Peter Murphy – Sala Heineken (Madrid)

Con la enésima defunción de Bauhaus tras Go Away White (2008), el errático Peter Murphy ha reactivado su carrera en solitario con la grabación de un nuevo disco que verá la luz próximamente. Dos citas de su Secret Tour le han acercado a Madrid y Barcelona para presentarnos algunos de esos cortes que compondrán el disco y recuperar otros de su brillante e indispensable pasado.

El británico se presentó puntualmente sobre el escenario de una prácticamente abarrotada Sala Heineken. A la introductoria “Things to remember” de su álbum Dust (02) siguió un set compuesto en su mayor parte por temas de ese próximo trabajo con nombre aún por determinar: “Velocity”, “Memory Go” “Peace to Each”, “Secret” o “The Prince”

Canciones guitarreras y contundentes, con un sonido más cercano a Go Away White (08) a las que parece ser ha metido mano ¿Trent Reznor? en la producción. Quizá el desconocimiento de dichos temas, incluso ciertos problemas de sonido (delante era difícil escuchar la voz) provocaron una acogida algo fría por parte del público.

El sonido mejoraba exponencialmente con el avance del show, parte en la que Murphy y su banda formada por los habituales: Mark G. Twaite, Nick Lucero y Jeff Shartoff se lucieron rescatando “21st Century Boy” del álbum póstumo Go Away White (08); aderezado con joyas extraídas de los  imprescindibles Cascade (95): “I´ll Fall From Your Knife”, “Huuvola” y Deep (89) : “Marlene Dietrich´s Favourite Poem” (uno de los momentazos emotivos de la noche) o “Deep Ocean Vast Sea” que sirvió para poner el broche al set principal.

Regresaron al escenario poco después para satisfacer el ansia de un  publico totalmente entregado con un bis totalmente antológico formado en su mayor parte por grandes éxitos de Bauhaus aplaudidos y bailados a rabiar por una audiencia extasiada. “Strange Kind Of Love / Bela Lugosi´s Dead” (con un surrealista e impagable Viva España en mitad de estrofa), “The Passion of Lovers” o “She´s In Parties” fueron una autentica gozada  y remataron con las versiones apoteosicas  “Ziggy Stardust” (David Bowie) y  “Transmission”  (Joy Division) con Peter imitando el baile de Ian Curtis completamente extasiado…locura total.

Hasta dos veces más volvieron a subir al escenario para terminar la velada con la mítica “Cuts You Up” (Deep (89)) y “Space Oddity” (David Bowie), interpretada por un solitario Murphy en el escenario. Finalizaron por todo lo alto con “All Night Long” de Love Histerya (88).

Un concierto vibrante e intenso en el que a pesar de los problemas de sonido vimos a un cercano Peter Murphy en plena forma sobre un escenario, el cual domina a la perfección y llena por completo con su carisma, una voz privilegiada y una energía admirable.

El que tuvo retuvo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.