Hablamos con Chema Domínguez de su libro sobre Ismael Serrano

Tal como te comentamos hace unos meses, la editorial Efe Eme ha publicado un libro del periodista Chema Domínguez sobre la trayectoria del cantautor Ismael Serrano. Un libro muy interesante en un formato poco convencional, con conversaciones entre autor y artista distantes en el tiempo y aparentemente espontáneas en las que se habla sobre todo de música, pero también de otros temas. Nosotros en Muzikalia también hemos tenido la oportunidad de hablar con su autor, Chema Domínguez, para que nos contara su experiencia preparando y escribiendo este libro, además de sus opiniones particulares sobre la carrera de Ismael Serrano, (que el próximo 17 de octubre estará actuando en el Wizink Center de Madrid) y también sobre la denominada “canción de autor”. Este es el resultado de nuestra charla.

 Ismael Serrano es la síntesis perfecta de la canción de autor en nuestro país desde un punto de vista intergeneracional

¿Cómo surge la idea de hacer un libro sobre Ismael Serrano? O quizás mejor, ¿Por qué Ismael Serrano? Quiero decir, ¿qué es lo que te atrae de su trayectoria artística hasta el punto de arrancar este proyecto?

Bueno, desde siempre la canción de autor ha funcionado como un imán para mí por mil razones, tanto musicales como literarias. Una de mis primeras entrevistas, digamos, profesionales, fue a Facundo Cabral y Alberto Cortez durante su gira conjunta Lo Cortez no quita lo Cabral, y eso fue hace ya más de veinte años. Y esta es una de las razones que llevan a interesarme por Ismael Serrano, igual que seguir a Serrat o Sabina también me predispone a Ismael. Por otro lado, con Juan Puchades, editor del libro, siempre surge hablar sobre la canción de autor ya que también es un apasionado del género, en alguna conversación coincidimos hasta en realizar en el futuro un libro dedicado por completo a la canción de autor, y siempre está en nuestro ánimo darle valor. En Cuadernos Efe Eme, por ejemplo, he escrito sobre Hilario Camacho, Aute, Battiato y Javier Krahe. Total, que en un momento dado salió Ismael Serrano, unos meses atrás se lo comenté a Puchades junto a Pedro Guerra y otros, algo que desechó porque no era el momento, según él, pero fue él mismo quien lo citó luego y me pareció una idea fantástica, claro está, porque Ismael Serrano es la síntesis perfecta de la canción de autor en nuestro país si lo ves desde un punto de vista intergeneracional.

Llama la atención el formato, todo un libro basado sobre entrevistas, con preguntas y respuestas directas.

Primero pensé en recorrer la discografía de Ismael a la vez que recorría nuestra propia historia durante estos últimos veinte años. “Podría ser”, “Despierta” o “Papá, cuéntame otra vez”, por citar tres canciones, reflejan mejor que cualquier hemeroteca o wikipedia lo que de verdad pasa o siente la calle. Reivindicar la canción de autor era otro de los pilares, y por supuesto hablar de música. Así empezamos, pero las conversaciones se revelaron como el mejor texto posible.

También me ha llamado la atención, y me parece un acierto, que hayas entrevistado a su padre y a su hermano, figuras importantes sobre todo en el arranque de la carrera de Ismael y quizás poco conocidas.

Tuve problemas para incluirles porque el editor se negaba, pero estaba convencido de lo conveniente de charlar con ellos, me sobraban los motivos. Lo más importante era la estructura y el espíritu del libro, las conversaciones eran como un directo, había que preservar ese calor de la comunicación directa entre público y artista, y en todo concierto de estas características tiene que haber invitados, invitados que aporten emoción y una buena historia, entonces Daniel y Rodolfo no podían faltar. Daniel, su hermano, firma el texto de “Papá, cuéntame otra vez”, por ejemplo, y Rodolfo, su padre, participa en todos los discos de Ismael escribiendo los textos de canciones tan redondas como “Mi problema” o “Una de Alvite”. Hay mucho más, pero mejor leerlo.

Se habla en el libro muchas veces de «la canción de autor». En realidad toda canción tiene un autor, y quien interpreta sus propias canciones sean del estilo que sean puede definirse como cantautor, pero todos sabemos que el término se reserva para un estilo concreto. ¿Cómo explicarías tú lo que es la canción de autor? En tu opinión, ¿qué características debe tener un cantautor para poder ser incluido en dicha definición?

Como bien dices, todo autor que interprete su propia obra puede citarse como cantautor, pero no todos los que lo hacen reflejan el punto de vista social o de compromiso que sí realizan los cantautores en una parte de su repertorio. Luego, hay muchas intersecciones, eso también aparece a lo largo de las conversaciones, Amaral no es canción de autor pero se acerca a ella en muchas ocasiones, hasta tienen una fantástica versión de Cecilia, “Nada de nada”. Barricada es puro rock y sin embargo tienen canciones y un disco como “La tierra está sorda”, al mejor nivel de la canción de autor que siempre ha defendido la memoria. A alguien tan emblemático y rockero como José Ignacio Lapido no paran de citarle como cantautor eléctrico… Hay muchos puentes, afortunadamente, entre la canción de autor y el resto de géneros, y esa es una virtud al alcance de pocos estilos.

La canción de autor tal como yo la entiendo ha sufrido muchos altibajos en las últimas décadas en cuanto a popularidad y aceptación. Creo que los 70 con sus grandes figuras (Aute, Serrat, Llach, Mari Trini, etc.) y luego la segunda mitad de los 90 con Ismael, Javier Álvarez, Pedro Guerra, Rosana, Tontxu y alguno que se me olvida fueron épocas de vacas gordas. De hecho creo que aquella generación fue la última que tuvo un éxito masivo con la etiqueta de «canción de autor». ¿Estás de acuerdo?

A nivel comercial sí, aunque ahora con Rozalén, Marwan o El Kanka, entre otros, vuelve a tener una amplia popularidad, incluso un buen enganche comercial. Por otro lado, es normal que haya altibajos, todo estilo de largo recorrido los tiene, la buena noticia es que siempre vuelve porque en realidad no se marchó.

¿Por qué crees que en determinados momentos y en ciertos círculos la canción de autor, principalmente la canción protesta, ha tenido tan mala fama?

En general está claro, la libertad de expresión no es bien recibida por quienes desean obediencia y nada más. Los ejemplos, desafortunadamente, abundan y llegan hasta hoy en día.

Hay muchos puentes entre la canción de autor y el resto de géneros

Ismael cuenta en el libro cómo La Movida arrinconó, casi ridiculizó, a los cantautores de los 70 y de los 80. Supongo que cada generación reacciona contra la música de sus padres, como cuando surgió el rock and roll o el punk. Pero, ¿por qué parece que siempre se carga contra los mismos artistas?

Recomiendo leer detenidamente esas páginas porque La Movida era necesaria y tiene un gran valor puesta en contexto, y afortunadamente ha dejado una huella importante. Otra cosa son los vapores de aquella explosión creativa, y las ganas de sacarle rendimiento económico y político al fenómeno por parte de la industria y las instituciones. Súmale también la frágil memoria de nuestro país hacia sus mejores artistas, y la falta de experiencia democrática. Total, que se dio de lado al género y, sin embargo, ahí tienes años y discos increíbles de Aute, Serrat, Sabina, Víctor Manuel, Javier Krahe, el inicio de la trayectoria de Javier Bergia, tan importante en la carrera de Ismael Serrano…

Algo que siempre he observado con curiosidad es como, en general (siempre hay excepciones), parecen más valorados los cantautores que miran hacia Norteamérica (Dylan, Young, Cohen…) que hacia Francia (Brel, Brassens…). Quique González, por ejemplo, parece tener un abanico de público y de aparición en medios más amplio que Ismael y otros artistas que hemos mencionado anteriormente, a pesar de ser de la misma generación y tener orígenes similares. ¿Estás de acuerdo?

Sobre lo primero, no sé si más valorados o sencillamente más conocidos, no hay que olvidar quién manda y domina en la industria del entretenimiento y la cultura. Ni en los mejores años una discográfica española, francesa o italiana podría haber rivalizado con un sello estadounidense o británico. Adoro a Cohen y Sabina, valoro a los dos por igual, sin compararlos, sin pensar de dónde es uno y otro, pero la ventaja de Leonard Cohen bajo el paraguas del sello Columbia frente a la Ariola de Joaquín Sabina en su momento, es innegable. Por otro lado, Quique González está más emparentado con Carlos Chaouen, quien a su vez está más cerca de Ismael Serrano, y los tres han compartido buenos momentos. En cualquier caso, pienso que Quique tiene un camino diferente al de Ismael, y luego los medios de comunicación en cuestiones artísticas son subjetivos hasta en el género periodístico más objetivo que hay como es la noticia. Es mi opinión, tal vez porque medios de comunicación hay pocos, más bien son empresas informativas y eso es otra jugada, otro partido para analizar.

En una época problemática como la que vivimos, con la gente cada vez más concienciada del enorme vacío que hay entre la política y la calle, con problemas como la violencia machista, la inmigración… ¿Por qué no surgen nuevas voces de la canción protesta, tal como la hemos entendido siempre? Parece que sí que existen esas voces, pero dentro de otros géneros como el punk o el hip hop.

Ufff, no sé, el hip hop y el punk están sufriendo mucho el uso banal que se hace de su arte, de su potencia original, por un ToteKing, Nach o Lytos hay mil raperos haciendo arreglos penosos en mil canciones comerciales de todo tipo. Sucede aquí y en todas partes, el punk y el rock para el público en general es un recurso estilístico, un arreglo en el mejor de los casos. Afortunadamente, los que tienen que seguir siguen y las demás burbujas explotan, lo malo es que hay demasiadas burbujas. Y la canción de autor no es ajena a esto, pero como respondía antes, hay nuevas voces como Rozalén o El Kanka. Una vez más, remito al libro, donde hablamos ampliamente sobre este asunto también.

¿Piensas que la irrupción de fenómenos como los concursos televisivos y los nuevos cantantes famosos surgidos de esos concursos ha podido ser un freno para la aparición de nuevos cantautores?

No creo, pero sí eclipsa injustamente a un buen número de excelentes artistas que están ahí, con propuestas mejores, no sólo cantautores. Como digo, demasiadas burbujas.

¿Crees que a Ismael le benefició o le perjudicó el repentino éxito de «Papa cuéntame otra vez»? A veces es difícil hacerse la idea de que, probablemente, a nivel de popularidad nunca se podrá superar el primer éxito.

Creo que a alguien como Ismael no le perjudicó su éxito inicial, todo lo contrario, su ideario era tan claro que pudo resistir los vaivenes de lo que significaba un éxito así. Por otro lado, creo que nunca le ha interesado la fama o la popularidad, en cambio sí le ha preocupado siempre comunicar bien su música, sus textos, en definitiva, sus canciones, ahí nunca ha dejado de tener éxito.

Ismael Serrano, como otros cantautores de similar estilo, está muy valorado en Latinoamérica. ¿Lo está más que en España?

No sé decirte con total exactitud, pero sí que hablamos también sobre este asunto, sobre la manera de entender, de vivir la música por parte del público latinoamericano y español, nada mejor que leer esas páginas.

Pienso que incluir a ciertos cantautores como Ismael dentro de un hipotético género de «música latina», un cajón de sastre donde en ciertos ámbitos cabe casi todo lo cantado en castellano, les puede haber perjudicado en cierto modo. ¿Qué opinas al respecto?

Si Ismael Serrano hubiese empezado en estos años, sí, le habría perjudicado. Las etiquetas y géneros que manejan tiendas digitales como iTunes o de streaming como Spotify no son un cajón de sastre, son un desastre directamente. Nunca he estado a favor de etiquetar, pero hemos pasado de un exceso de etiquetas a una reducción a lo absurdo. Parte del problema es aplicar criterios administrativos a la música; es decir, una multinacional divide su mercado en regiones, algo que entiendo, pero no entiendo que lo haga con la música, con su producto final, tal y como ellos lo llaman, porque crea una excesiva confusión en un terreno ya de por sí confuso. De tal modo que Daddy Yankee e Ismael Serrano comparten etiqueta de base porque comparten la misma área de negocio, para iTunes son “Música latina”. De esto también charlamos.

¿Crees que Ismael, con el tiempo, puede alcanzar un estatus similar al que tienen hoy en día Aute, Serrat o Sabina?

Las comparaciones más que otra cosa, son peligrosas y siempre inexactas, al menos en lo artístico porque cada artista tiene su matiz, su propio timbre. Aún así juego, y pienso que sí. Ismael lleva 21 años de carrera discográfica, si comparamos este tiempo, que realmente es lo que podemos comparar, con los primeros 21 años de Aute, Serrat o Sabina, sin duda, todos gozan y gozaron de un estatus potente, muy similar, y eso no va a cambiar, si acaso mejorará.

¿Ha habido algo que te haya sorprendido de estas entrevistas con Ismael? ¿Algún aspecto de su vida o carrera que no conocieras y te haya impactado especialmente o te resultase chocante?

Me ha sorprendido la firmeza con la que encaró sus primeros años, la fuerte personalidad que supo imprimir en todo, en un momento tan crucial como lo fue el final y principio de siglo, de milenio. En sus canciones de entonces y de ahora, como en la de otros brillantes compositores, está la verdad, siempre tan fuera de la versión oficial, y un sentimiento brillante a la hora de desnudar emociones y vivencias propias y ajenas. Además, es un currante excepcional.

Has escrito libros sobre Jarabe de Palo, M Clan, Maná, ahora Ismael Serrano… Todos son artistas que cantan en castellano. Supongo que no es casualidad. ¿Es la música que más te atrae? ¿Escuchas otros estilos?

Primo el interés periodístico sobre los estilos y artistas que puedan gustarme, y periodísticamente la música española y latinoamericana, igual que la francesa, la italiana o la portuguesa son excelentes en su variedad de propuestas y calidad artística, y se cubren de forma insuficiente, por lo tanto, me atrae conocerla al máximo. Y sí, claro, escucho otros estilos y latitudes.

¿Tienes algún proyecto nuevo en mente? ¿Puedes adelantarnos algo?

Hay varios, pero mira, hace unas semanas pensé con firmeza en uno concreto que ya no cito porque finalmente me he inclinado por otro, y en dos semanas habrá un tercero, vamos, que estoy en pleno proceso de selección, así que mejor ser prudente.

(la foto de Chema Domínguez que ilustra la entrevista es obra de Pilar G. Mariblanca)

2 comentarios sobre “Hablamos con Chema Domínguez de su libro sobre Ismael Serrano

  • el 13 Octubre, 2018 a las 7:03 pm
    Permalink

    Imposible no disfrutar con este pedazo libro.
    Muy recomendada su lectura ??

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.