Entrevistamos a Coti

Recuerdo cuando era un niño y discutíamos en el coche sobre qué música escuchar. Mi padre quería funk, mi madre, flamenco, y yo, aunque me cueste reconocerlo, los discos de Caribe Mix. Entre estas diferencias sonoras llegar a un acuerdo era sumamente complicado. Al final, el punto intermedio eran emisoras de radio como Kiss Fm o M80, era la música del consenso. Y en esas emisoras recuerdo que siempre sonaban las canciones de Coti, para mí este artista argentino era la voz de la tranquilidad. Luego podrían venir los discos de Camarón o George Benson, pero Coti siempre estaba ahí.

A estas alturas no hace falta presentar a Coti, un artista que lleva en la música toda la vida sembrado de éxitos y siempre con los pies en el suelo. La historia de Coti Sorokin es la crónica de un largo viaje. Ya sea el suyo, recorriendo países, llenando estadios, conquistando las listas de éxitos, o el mío de camino a la playa en el coche de mis padres y escuchando sus canciones.

En esta entrevista tuve la oportunidad de hablar con él, del nuevo documental que ha presentado, del concierto por streaming que realizó hace unos días o de sus últimas canciones. Pero también de su relación con Pau Donés, de política internacional o del sonado tema de las vacunas. Porque Coti es así: directo y cercano, capaz de sacarte un número uno o hacerte un alegato por los más desprotegidos.

“Trump y Bolsonaro entran en la política porque aman el poder, están tomando decisiones a conciencia y la historia les va a juzgar”

Es un verdadero placer hablar contigo Coti. Lo primero de todo, desearte que tú y tus familiares estéis bien. ¿Dónde has pasado la cuarentena? Ahora, poco a poco, estamos volviendo a la normalidad. ¿Crees que vamos a aprender una lección de todo esto?

El placer es mío. Ha sido bastante complicado, los primeros cuarenta días estuve en Uruguay que fue donde me pilló. Fue a mediados de abril cuando me repatriaron a Buenos Aires.

Creo que ahora tenemos un poco más de conciencia global, por lo menos deberíamos tener un conocimiento colectivo. Esto debería ser uno de nuestros primeros desafíos. Hemos vivido un verdadero problema, no solo en cuestión sanitaria sino en muchos aspectos. Creo que va a llevarnos un par de años recuperarnos. Somos parte de un cambio de modelo y también de una crisis. Estamos viviendo y escribiendo parte de la historia.

Esta cuarentena ha sido un golpe muy fuerte para la industria cultural. Desde promotores a artistas, pasando por festivales o todas las personas que participan de una u otra forma, hasta la magia de los directos. ¿Crees que la recuperación va a ser muy difícil?

La recuperación de la industria cultural está siendo más lenta de lo que muchos pensaban. Quizá en algún momento se fantaseó con la idea de que cuando se acaba el confinamiento volveríamos a los conciertos, pero esto no es así. Hay peligro de rebrote y hay que ir con bastante cuidado.

No es ninguna novedad que la cultura esté siempre a la cola de los ejecutivos. Por desgracia, la cultura va a ser de lo último en normalizarse. Y eso que en esta situación hemos visto como la cultura ha sido un bien tan importante para mantener la cordura, para mantener entera el alma de mucha gente.

En cuanto al tema de la industria musical, las grandes compañías discográficas no han tenido tantos inconvenientes porque al final siguen monetizando con las reproducciones online, con los artistas mainstream… El mayor problema son las pequeñas e independientes que están sufriendo de una manera bestial. Se está monopolizando más la industria.

El pasado 12 de julio hiciste un concierto único en tu vida hasta el momento. Un directo por streaming desde el lugar donde compones tus canciones y con tus instrumentos más personales. ¿Nos puedes explicar algún detalle?

Fue una experiencia novedosa, desafiante. Algo nuevo que nos pone en otro sitio, tanto como artistas como espectadores y la comunicación que se genera es diferente. No es un concierto que venga a suplantar los conciertos tradicionales, sino más bien aporta algo diferente, nos acerca de un modo distinto.

Mi propuesta era hacer este concierto virtual desde mi base operativa con mis herramientas, y, además de cantar, mostrar las historias relacionadas detrás de cada composición. Una experiencia linda a la que se conectaron más de 3000 dispositivos de todo el mundo. Una aventura que abre puertas diferentes pero que nunca va a suplantar un concierto presencial. Aun así, puedes hacer cosas que en directo es muy complicado, y es ahí donde puede radicar la magia de estos formatos.

Eres una persona con bastante gusto musical. ¿Cuáles han sido las canciones que te han acompañado a lo largo de estos días?

En esta cuarentena he estado escuchando mucha música clásica, mucho jazz… La música que normalmente suelo escuchar. No tenía ánimo ni inquietud por descubrir cosas nuevas. Estuve muy estático, pero disfrutando de la paz que me ofrece la música instrumental.

Justamente has publicado una nueva canción titulada “Por Ahí”. Un tema de calidad, con unos arreglos y melodías muy cuidadas y una letra que nos habla de estos momentos que hemos vivido y las cosas buenas que nos esperan al final del túnel. ¿Cómo ha sido todo el proceso de grabación?

No es nada fácil producir en cuarentena. Estuvimos haciendo un montón de cosas, pero todo es muy complicado y lleva el triple de esfuerzo, el triple de imaginación. Por lo menos hemos estado generando una gimnasia de trabajo y aplicando una forma de trabajar que ya veníamos haciendo, eso nos ha ayudado mucho.

El proceso ha sido una locura, 100% en cuarentena y a distancia, manteniendo el contacto por Skype. Cada músico estaba en su ciudad y yo lo dirigía desde Uruguay. La batería se grabó en La Plata, la guitarra y los bajos en Entre Ríos, los teclados en Buenos Aires. Yo grabé todas las voces en Uruguay, y todo este material lo remezclamos en Madrid.

 

Esta canción es el adelanto del que será tu nuevo disco. Un álbum en el que te acompañan tanto en el estudio como en los directos Los Brillantes. ¿Nos puedes contar algo acerca de este disco?

Sí, esta canción fue el primer adelanto. En los próximos días publicaremos otra canción y poco a poco iremos mostrándolo y avanzando en la grabación. Publicaremos el disco más adelante, cuando podamos hacer una gira y una presentación como corresponde. 

Tu último disco se lanzó en 2018. Un álbum que recordaba tu paso por el Teatro Colón de Buenos Aires. Ahora, además, has sacado un documental que nos habla de esta experiencia titulado “Nada fue un error”. Un film lleno de testimonios y muy buenas historias.

Sí. Teníamos una enorme cantidad de material muy lindo y muy bien registrado. Mucho contenido audiovisual del concierto y también del backstage, de los ensayos, de la producción… y el resultado de unir todo esto ha sido un documental de casi dos horas.

Ha sido la primera vez que nos embarcábamos en algo así, y más en esta situación. La bisagra fue el concierto en un teatro imponente y de los más importantes del mundo. La oportunidad de tocar ahí fue algo genial. Este documental es la oportunidad de contar un poco la historia de todo eso, pero también el viaje de un músico que empieza de cero; por eso hay tantos testimonios, ya sea de mi familia, de personas que han formado parte de vida creativa o de mi propio equipo. Estoy muy contento con el resultado.

Un viaje que no siempre ha sido agradable ni fácil. Además, el documental ha tenido muy buena acogida por parte del público ¿Te esperabas esta recepción?

La idea era mostrar ese proceso, ese viaje. Los años más difíciles, situaciones alegres y otras muy triste que me han marcado, y, cómo todo eso ha repercutido en mis composiciones. No solo valen los aciertos, en la vida hay de todo. Situaciones de vida como cuando vivía en Madrid, mi aprendizaje mientras estudiaba música, mi primer grupo, mi primer disco, el porqué de las canciones más conocidas que tengo… La idea era contar justamente eso.

Una de las pérdidas más dolorosas que hemos tenido estos meses ha sido la de Pau Donés. Un artista que siempre tenía una sonrisa y con el que guardabas una buena relación. ¿Qué momento recuerdas con él?

Una pérdida enorme en este año tan enérgicamente extraño. Una perdida muy dolorosa la de Pau. Una enfermedad que le tenía maltraer, que parecía que cada cierto tiempo resurgía con esa energía tan vital y esa sonrisa tan característica que tenía. Pau siempre era una persona tan vitalista, tan alegre, tan enérgico, tan echado para adelante. Para mí fue muy triste. Lo sentí mucho.

Uno de esos momentos que recuerdo, y del que encontré material de un backsatage, fue en un concierto creo que en el Vicente Calderón tocando con él y con Drexler. Otro de los buenos recuerdos que guardo fue la gira que compartimos por Perú. Pau nos ha dejado muy buenos momentos a todos, y también su música, que es lo más importante. Siempre será recordado.

Siempre has sido un cantante muy comprometido con las luchas sociales. Incluso debido a la situación que estáis viviendo en el conteniente americano has tenido unas palabras en contra de Donald Trump y Jair Bolsonaro.

Una mala decisión en un artista puede ser una obra de baja calidad o una canción mal hecha. Pero una mala decisión en alguien que ostenta el poder, en dos tipos como Trump y Bolsonaro que entran en la política porque aman el poder y juegan con esos juegos de poder es peligroso. Están tomando decisiones a conciencia porque sabían perfectamente la problemática que se estaba viviendo en otros países. A sabiendas de todo eso, a sabiendas de la crisis y de la cantidad de almas que iban a morir, han tomado decisiones asesinas y la historia les va a juzgar.

Son historias de asesinatos. Estos dos tipos han matado a más de 150.000 personas cuando, quizá, tomando otras decisiones, podrían no haber muerto en estos países; y me parece muy duro y muy triste hablar de esta manera, un tercio o un cuarto de la gente que ha fallecido. Evidentemente son personajes que ostentan un poder y tienen unos intereses muy claros y esos intereses no tienen que ver con la vida, no tienen que ver con la humanidad, con la más mínima empatía, con lo solidario. Esta gente nunca estará del lado del desprotegido, del más pobre, de los más vulnerables, no tienen absolutamente ningún interés en proteger a ese segmento de la población. A ellos les interesa proteger la economía, a los empresarios, a los números y al comercio, pero nada de lo que tenga que ver con lo humanitario.

También te has mostrado muy a favor de las manifestaciones que se están produciendo en EE. UU. ¿Cómo lo has sentido?

Todas las manifestaciones antirracistas van a contar de por vida con mi simpatía y mi adhesión. Todo lo destructivo, con mi rechazo y mi repulsión. Ni hablar de los salvajes asesinatos que están ocurriendo, que lamentablemente, no solo ocurren en los Estados Unidos.

Me parecen espectacular las protestas que se han realizado. Ojalá sigan y continúen este tipo de manifestaciones y respuestas del pueblo en la calle, de la gente. Esto no solo tiene que ver con este asesinato racista, sino con un racismo institucional y con la gestión del presidente descuidando y dejando de lado a la población más vulnerable. Este enojo viene también por un sistema que deja fuera a mucha gente.

Te quería preguntar por las declaraciones de artistas tan famosos como Miguel Bosé o Enrique Bunbury en torno al uso de las vacunas. ¿Qué opinión tienes?

Si te soy sincero no estoy al tanto de las declaraciones de Miguel y Enrique. No sé cuál es su opinión y no puedo comentar. Si me preguntas a mí por las vacunas, pienso que para algo hay tanta gente formada y que está estudiando esto durante tantos años. No niego que haya negocios oscuros en los laboratorios y farmacéuticas, por supuesto que los hay, hay negocio hasta en las discográficas.

Pero en estos casos, donde la vida de mucha gente está en juego, hay que ser muy responsable con lo que se dice. Insisto en que no sé lo que han comentado. Pero yo soy pro-vacuna 100%. Ante la duda, una vacuna (risas), por supuesto que sí.

A falta de una vacuna todavía, y que esperemos que llegue pronto, la música ha actuado como vacuna emocional. Es curioso, pero en mi patio había un vecino que todos los días ponía tu canción “Color esperanza” para dar ánimos. He podido leer que hablaste con Diego Torres sobre la canción y ahora Sony Music Latin ha sacado un video con multitud de artistas para luchar contra la COVID.

Me llamó, me pidió perdón por unas situaciones y lo entendí. No creo que haya que poner más el foco sobre esto. Obviamente lo disculpé y nada, ahí se quedó. Hemos aparcado las diferencias, y eso es sano.

Ahora hay una causa común más importante que es la campaña que se está llevando a cabo para recaudar fondos para apoyar a la Organización Panamericana de la Salud en la lucha para combatir los efectos de la COVID. Hay que poner la energía en actos como fue ceder los derechos para esta campaña enorme con millones y millones de reproducciones y con multitud de artistas de todos los ámbitos musicales. Bienvenido sea poner mi granito de arena, aunque sea con esta canción.

Por último, y seguramente sea la pregunta más difícil de esta entrevista ¿qué significa para ti la música?

La música es mi modo de vida. Lo es desde que nací y lo será hasta que me muera.

7 comentarios sobre “Entrevistamos a Coti

  • el 5 Agosto, 2020 a las 12:05 pm
    Permalink

    Qué pesaditos con la política, como si los de un lado y otro no estuviesen ahí para su beneficio y llenarse el bolsillo e hincharse de poder como pavos reales. Aunque en este caso entiendo que es difícil hablar de música, porque vamos, vamos…

    Respuesta
  • el 5 Agosto, 2020 a las 12:50 pm
    Permalink

    Narices, Coti parece un revolucionario. Quien lo iba a decir.

    Respuesta
  • el 5 Agosto, 2020 a las 6:26 pm
    Permalink

    Me ha gustado mucho sobre todo el cariño. Que se ve que tenía a Pau Donés

    Respuesta
  • el 6 Agosto, 2020 a las 12:49 pm
    Permalink

    Más Coti y menos Kanye West.
    La defensa de la cultura debe ser primordial.

    Respuesta
    • el 17 Agosto, 2020 a las 5:05 pm
      Permalink

      Kanye West también es cultura. Un gran músico a pesar de todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!