Murder By Death – Big Dark Love (Bloodshot Records)

Recuerdo haber conocido a Murder by Death con su disco In Bocca al Lupo (06). Sus buenas críticas cosechadas, junto al inquietante título del disco, me llevaron a ello. Eran tiempos en que expandía mi universo sonoro a líneas tangentes con el sonido de raíces americano.

Bajo la denominación un poco cajón desastre de Gothic Country se englobaba, no con cierto criterio absurdo, a Murder by Death, Cowboys Junkies, The Handsome Family o Devotchka. Parecía confluir a ello una riqueza instrumental de cuerdas varias con pátina oscura y sabor polvoriento. Por entonces, la banda sonaba viva y peligrosa.

Años después, y, la verdad, sin haber sido demasiado seguidor de los pasos dados por los de Bloomington, llegamos a Big Dark Love. Lo primero que destaca, es un sonido algo más liviano y cansado, una suerte de Bright Eyes ebrios podría ser una buena definición para acercarnos al resultado final.

La densidad pastosa e inquietante se filtra aún puntualmente en temas como “Dream in red” -qué suicidio despacharla en dos minutos y medio- y sus anti-baladas country oscuras y truculentas hacen acto de presencia con “Send me home”.

No obstante, el enfrentamiento no bien avenido entre una producción limpia y austera contra una intencionalidad porosa y de deglución pausada no ofrece unos acabados convincentes, haciendo que las canciones se evaporen casi sin darnos cuenta. Me temo que para Gothic South, nos seguimos quedando con True Detective y los discos de Woven Hand.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.