The Raveonettes – Lust, Lust, Lust (Sinnamon)

Parece pronto pero Sune Rose Wagner y Sharin Foo ya van por su cuarto disco. La vuelta de The Raveonettes sigue evidenciando muestras de buena salud con un disco en el que independientemente de si suena a una o no suena a The Jesus & Mary Chain, empecinado y al parecer único asidero de mucha de la crítica, queda la sensación de que el dúo se siente cómodo con un sonido claramente evocador que contempla varias capas en las que desenvolverse.

Los daneses regresan con su habitual carisma a la hora de afrontar el formato de canción resolviendo un trabajo en el que los ecos de épocas doradas se dan la mano con una especie de melancolía latente en doce títulos por los que, de repente, se pueden sentir las presencias de gente como Jody Reynolds, Jett Powers, Angelo Badalamenti, The Velvet Underground, los ya nombrados The Jesus & Mary Chain o los grupos de chicas de los sesenta, como The Shangri-las o The Cookies, por citar algunos ejemplos. Y es que ahí, es donde parece residir gran parte del imaginario de The Raveonettes, en ese punto en el que las producciones de Doc Pomus y Mort Shuman, Jerry Leiber y Mike Stoller, Joe Meek o Phil Spector daban muestra de una creatividad que hacía que el pop despegase más allá de lo habitual.

Por eso canciones como “Aly, walk with me”, “Lust”, “Black satin”, “Blitzed”, “Sad transmission” o “You want the candy”, consiguen rápidamente que uno disfrute de un disco que mantiene un extraño entusiasmo en la oscura tonalidad de sus reverberaciones, distorsiones, ruidos, melodías sin tapujos y ecos. Porque da la impresión de que conocen muy bien sus referentes y lo que quieren conseguir con ellos y con su propia creatividad. Así su música no se queda en el mero ejercicio de estilo.

The Raveonettes siguen en sus trece y eso es algo que agradecer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.