jornada 1

El cambio de escenario a Fiberfib.com a Motorola lo marcaron Manta Ray, a los que sólo pudimos ver unos minutos. Pero, como era de esperar, impactantes. No sólo por su música, que ya de por sí es incendiaria, sino por los efectos visuales, realmente impresionantes.

Manta Ray - Fib 2003 - Jornada 1 Manta Ray - Fib 2003 - Jornada 1

Intentamos ver a The Postal Service, pero la carpa donde tocaban estaba totalmente colapsada. Oímos un par de canciones desde fuera, y aunque podía parecer a priori que su música en directo perdería consistencia, sonaron muy bien. El grupo del momento no defraudó. Así que fuimos hacia el grande a ver a Badly Drawn Boy . Fue uno de los mejores conciertos del día. Tipo con apariencia de cantante urbano de talento excepcional y carisma suficiente para llenar el solo el escenario verde de una atmósfera personalísima. Abrir con I Want You Back de los Jackson 5 demuestra que se trata de alguien sin presión y fuera de tendencias que resulta innovador e inconfundible. Empezó con guitarra acústica y armónica, melodías simples sin pretensiones, para pasar luego al piano con una pequeña participación de su road manager que se sumó en dos ocasiones. Imprescindible en la escena británica aún por descubrir en España.

Badly Drawn Boy - Fib 2003 - Jornada 1 Badly Drawn Boy - Fib 2003 - Jornada 1 Badly Drawn Boy - Fib 2003 - Jornada 1

Empezaba ya la recta final en el grande, y de allí no nos movimos. Echo and the Bunnymen eran el primer plato fuerte. Su actuación resultó luminosa y muy elegante. Ian McCullogh es todo un frontman, que con savoir faire y austeridad consiguió hacer las delicias de los fans que estaban en primera fila. El repertorio estuvo repleto de grandes éxitos como “The killing moon” u “Ocean Rain”, bastante parecido a su concierto en el Primavera Sound 2002, y con detalle incluido: una versión de “The Wild Side” de Lou Reed.

Echo and the Bunnymen - Fib 2003 - Jornada 1 Echo and the Bunnymen - Fib 2003 - Jornada 1 Echo and the Bunnymen - Fib 2003 - Jornada 1 Echo and the Bunnymen - Fib 2003 - Jornada 1 Echo and the Bunnymen - Fib 2003 - Jornada 1

Placebo no son unos desconocidos para el Fib. Repetían en el escenario grande, que se volcó ante la actuación del trío más andrógino del festival. Con una potencia apabullante – antológico el comienzo con “Bulletproof Cupid”, con el cantante y el bajista saltando como locos en el escenario -, sacaron partido a sus temas más conocidos, como “Every me and every you” o “Special K”, y los singles de su último trabajo, como “The bitter end”. Un directo muy equilibrado y apto para cualquier festival, inmediato y pensado para que el público disfrutara como loco. A todo esto, Moloko hacía su entrada triunfal en la carpa Motorola a rebosar, a los cuáles pudimos ver por los monitores.

Placebo - Fib 2003 - Jornada 1 Placebo - Fib 2003 - Jornada 1 Placebo - Fib 2003 - Jornada 1 Placebo - Fib 2003 - Jornada 1 Placebo - Fib 2003 - Jornada 1

Justo antes de que Blur salieran al escenario, las primeras filas vivían momentos de asfixia y calor, ya que nadie les proporcionaba agua. La mejor manera que encontraron de llamar la atención para que alguien les hiciera caso fue cantar canciones de Oasis. Nadie les hizo caso, hasta que Damon Albarn salió al escenario y vació sus botellas de agua ante un público entregadísimo.

Blur - Fib 2003 - Jornada 1 Blur - Fib 2003 - Jornada 1 Blur - Fib 2003 - Jornada 1

Blur volvían al Fib tras cuatro años de ausencia. Y lo hicieron con una actuación planteada de forma muy inteligente, que entusiasmó a todos los asistentes. Su último trabajo, Think Tank (Emi, 2003) es un álbum de directo difícil de digerir, y ellos lo saben, por lo que optaron por alternar sus grandes éxitos, en una reafirmación como grupo tras la pérdida de Graham. Contaron con un coro de voces, que dio mayor profundidad a canciones clásicas como Tender y enriquecieron sus nuevos temas. Crazy Beat tiene más garra en directo que en estudio pero el resto de canciones guitarreras de Think Tank parecen no encajar en el conjunto. Su nuevo guitarra es un tipo dinámico y con chispa que por desgracia perdió algo al principio del concierto y se pasó el resto buscándolo. La presencia del grupo en directo se ha visto dramáticamente reducida quedando todo el peso de la puesta en escena sobre Damon, que siguió mostrándose como un gran frontman con carisma y capaz de mover a multitudes. Una actuación sólida y vibrante, en la que se vivieron momentos irrepetibles con “The Universal” y “To the end”, y otros frenéticos con la ya mítica “Girls & Boys”.

Blur - Fib 2003 - Jornada 1 Blur - Fib 2003 - Jornada 1 Blur - Fib 2003 - Jornada 1 Blur - Fib 2003 - Jornada 1 Blur - Fib 2003 - Jornada 1

Beth Gibbons & Rustin’ Man cerraron la primera jornada del escenario verde y lo hicieron con los ambientes fantasmales que forman el disco Out of season. La preciosa “Mysteries” abrió un repertorio con una Beth Gibbons muy entregada y sentida, espléndida como siempre. Mucha gente optó por disfrutar del recital sentados, degustando cada palabra que salía de la cantante. “Tom the model” fue otro gran momento del concierto, que acabó con un detallazo de Gibbons con el público, al terminar el concierto estuvo saludando al público con besos y apretones de manos, hasta que, presa de la emoción, no pudo evitar tirarse encima de éste y dejarse llevar por cientos de manos anónimas. Veremos que nos depara la segunda jornada.

Beth Gibbons - Fib 2003 - Jornada 1 Beth Gibbons - Fib 2003 - Jornada 1

Beth Gibbons - Fib 2003 - Jornada 1 Beth Gibbons - Fib 2003 - Jornada 1

La segunda jornada del FIB, aquí: FIB: 2º Día

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.