Entrevistamos a Delaporte para desgranar ‘Las Montañas’

Estamos en una de las cafeterías más antiguas de Madrid. Su nombre es Café Barbieri , se encuentra en el corazón de Lavapiés y conserva su decoración de principios del S.XX. Sergio y Sandra ya están aquí. Los conocen más como Delaporte. Estamos en una mesa sentados. Sandra se pide un té mientras a mi se me caen las cuatro tarjetas que tengo del abono transporte al suelo. Llevo tantas porque siempre las pierdo y hasta que las encuentro, me dedico a comprarme otras. Sandra me dice que tengo el monopolio del abono transporte y Sergio que me arriesgo a perder todas a la vez. Llevan razón. Pero cambiamos de tema y hablamos de las grandes recetas de pasta de Sergio en sus redes sociales y del ‘guanciale’. Sergio nos intenta explicar qué es. Nos acabamos de conocer, pero auguro que nuestra conversación no va a tener desperdicio. Pongo el modo avión en el móvil.  Vamos a hacer un viaje hasta ‘Las Montañas’.

“Por favor, que todo el mundo se independice de los intolerantes y de los rancios”

Todo empieza en ‘El Refugio’ con una frase importante “Me aterra no ser yo”.

Sandra: Empieza con esto de que te dejas llevar por todas las influencias, por todas las críticas y por toda la opresión de como uno tiene que ser. Y de pronto te das cuenta de que, dentro de ti, no hay una casa ni un refugio. No hay ningún sitio donde ser feliz ni donde quererme. Donde estar a gusto. Encontrar tu lugar dentro de ti es más importante que encontrar tu lugar en el mundo. Entonces sí, empieza con la letra de “me aterra no ser yo” donde lo más importante es mi individuo, con mi colectivo sí. Pero sobre todo mi persona no encontrada.

Después llega “Se va”. En mi opinión, es darte cuenta de que eres víctima de la opresión y en el videoclip da la sensación que expulsas o te separas un poco de esa opresión que forma parte de ti. Y con ese plano secuencia…

Sergio: Para mí, “Se va” es más añorar ese momento en el que realmente eras tu. Porque una persona no nace oprimida, una persona nace libre y coherente consigo misma. Y luego ciertos modelos, según vas creciendo, te obligan a ser de determinada manera. “Se va” es reconocer esa parte de ti que se ha ido y la quieres volver a recuperar. La verdad que me gusta tu visión del videoclip (risas).

 

La siguiente canción es “Rica Rica”. Para mí, significa que esos modelos generan adicción y es complicado salir del bucle lleno de toxicidad.

Sandra: Va por ahí. Se representa en una relación amorosa porque también está Arkano. Pero al final no es una relación amorosa. Es el ejemplo perfecto de vivir en la toxicidad. Tanto para ti como para los demás. Es decir, necesito que las personas me valoren porque yo misma no se hacerlo. De esta manera, te enganchas a personas que te dicen lo que vales y dejas de valer para poder sentir que valgo algo. Eso es muy peligroso porque dependes de otras personas que a veces no son las más sanas para poder ser una persona en mayúsculas. La toxicidad viene de ahí, necesitar la evaluación constante de otros para poder encontrarte a ti. Eso es horrible porque prefieres engancharte a este tipo de personas por no estar sola. Y vas de gancho en gancho.

Y repites patrón constantemente.

Sandra: Siempre. Además, buscas personas a las que les guste también ese patrón. Me di cuenta de que en las canciones se habla siempre de empoderamiento, de “pues ahora te dejo y mira que guay estoy” pero creo que es más importante dar a conocer este patrón y este proceso porque es el tóxico de verdad. Y es el que te hace luego escribir una canción diciendo “Ahora soy mejor que tú”. Hablar de la toxicidad y hablar del germen inicial del maltrato, el pensamiento radical que te lleva a situaciones tan extremas, creo que es muy importante.

Creo que todas y todos hemos vivido situaciones tóxicas y hablar de ello puede ayudar a muchas personas a darse cuenta de que no todo vale y de que las cosas deben ser de otra manera.

Sandra: Fíjate que no era el objetivo del disco. El objetivo era vomitar el veneno. (risas). Pero supongo que ese vomitar ayuda a otras personas a echarlo. Y dar nombre y poner palabras a un proceso que realmente duele.

La siguiente canción es “No” que es sinónimo de estar en la absoluta ‘mierda’.

Sandra: Absoluta mierda (risas). Es déjame llorar, déjame estar mal. Es un “he venido aquí a llorar”.

Sergio: También es aceptar el malestar. Huimos de los sentimientos y las emociones negativas.

Sandra: Hay que llorar, las cosas se lloran.

Una vez más, otro concepto establecido por la sociedad. No podemos permitirnos estar mal.

Sandra: Tu mira Instagram y flipas. Tengo amigas que han estado muy mal, en terapia y mirabas su Instagram y no podía ser que fuesen la misma persona. Esa dualidad creo que nos despersonaliza mucho y nos separa mucho de nuestra identidad. Hay que mostrar la tristeza. Estar triste es adaptativo, significa que hay que cambiar cosas.

Otro concepto visto mal socialmente; ir al psicólogo.

Sandra: Yo invito a todas las personas de este universo a que vayan al psicólogo.

Lo triste también es que se normalizan las cosas cuando lo empiezan a hacer los personajes públicos y no se normalice desde la educación.

Sandra: La educación ahora son los influencers. (risas) Con lo bueno y con lo malo.

Sergio: Al final esto que hablamos de la dualidad también es tóxico. Porque nace de la necesidad de ser aceptado. Tanto por tu novio, tus amigos y por las redes sociales. Es un necesito que todos y todas me acepten.

Sandra: Y eso es imposible a todos los niveles. Por eso viene lo de “me aterra no ser yo”, la vida tóxica y luego querer “cortarte las venas” porque estás en la mierda más absoluta.

 

Después de “No” sacasteis “Clap” que es como la segunda parte en la que te das cuenta de que no puedes seguir en la absoluta mierda.

Sandra: Sí, la tristeza y la ansiedad son adaptativas. Si te autocompadeces eternamente, no. Si pasa eso, id al terapeuta por favor. Pero es importante entender que la tristeza te señala que hay cosas que están mal y tienes que cambiar. Hay cosas de las que yo no soy culpable. No sé, sentirse culpable por estar triste es el colmo.

Y “Clap Clap” empodera un poco por el hecho de decir :“Vale, voy a salir de aquí. Me voy a levantar y voy a luchar contra todo eso que me hace daño y lo voy a destruir porque no me hace bien”. Conclusión, no quiero seguir de la mano de cosas que no me hacen bien.

Y llega el momento de escupirlo todo con Bang Bang. Además, musicalmente esta canción te rompe todos los esquemas.

Sandra: Llevábamos tiempo queriendo hacer algo más arriba, más drum & bass. Estamos escuchando mucho techno y mucho Prodigy.

Sergio: Este tema nació en septiembre y sin letra, pero desde el primer momento Sandra sabía la frase con la que tenía que empezar.

(Sandra se arranca) “Eres idiota, no te das cuenta” Sabía que decía eso y luego todo el rato “FUCK” (risas). Y luego “He declarado independencia de los rancios, FUCK” eso es como debe ser. Por favor, que todo el mundo se haga feminista y se independice de los intolerantes y de los rancios.

A mí me sorprenden ciertas actitudes, comportamientos y pensamientos hoy en día. Cuando crees que íbamos mejorando y había cosas superadas, te das cuenta de que no.

Sandra: Sí, muchas veces veo películas y no me creo que esto sea un guion. También hay que pensar que se rodó hace 20 años, pero no sé, hay cosas tan machistas y tan insertadas en el cine y en todos los niveles culturales.

Y ahí es cuando sale “la bestia que hay en mí”

Sandra: De estar muy cansada ya.

Y muy enfadada. Volviendo al disco justamente llega “La Bestia” y esa frase tan importante “soy todo lo que fui y esa es mi bestia”.

Sandra: Sí, en el momento en el que me veía super jodida, en relaciones tóxicas y era lo que los demás querían. Psicológicamente, pienso en ese ‘yo” del pasado y siempre me he avergonzado de ese ‘yo’ y lo he tapado. No he hablado de ello. Incluso a día de hoy, me cuesta hablar de cosas de mi pasado. Me da incluso “asco”. A ver, no es asco. Pero es cierto que dentro del proceso también está aceptar toda esa parte del pasado. 

 

Pero gracias a eso te conviertes en “El volcán”

Sandra: Es asumir que, aunque no te guste, aunque te enfades y me digas que me vas a abandonar. Imagínate, una pareja normal y que la mujer expresa algo. Vámonos a antaño. Una mujer que dice “necesito esto de ti, yo quiero cambiar y necesito hacer algo”. Y el hombre le dice: “no puedes hacer esto porque me va a hacer daño”. Culpabilizando a la otra persona. Y la otra persona, con tal de seguir siendo querida y que no la abandonen…”. Le puede pasar a todo el mundo, hablo de lo que a mí me ha ocurrido personalmente y no soy una señora de 50 años. Yo, Sandra, hola. (risas). Es decir, “Vale, si te enfadas y me dejas de escribir, si me vas a abandonar, si me llamas puta, lo que tu quieras. No es mi culpa y que te follen. Es así”. Es literalmente esto. Soy libre y déjame en paz. Exploto como un volcán. Por eso dice la canción “Mira ahora, me llamo libertad. Mira ahora, para ti yo soy el mal” pero me da igual.

Llegar hasta ese punto es el climax. Es reencontrarte contigo. Porque el camino es duro hasta que llegas a ese punto.

Sandra: Sí, porque es una forma de violencia porque anula tu personalidad. Todo el mundo tiene miedo al abandono, el problema es que te culpen y te hagan sentir que te lo mereces. O el típico, “te ignoro”. Nos peleamos y nos ignoramos.

O las personas que se aficionan al ‘Ghosting’.

Sandra: Sí, sí. Y hacer que no parezca amor y encima tu eres la culpable porque encima tú te has enamorado.

Cuantas veces hemos escuchado la frase “Me hace sentir que estoy loca”.

Sandra: Pues justo de eso habla este tema. Mira, no estoy loca y tú eres un gilipollas. (risas). Y si te enfadas y me dejas de escribir, no es mi culpa. Así que voy a tirar para adelante. Porque no nos damos cuenta de que es un individuo totalmente tóxico e interesado. Y con la inteligencia emocional de un mono. Aunque un mono tendría más (risas).

“Boom”

Sandra: Sí, es el hay que ser una chica muy buena…etc. pero me da igual. Me descontrolo y si te caigo mal, vale.

“No Dirás” con la colaboración de Ximena Sariñana

Sergio: Es el tema más antiguo del disco. Es el que suena más a “Como Anoche”. Y encima la colaboración con Ximena Sariñana. De alguna manera ya estaba el germen la temática de la que queríamos hablar. Luego la letra encajó perfectamente en el proceso.

Un proceso en el que hay que recordar “De dónde vienes” con Putochinomaricón

Sandra: Es volver a tus raíces y sobre todo no renegar de ellas. Esto es lo que soy y lo que me ha hecho crecer. Esto es lo que me ha hecho llegar hasta aquí y lo que me ha hecho llegar a ser un poco más feliz. Además, lo hicimos con Chenta de “Putochinomaricón” con quien hablamos bastante de este tema y coincidíamos en que hay veces que cuando das muchos conciertos y no paras, estás con todo el mundo diciéndote cosas buenas permanentemente. Es un proceso muy antinatural para cualquier persona. No hay que perder el foco. Hay dos maneras de afrontar las cosas, desde el ego o lo tóxico o seguir con el foco que es: a mí me gusta hacer música, mi gente, me quiero acercar a la gente que me apoya, me hace crecer y no a la gente interesada que se me acerca por el camino.

 

Al final, estáis expuestos siempre. Si tienes un mal día, tienes que poner buena cara. Volvemos a esa dualidad de las personas con las redes sociales, pero en vuestro caso, a la dualidad del artista.

Sandra: Lo bueno es que nuestro público es muy respetuoso. Porque, por ejemplo, hablando con gente de Operación Triunfo, muchas veces no se respeta ni la integridad de las personas que están detrás del artista. Hay una diferencia muy grande entre fanáticos y público. Nosotros, por suerte, tenemos público. Gente que compra entradas, viene y nos apoya.

La idealización, otro gran problema.

Sergio: Sí, por ejemplo, recuerdo que me gustaba mucho un cantante brasileño Y este cantante, con el tiempo, sacó como una campaña apoyando a Jair Bolsonaro. Y me chocó, pero luego pensé que no sabía por qué me sorprendía. Habla de amor y de su vida, no de política. No le conozco. Pero yo ya me había hecho en mi cabeza que, porque me gustan las canciones, pensaba igual que yo.

Sandra: Cada uno con su camino. Tu te metes ‘Operación Triunfo por algo. La gente se mete para ser ‘influencer’. No juzgo las elecciones de la gente y pienso que cada uno tiene su camino.

Sergio: Son chavales que crecen con este modelo.

Sandra: Sí y entienden que el éxito es eso.

Volvemos a lo mismo, al reconocimiento social.

Sandra: Mira, yo pienso que una persona que se va a un huerto y está tranquilo, lejos de las redes sociales. Imagínate este perfil de persona que vive con su música y sus instrumentos, su huerto y sus movidas, totalmente libre y no dedica tiempo a estar ahí metido. Pienso que esa persona es muchísimo más exitosa y más libre que una persona de ‘Operación Triunfo’, pero vamos, años luz. Lo que pasa que es el modelo que se ha inculcado y el rollo de que ser ‘influencer’ es ser poderoso y es la única manera de tener éxito. Y eso llega a los chavales desde que tienen 12 años.

“El Universo” de cada uno. Esta canción es una vuelta a casa.

Sandra: Mira, justo eso. Entender que el éxito no es eso y que al final, estás contigo. Tu refugio y tu casa y que cuando me miro así, puedo ver el universo entero. Puedo brillar y flotar. Puedo mirar atrás y confirmar que todo esto forma parte de mi y que no entiendo como me he dejado engañar por este decorado tan feo. Pero ahora mismo, puede ver la vida, sentirme plena y en calma.

Y llegamos a nuestro destino, a ‘Las Montañas

Sergio: Es la confirmación de que has vuelto a encontrar tu refugio y lo quieres proteger. Es una entrega total. Un hablarse así mismo. A esa parte que habías machacado y no le dejabas ser libre y que en el videoclip se representa al final como si fuese un carnero, un diablo. Porque antiguamente, las mujeres libres eran brujas y se les tachaba de hacer pactos con el diablo.

Escucha Las Montañas, nuevo disco de Delaporte

Un comentario sobre “Entrevistamos a Delaporte para desgranar ‘Las Montañas’

  • el 16 Noviembre, 2020 a las 8:14 am
    Permalink

    Gran disco. Han crecido de una manera inmensa. Sandra es muy grande

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.