Sidonie – Shell Kids (Sony Music)

Hey boy, stand up on the sofa!!!; con unas intenciones tan claras y un poderosísimo riff de guitarra comienza Shell Kids, o lo que es lo mismo, la reválida para Sidonie. Después de su controvertido fichaje por la multinacional Sony tras su arrollador paso por Bip Bip, a Axel, Marc y Jesús les tocaba ponerse manos a la obra y sacar lo mejor de si mismos para convencer a su nuevo sello, a sus cada vez más numerosos fans y sobre todo, a si mismos.

¿Y qué es lo mejor de si mismos?, ¿qué tenemos en Shell Kids?, pues la respuesta es sencilla, CANCIONES, Sidonie se han centrado tanto en sus nuevas composiciones que han dejado de lado el aspecto más romántico de su música, los juegos electrónicos y los arreglos imposbles, es decir, se puede decir que últimamente han escuchado bastante más a los Beatles y a los Rolling Stones que a Primal Scream. Evidentemente esto alegrará a unos y decepcionará a otros, pero lo que es innegable es la capacidad del grupo para fundir todas las influencias del pop y el rock más clásico (Beatles, Byrds, Beach Boys, Rolling Stones…) y actualizarlas en porciones de 3 minutos, construyendo temas redondos de estribillos radiantes y melodías que calan hondo.

Shell Kids arranca con “On the sofa”, extraído como primer single, un tema contundente, con guitarras potentes, voces bien empastadas y la dosis justa de arreglos, a la que sigue “Bla bla bla”, el corte con riffs más rockeros del álbum, y a la vez con una de las mejores melodías que Sidonie han compuesto -será el segundo single seguro-. Cuerdas y vientos que endulzan los rincones de “The sheltering sky”, burbujas electrónicas acompañando a la guitarra principal en “Cousteau’s zodiac”, el aroma del Sargento Pimienta y el inevitable sitar que adorna “Moments”, los Rolling Stones más funky en “Just call it R ‘N ‘R” dan algunas pistas para seguir el hilo a este Shell Kids.

Realmente se nota el paso adelante que han dado Sidonie en todos los niveles, mostrando por fin una imagen de “grupo serio”, mucho más allá de lo divertidos que puedan resultar sobre el escenario, Shell Kids indaga en la fantasía pop más exultante -“Turn it up” es un gran ejemplo-, y en la magia de los pequeños momentos creados por Marc, Axel y Jesús, “manteniéndose juntos, sonriendo siempre… todas las carreteras secando nuestras lágrimas y pensando que, “somos uno”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.