La Célula Durmiente – Eclectcinismo (BCore / Underhill Records / Arindelle)

Pero, ¿esto qué es? Para empezar, no lo tienen muy claro ni desde una de las discográficas que lanza el disco; desde la catalana BCore se habla de indie-rock, música circense, tex-mex, emo y punk. Casi nada. Desde luego, el título del segundo disco de La Célula Durmiente, Eclectcinismo, plasma a la perfección lo que uno va a encontrar en este larga duración. Quien mucho abarca, poco aprieta, dicen todavía los más viejos del lugar; pero Joan Colomo aún se mueve como un veinteañero y el refrán le queda bastante lejos aún.

Desde luego, si algo tiene el disco es que es ecléctico. A más no poder. Tanto, que resulta prácticamente imposible etiquetarlo. Si ésa era la intención de la banda: bravo, lo han conseguido con creces. En cualquier caso, La Célula Durmiente presenta un caos sonoro y estilístico que seguro sobrepasará a más de uno. De esta anarquía, junto a la textura de la placenta que envuelve a cada canción, se extrae el fundamento punk que sí abarca las catorce canciones de Eclectcinismo.

De la primera parte del disco, pocas escapan a la doctrina punk; especialmente afectadas están “The role and the rule” y “Le monde se très jolie”. Sin embargo, a partir del corte ocho el disco abre más los ojos y saca la cabeza buscando otros horizontes; “La flor del mal” (única canción que sobrepasa los tres minutos) recuerda, tanto por la voz de Colomo como por las guitarras y la atmósfera que crean, a la épica de Muse. Igual que “Més dies que llonganisses”, a la que sigue la electrónica “Pure pleasure”. El batido acaba con una mezcla de composiciones lentas, descargas de death metal (“Crustáceo”) y un regalo escondido al final del túnel tras la acústica “The mass”.

Una buena dosis de LCD despierta la mente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien