Sale a la venta Political World de 66rpm

Un nuevo libro nos llega desde la editorial 66rpm. En este caso se trata de un volumen sobre la canción política llamado Political World: Rebeldía Desde Las Guitarras. Está escrito por diversos críticos y autores habituales de publicaciones musicales, todos ellos conocidos y de gran prestigio, algunos de los cuales ya cuentan con otras obras editadas anteriormente en la misma editorial. Se trata de:

FERNANDO NAVARRO – ALFRED CRESPO – MANUEL BETETA – EDUARDO IZQUIERDO – MANEL CELEIRO – EDUARDO RANEDO – TONI CASTARNADO – CARLOS REGO – XAVIER VALIÑO -ELOY PÉREZ -CARLOS ZANÓN

A tamaña nómina de autores hay que añadir que el libro cuenta con prólogo de Hendrik Röver y excelente introducción a cargo de Esteban Hernández.

Entre los once autores desgranan 123 canciones políticas de todas las épocas, desde los años treinta hasta la actualidad. Se trata de analizar el hecho musical, por supuesto, pero también de qué forma se explican, a través de dichas canciones, cuestiones como la desigualdad racial, los derechos sociales, las guerras de Vietnam, Irak y las Malvinas, el I.R.A., el desempleo, los bancos y banqueros, el acoso policial, la inmigración, el 11-S, los guetos, el control gubernamental y la codicia.

Aquellos que huyen despavoridos al escuchar la expresión “canción protesta” o “cantautor” no deberían quedarse solo en el título: la canción política no es patrimonio exclusivo de cantautores plastas con jersey de lana, como se puede comprobar echando un vistazo a la lista de canciones analizadas. Figuran ahí desde Billie Holiday o Leadbelly hasta Quique González o Vetusta Morla, pasando por los Beatles, los Stones, Nina Simone, Chuck Berry, Pink Floyd, Yes, The Police, etc., con parada inevitable en los nombres habituales: Pete Seeger, John Lennon, The Clash, Bob Dylan o The Specials.

La canción política lucha contra la injusticia, dice la nota de prensa. No solo estoy de acuerdo sino que además, viendo como está el mundo en la actualidad, se me antoja un libro tan interesante como necesario en estos momentos. Necesario para entender cómo la música ha luchado por nuestros derechos en el pasado, y analizar si es posible todavía hacerlo hoy en día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.