VKR – Grandes (BOA)

Si que son “Grandes”. VKR ha sacado un disco que sale de la calle en ritmo y letra, cuando la Vieja Escuela parecía que se había quedado estancada llegan ellos para reventar los subwoofer. Más de quince años de historia de grupo para hacer quince temas forjados en el espíritu más urbano. Y es que no me canso de calificarlos así, han mejorado hablando de lo mismo una y otra vez sin resultar pesados ¿será por que las bases de Sr. Tcee y Zarman son tan buenas que te hacen olvidar hasta las letras?.

Todos hemos crecido desde su debut del 97, algunos ya son padres otros viven con sus parejas, pero el estilo sigue inherente. Se les nota contentos, alegres, otro momento en la vida en la que recuerdan lo que han sido y en lo que se han convertido. Parecía que había llegado su fin desde “Entrenaos”, pero una vez más nos han demostrado que no estaban muertos sino escribiendo unos temas que en concierto puedes bailar. Es más, debes bailarlas.

La temática del disco en general es bastante nostálgica, mucho recuerdo de los ochenta, la ropa, las canciones, los locales, el sobrevivir…como en “Pasa el tiempo”, “No estaban muertos”…bueno en todas hay nostalgia. Chulería también, pero la justa, no puedo decir que vienen buscando guerra a no ser que quieran dejar claro dónde está la verdadera cultura del rap como en “Sufrimiento y talento” y poco más a parte de lecciones de vida, desperdigadas por todo el discazo que han hecho.

La producción está cuidada, cálida pero a la vez dura. Un sonido envejecido con chisporroteos de vinilo en todos y cada uno de los temas, siendo estos metódicos y perfectamente medidos. Puede que sea esta la faceta más sobresaliente de este nuevo trabajo de los de Torrejón. Siempre han destacado por esto, pero ahora es más palpable aún si cabe. Eso si, se echan en falta colaboraciones con otros artistas, salvo los coros femeninos anónimos en “Disimula”. Si tengo que elegir entre palabras o música en esta ocasión me quedo con los beats, sin lugar a duda, a veces dejan de lado totalmente a lo escrito porque simplemente, las superan en calidad.

Para terminar te recomiendo dos formas de uso de este disco de los Verdaderos Kreyentes de la Religion Hip Hop son: Uno, tumbate en la cama, apaga las luces, pon el equipo de música a todo volumen y relájate para captar la esencia de las letras en un día que tengas nostálgico…o la opción dos. Mientras estas haciendo cualquier cosilla de la casa, dale al play y deja que fluya el flow por tooodo tu cuerpo, créeme acabarás hasta planchando con ritmo y ganas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.