Saint Etienne – Joy Eslava (Madrid)

El concierto se nos hizo corto; mejor dicho: el concierto fue corto. Apenas una hora en la que los británicos supieron mantener contentos al público que había llenado la sala, alternando algunos de sus temas más recientes con grandes clásicos de la banda.

El tema que abrió su actuación, “Nothing can stop us”, uno de los singles de su primer Lp, Foxbase Alpha (1992), dejó claras las intenciones de St Etienne: agradar al público con los éxitos que todos hemos bailado a lo largo de los casi 20 años de carrera que los ingleses llevan ya a sus espaldas.

No faltó ninguno: a la correcta versión de “Only love can break your Heart” de Neil Young le sucedieron otros éxitos como “Who do you think you are” (también una versión, en este caso del grupo británico de los 60 Jigsaw), “A good thing” o “Sylvie”, que fue sin duda uno de los momentos álgidos del concierto y puso a la sala a bailar.

Con una Sarah Cracknell que desprende elegancia por los cuatro costados a sus 40 años quedamos hipnotizados, olvidando que su actuación, aunque muy correcta y en algunos momentos hasta brillante, pecó de cierta falta de frescura y espontaneidad.
Terminaron su actuación con el tema que muchos llevaban esperando todo el concierto, “He’s on the phone”, clímax verdadero de la noche en el que tanto el grupo como el público se entregaron, sabiendo a ciencia cierta los primeros y presumiendo los segundos, que el concierto llegaba a su fin.

St Etienne resultaron eficaces y profesionales; sus seguidores más acérrimos quedaron encantados y al resto nos trajo buenos recuerdos y nos procuraron una noche agradable -que no está mal-.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!