Joaquín Pascual

Me tira lo de crooner, o mejor, trovador, pero casi nunca acierto

Joaquín Pascual es uno de los artistas más importante de nuestro panorama nacional, no en vano lleva más de veinte años enganchado a la música. Comenzó en 1988 con Surfin´ Bichos, formó parte de Mercromina, Travolta o Tórtel, y finalmente vuelve a intentarlo firmando bajo su propio nombre su nueva obra, El Ritmo de los Acontecimientos. Él lo explica con sencillez, “me mantengo unido a la música desde niño, desde que mi padre me enseñó a tocar el piano”; “la música es una actividad como otra, con cierta espiritualidad, que te pone en contacto contigo mismo y con el mundo. Como la pesca, pintar o escalar montañas”.

Llama la atención que por fin se haya decidido a dar el paso de grabar en solitario, sin la cobertura de un grupo, pero también hay una explicación convincente como contundente, “las canciones del disco sólo tienen sentido en un disco en solitario. Son canciones de cantautor, sencillas, inmediatas, sin prácticamente arreglos. Hubieran perdido eso si las hubiese sometido a la disciplina de un grupo. Además, me apetecía estar solo.”

El ritmo de los acontecimientos ha sido publicado en dos fases. Primero una edición autoeditada y limitadísima solo accesible a fans y que Joaquín elaboraba artesanalmente, “fabriqué el estuche en una imprenta de un amigo aquí en Albacete y los cdr, los copiaba en casa en mi ordenador, luego los cuñaba, los numeraba y los enviaba. Ha estado muy bien la experiencia, lo haré de nuevo seguro.” El trabajo ha sido laborioso, pero ha tenido su recompensas “la gente me escribía para pedirme el disco, pero también para comentarme qué le había parecido, para hablarme de Mercromina, de Travolta, de sus canciones, de sus grupos, de textos o historias que escribían.”

Agotada la primera versión del disco, El Genio Equivocado, la discográfica de Joan y Rafa, (Pin&Pon djs), propuso reeditarlo en formato estándar, “me dijeron que querían hacer un sello, aunque solo fuese para sacar este disco. Por entonces, yo ya había agotado las 200 copias de esa edición limitada y estaba pensando en ampliarla, o bien en editar con alguna distribuidora, para que el disco tuviese algo más de difusión.” Pero la intención no era hacer un disco al uso “lo único que quería era no caer otra vez en la dinámica de siempre, o sea, la de hacer un disco como quien fabrica un souvenir, o cualquier otro producto que solo vale si se vende, si no, no vale”, y tampoco con cualquiera Joan, Rafa y yo somos amigos y hemos editado el disco juntos. Es algo domestico y sencillo, sin grandes pretensiones ni expectativas. Nuestro lema es lo que venga bienvenido sea. No vamos a entrar en la pelea de querer ser los mejores. Ni podemos, ni queremos.”

Para fomentar la distribución del disco, el ex Surfin´ Bichos colgó las canciones en su MySpace, sin embargo no tiene muy claro si llegaría a distribuirlo en MP3 de forma gratuita tal como hace otros grupos como Fran Nixon, Ama o Los Punsetes, “hay una edición del disco a la venta, con unas ilustraciones muy bonitas de Juan Azaña. Hay 10 canciones del disco para descargar en mi myspace. El disco ya está por ahí colgado en la red. Pero bueno, porque no, puede ser que lo haga.”

Vista la trayectoria de Joaquín el sonido de El Ritmo de los Acontecimientos sorprende, se aleja de sus trabajos anteriores y se acerca a los clásicos, a los sesenta, Phil Spector“Es un disco sencillo, con un sonido puro y orgánico, de primeras tomas. Supongo que por eso parece clásico o sesentero, pero yo no creo que se aleje tanto de Travolta, y es más, creo que se acerca en muchas cosas a Mercromina. Las guitarras están grabadas con muchísima reverberación y eso hace que suene un poco a la Velvet o las producciones de Spector. Al grabar solo y con tan pocos instrumentos, ese tipo de producción hace que las canciones suenen mas grandes.”

Las canciones del disco, impregnadas de un evidente tono personalista, tienden al realismo descarnado y bordean el onanismo (“Disfrutando de lo lindo”), “las canciones hablan de los pequeños accidentes del día a día. Buscan la verdad, lo real, lo que realmente sucede, y de ahí, parten hacia diferentes sitios, tiempos o espacios. Ha sido como pensar a lo grande partiendo de lo mas pequeño, de lo mas insignificante. Y si, “Disfrutando de lo lindo” es un poco onanista. Pensar en uno mismo viviendo una vida mejor.” Sin embargo, aunque el sentido de los temas pueda parecer oscuro o triste, muchas canciones esconden una buena carga de ironía, “el disco es divertido, tiene sentido del humor. Mientras tu perro caga puedes ver tu vida pasar delante de ti.”

El ritmo de los acontecimientos ha sido grabado en los estudios de Paco Loco “buen amigo y un muy buen productor” en el Puerto de Santa María, una decisión que ha resultado todo un acierto, “empecé grabando en casa, en mi estudio, pero no conseguía concentrarme y nunca sabía del todo si lo que estaba haciendo era definitivo o no. Así que decidí irme unos días al Puerto de Santa María, pasarlo bien con Paco y Muni, y grabar allí las canciones. Paco es una persona muy tranquila, propone muchas ideas para las canciones y tanto si funcionan como si no, con el, lo importante es siempre la canción.”

En la concepción del disco ha participado un invitado muy especial, Warhol, el perro de Joaquín que le ha servido de compañía e inspiración, y al que le dedica canciones en los conciertos “mira, ahora mismo está aquí a mi lado. Es un 10. Tiene 13 años y está hecho un chaval.”

El ritmo de los acontecimientos irá siendo presentado en directo en los próximos meses con la colaboración Ana Galletero, “estamos tocando ya por ahí y la verdad es que lo estamos pasando muy bien. Estoy sintiendo cada canción de una forma muy especial, es muy excitante este disco en directo. Vamos a ser un duo por ahora, y puede ser que mas adelante incluya a alguien mas, ya veremos.”

Volviendo la vista a los antiguos grupos en los que ha participado Joaquín, llama la atención la poca presencia de discos de Mercromina como Bingo, en las recientes listas de lo mejor de la década pasada “los discos están ahí y ahí estarán para siempre. En realidad me duele un poco que no se acuerden de ellos, pero bueno, ellos sabrán.” Y pensando en el futuro, ¿cómo evolucionará su carrera?, ¿volverá a intentarlo en formato banda o se afianzará en su carrera como crooner? “Me parece que me tira más lo del crooner, o mejor, trovador, pero casi nunca acierto”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!