Embrace – Out Of Nothing (Independiente/Sony)

Embrace debutaron en 1998 a la sombra de los entonces exitosos grupos del ya agonizante brit pop y nos los vendieron como los nuevos Oasis. La épica lírica que por entonces comenzaba a dar signos de agotamiento en los hermanos Gallagher, se convertía en seña de identidad de estos otros hermanos (los McNamara) y con su primer disco The Good Will Out (98), que contenía algún tema decente como “All You Good Good People“ o “My Weakness Is None of Your Business”, consiguieron hacerse un pequeño hueco a la sombra de estos o de bandas como The Verve.

Seis años después nos llega Out Of Nothing, su cuarto trabajo, -el segundo y el tercero pasaron sin pena ni gloria- que viene precedido del bombo que ha producido la colaboración de Chris Martin (Coldplay) en el mismo, algo que les ha catapultado directamente al número uno de las listas británicas. En él, los de Yorkshire, que resucitan para las masas, retoman su carrera sonando como en sus comienzos, y continúan en la constante búsqueda del himno que les encumbre a la altura en que “Wonderwall” o “Don´t Look Back In Anger” encumbraron a Oasis.

Para intentarlo nos ofrecen melodías a caballo entre su primer disco y el último de Coldplay, aderezadas por la épica que dan los arreglos orquestales y propias de mechero en estadio. Así, destacan la cadencia con sentimiento del single “Gravity” (escrito por Martin), la energía de “Ashes”, la balada con falsete “Looking as you are” o el medio tiempo con armónica “Wish ‘em all away”.

En definitiva, Out Of Nothing es un disco indicado para nostálgicos del brit pop y fans de los dos primeros discos de los Gallagher. El resto manténganse al margen porque les puede agotar a los 10 minutos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.