15 biopics musicales más allá de Bohemian Rhapsody

Bohemian Rhapsody, biopic de Queen dirigido por Brian Singer ha revitalizado el género de los biopics musicales, convirtiéndose además en todo en un fenómeno de masas con una recaudación récord e incrementando notablemente las ventas de discos de la formación. De hecho, sus integrantes han aprovechado el tirón para anunciar gira norteamericana con Adam Lambert de nuevo a las voces. Un éxito que no solo se ha visto materializado en la estupenda taquilla, sino que empieza a acumular premios, el primero de ellos para Rami Malek, quien ha conseguido el Globo de Oro por su encarnación de Freddie Mercury y ya suena como favorito para los próximos Oscars.

El siguiente film de estas características que veremos será Rocketman (tráiler aquí), dirigido por Dexter Fletcher, que nos contará la vida de Elton John. Y ya hay en mente otros, para contar la vida de más reconocidos artistas, como Prince.

Aunque nosotros preferimos los documentales, los biopics musicales parecen el nuevo filón a explotar. Como bien sabéis, no son un género nuevo ni mucho menos y en los últimos años hemos podido disfrutar de unos cuantos, en algunos casos de un mayor nivel que la reciente Bohemian Rhapsody.

Te recordamos 15 que ya deberías haber visto:

Tina (Tina Turner) – Brian Gibson (1993)

Angela Basset en el papel de Tina y Laurence Fishburne como Ike Turner en uno de los dramas musicales más intensos de los 90.

La Bamba (Ritchie Valens) – Luis Valdez (1987)

Ritchie Valens, cantante norteamericano de ascendencia mexicana era uno de los valores más prometedores de la música de finales de los 50, pero perdió la vida a los 17 años en el mismo avión en el que moría Buddy Holly. El film tuvo relativo éxito a finales de los 80.

England Is Mine (Morrissey) – Mark Gill (2017)

Repudiado por el propio Morrissey, este curioso biopic se quedó en un frustrado intento por acercarnos los años mozos del cantante de Manchester. Dado el interés que suscita el personaje, quizá en unos años podamos disfrutar de una segunda intentona.

Backbeat (The Beatles) – Iain Softley (1994)

Esta película recoge los primeros años de The Beatles, antes de que se convirtieran en un fenómeno de masas. Sus andanzas en Hamburgo y la historia del  ex Beatle Stu Sutcliffe quedan bien reflejadas en él.

Sid y Nancy – Roger Deakins (1986)

El bajista de los Sex Pistols vivió demasiado rápido y dejó un bonito cadáver con tan solo 21 años. La película narra no solo el tormentoso romance entre Sid Vicious y Nancy Spungen, sino parte de la intra historia de aquella escena. Gary Oldman está muy bien.

24 Hour Party People – Michael Winterbottom (2003)

Este imprescindible film de principio de los 2000s no se centra en una banda en concreto, sino que nos narra las aventuras de Tony Wilson y de sus grupos del sello Factory. De Joy Division y New Order a los alocados Happy Mondays. Toda una postal de la escena manchesteriana durante dos décadas fundamentales para entender el desarrollo de la música contemporánea.

The Runaways – Floria Sigismondi (2010)

Otra de las más recientes. En ella se nos narra la historia del grupo femenino que estaba formado por Micki Steele, Sandy West y Joan Jett y revolucionó el panorama punk de finales de los 70 en EEUU.

Amadeus (Wolfgang Amadeus Mozart) – Miloš Forman (1984)

Uno de los fenómenos cinematográficos de los 80. Forman nos contó la apasionante vida de un genio como Mozart narrada por su enemigo íntimo Antonio Salieri. Una grandísima película de obligatorio visionado.

Great Balls of Fire! (Jerry Lee Lewis) – Jim McBrde (1989)

La historia de Jerry Lee Lewis tenía que ser contada sí o sí. Uno de los músicos imprescindibles de su generación, coetáneo de Elvis Presley, Carl Perkins y Johnny Cash, con los que formaría Million Dollar Quartet, tuvo una serie de excesos que estuvieron a punto de costarle la carrera. Descúbrelos en Great Balls Of Fire!

La vida en rosa: Édith Piaf – Oliver Dahan (2007)

Marion Cotillard encarna a la legendaria cantante francesa Edith Piaf y nos narra sus duros y miserables comienzos, hasta convertirse en todo un fenómeno internacional.

Ray (Ray Charles) – Taylor Hackford (2004)

Jamie Foxx se hizo con el Oscar por su notable interpretación de Ray Charles, músico invidente que hizo de su piano una extensión de su propio talento. El resultado es un poco azucarado, aún así, merece la pena.

The Doors – Olliver Stone (1991)

La película de Oliver Stone fue el Bohemian Rhapsody de los 90. Las peripecias de Jim Morrison (Val Kilmer) y compañía quedaron bien plasmadas y su banda sonora volvió a poner a los norteamericanos en la picota. Si se hubiera estrenado estos días, otro gallo hubiera cantado.

Walk The Line -En la Cuerda Floja- (Johnny Cash) – James Mangold (2005)

Otro gran acierto. Las peripecias de Johnny Cash y June Carter llegaban a los cines la pasada década con un más que convincente Joaquin Phoenix. Dada su calidad tuvo un buen número de premios, incluyendo del Oscar para una gran Reese Witherspoon.

Gainsbourg (vida de un héroe) – Joann Sfar (2010)

Serge Gainsbourg fue uno de los artistas más geniales, personales y peculiares de la historia. En Gainsbourg: La Vida de un héroe se nos acerca a su universo de una manera un tanto peculiar e imaginativa, que nos muestra sus pícaras vivencias y su pasión por la música, las mujeres y los excesos. Pura vida.

Control (Joy Division) – Anton Corbjin (2009)

Anton Corbjin, uno de los fotógrafos más respetados y admirados de la música, rindió un merecido homenaje a Ian Curtis en esta grandiosa película. Un emotivo retrato del nacimiento, desarrollo y trágico final, de una de las bandas más influyentes de su generación. Imprescindible.

8 comentarios sobre “15 biopics musicales más allá de Bohemian Rhapsody

  • el 7 Enero, 2019 a las 8:51 am
    Permalink

    Muy de acuerdo. Si la de los Doors se estrena ahora lo peta

    Respuesta
  • el 7 Enero, 2019 a las 8:52 am
    Permalink

    Una buena colección de películas. No he visto Sid y Nancy. ¿Merece tanto la pena?

    Respuesta
    • el 8 Enero, 2019 a las 11:27 pm
      Permalink

      Muchísimo,si te va el punk pasarás un buen rato y si te gusta el cine tb,de lo mejorcito de Gary Oldman

  • el 7 Enero, 2019 a las 8:58 am
    Permalink

    Control es buenisima. Para mi la mejor recreación que se ha hecho de un personaje, ademas que la fotografía es sobrecogedora

    Respuesta
  • el 7 Enero, 2019 a las 8:59 am
    Permalink

    Maravilloso y con gran criterio el artículo de Manuel Pinazo sobre biopics musicales.
    Esos films sobre Jerry Lee Lewis, Doors, Beatles, Ray Charles, Joy Division, Tina Turner, etc son realmente todos buenísimos y memorables. Saludos.

    Respuesta
  • el 7 Enero, 2019 a las 10:23 am
    Permalink

    El de Morrissey es un toñazo fino.

    Respuesta
  • el 7 Enero, 2019 a las 11:22 pm
    Permalink

    La que más me gusta es Control.
    Dos horas de película, en la que Sam Riley recrea, además de con su parecido físico, las señas de identidad de Ian Curtis

    Respuesta
  • el 10 Enero, 2019 a las 6:58 pm
    Permalink

    Jamie Foxx se sale como Ray Charles!

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.