Entrevistamos a José González, que inicia gira por nuestro país

Seis años le ha costado a José González terminar Local Valley, su último disco. Bueno, seis años con una pandemia de por medio. Porque, en realidad, el músico sueco-argentino ya tenía el disco listo hace un par de años, pero se cerró el mundo y la discográfica le dijo que tenía que poner el lanzamiento en pausa. Hasta septiembre de 2021, fecha en que finalmente acabó viendo la luz.

Ahora, cuatro meses después de publicarse, sale a presentar este nuevo trabajo en directo en una gira con cinco fechas en nuestro país. Y ya tenemos ganas, porque aunque el álbum continua en el camino sonoro de sus trabajos anteriores, el sueco se atreve por primera vez a componer y cantar en español y además le da unas vueltas a la electrónica (¡que nadie se asuste!) y a los sonidos africanos (de verdad, que nadie se asuste).

Conversamos con un José González un poco resfriado (aunque por suerte estamos en la era de las charlas online), que nos habla tal como su música: con una cadenacia pausada y a la vez con toques de apasionamiento. Queremos que nos explique un poco cómo ha sido la gestación y lanzamiento de Local Valley.

«Había intentado componer en español anteriormente y nunca estaba contento con el resultado»

Antes que nada, felicidades por este disco, que la verdad es que es como un bálsamo para estos tiempos tan agitados y la sensación general de hartura. Es un disco que te lleva a apagar las noticias y el móvil, cerrar los ojos y sumergirte.

Me alegro de que el disco te sirva para acompañarte en estos momentos, como dices. La verdad es que solo escribí una parte de «Visions» en pandemia, pero el disco entero habla sobre la fragilidad del ser humano, así que parece que no podría ser más apropiado.

Me da la sensación de que Local Valley es tu disco más personal. Pero no tanto porque hable de ti y tus vivencias, sino porque abarca muchos temas que se unen como distintas dimensiones de ti mismo: las raíces, la familia, la naturaleza, el estado del mundo en general… A la hora de componer, ¿te daba miedo abarcar tanto o ha salido de forma natural?

La verdad es que no me ha dado miedo porque ha sido un proceso orgánico, que no solo incluye este último disco sino que podría decir que viene ya del segundo álbum, e incluso de los discos de Junip: empezar a escribir sobre temas que no solo tratan de mi sino de temas sociales, de mi propia historia…

Con este álbum me ha salido de forma muy natural escribir sobre esto, porque son los temas sobre los que me gusta pensar, así que no he puesto demasiados filtros entre yo y los textos. Y creo que por eso le está gustando a la gente, porque se nota que es directo y honesto.

Supongo que en todos los medios españoles e hispanohablantes te han preguntado cómo es que te has atrevido a cantar finalmente en español. ¿Qué ha cambiado respecto de tus discos anteriores para que hayas pensado «ahora sí»?

(Ríe) Sí que es cierto que, no solo ahora, sino desde hace tiempo me preguntan por qué no escribo en español y la verdad es que siempre me he sentido un poco mal (en la charla original, José González utiliza la expresión «me he sentido un poco choto») por no tener una buena respuesta. Había intentado componer en español anteriormente y nunca estaba contento con el resultado.

Pero por alguna razón, ahora salió sin demasiado problema y escribí en sueco y en castellano algo con lo que estaba contento. Así que por fin tengo tengo respuesta a esa pregunta que se repetía bastante (risas).

 

El juego de voces en este disco es espectacular. Pero además hay como un toque psicodélico en algunas de las canciones, como un sonido ácido ahí al fondo, muy de los años setenta.

¡Curioso! Me gusta mucho la psicodelia de los años setenta, la verdad. Y me alegro de que me digas que te suena un poco a psicodelia. Debe ser que se han colado influencias casi sin querer, o a lo mejor se ha colado algo de las canciones que he hecho para Junip, porque no ha sido algo consciente. Pero me alegro, porque es una música que disfruto mucho.

Dentro del folk había mucha gente que experimentaba en los sesenta y setenta y que a mi me encantan, así que por supuesto tengo muchas influencias de esa época.

Y luego están los toques electrónicos de la segunda parte de Local Valley. Ya en Junip has trasteado con la electrónica, pero es la primera vez que las escuchamos en un disco firmado con tu nombre.

Sí, en Junip ya me encantó encargarme de las producciones, e hice la versión de Arthur Russell de «This Is How We Walk On The Moon» también con una base electrónica. Y sentía que tenía ganas de hacerlo más. Me gusta mucho programar beats, y cuando salgo de viaje, llevo mi ipad y eso es lo que hago.

Así que con este disco me di la oportunidad de mezclar un poco más de lo que suelo. Cuando ya tenía seis o siete canciones con solo guitarra, me dejé llevar, experimentando y cambiando un poco el estilo del disco.

De todas formas, con la mezcla de raíces que tienes, una de las cosas que más llama la atención en este disco es la influencia africana. ¿De donde viene tu querencia por estos sonidos?

Bueno, ya en 2007 empecé a descubrir y escuchar música africana, de Mali especialmente, con un estilo de tocar la guitarra que me inspiraba mucho y que ya influyó en temas como «Killing for love» (de su disco Vestiges & Claws), por ejemplo.

Así que ya desde entonces la música africana ha sido una gran influencia. Además tuve la oportunidad de tocar con Tinariwen y Sidi Touré, por lo que he podido verlos de muy cerca cuando tocan, y eso me influyó aún más a la hora de escribir mis propias canciones.

Tuviste que retrasar el lanzamiento del disco por la pandemia, según he leído.

Sí. Esto fue más por las discográficas (disqueras, en la charla original), que no querían lanzar el disco sin poder salir de gira. Pero fue algo que me vino muy bien, porque ahora tengo dos hijos y pude estar en casa disfrutando de este tiempo con la familia, porque de otra manera paso mucho tiempo de gira.

 

Y en este tiempo de espera en la pandemia, ¿hiciste cambios o ajustes en los temas?

En realidad, ya tenía todo el disco escrito justo antes de la pandemia. Y a pesar de haberlo escrito antes, los temas parecen escritos expresamente en un evento global que afecta a todos los seres humanos (se queda pensativo).

Así que con ese tiempo de parón no es que escribiera más canciones o añadiera nuevos textos, pero tuve más tiempo para tocar las canciones y hacer versiones alternativas. Temas como «Visions», «Swing» o «Tjomme» cambiaron bastante gracias a todas estas semanas que puede estar tocándolas.

Hablando de eventos globales, el avance de este disco lo presentaste en la ceremonia de entrega de los Nobel, ¡nada menos! Allí tocaste «El Invento», la primera cancion que te escuchamos en español. ¿Cómo fue la experiencia de tocar en un evento de ese calibre?

Pues la verdad es que me gustó mucho y además creo que era el sitio adecuado porque «El Invento» es una canción sobre las preguntas grandes y yo siento que la ciencia es la que tiene que responder a esas preguntas difíciles (risas).

Por supuesto fue un evento en pandemia, así que fue un concierto sin público, pero me hizo ilusión que me invitaran.

Pero además has tocado en los «Nobel alternativos», los premios Right Livelihood, y has participado en la celebración del día de la tierra para National Geographic. Entiendo que forma parte de tu faceta activista que podemos ver en tu cuenta de Twitter.

Sí, la verdad es que me veo un poco como activista: me gusta tomarme mi tiempo para pensar cómo puedo usar mi plataforma como artista para mejorar el mundo. Desde hace unos 10 años me interesa el altruismo efectivo, que es un modo de pensar en cómo hacer el bien en el mundo con tus recursos limitados, y participo activamente a través de Give Well.

Y también trato de hablar sobre temas que me parece que son importantes y eso lo hago a través de Twitter. Ahí es donde soy un «activista de sillón» (ríe) y dejo toda la vertiente más de músico para Instagram.

Sin hacernos mucho spoiler, cuéntanos algo de cómo va a ser tu mini gira por España. ¿Vienes solo, con banda…?

Pues la verdad es que tengo muchas ganas porque el público español siempre me trata muy bien. Estaré solo en el escenario, con mi guitarra y mi aparato de loops. Y estoy muy contento de poder presentar, por fin, canciones en castellano (ríe).

Toma nota de las fechas de José González

BARCELONA Palau de la Música, Festival Mil-Lenni
Jueves, 3 de febrero de 2022
Entradas a la venta a partir del jueves 21 de octubre a las 10am en lasttour.net

VALENCIA Espai Rambleta
Viernes, 4 de febrero de 2022
Entradas a la venta a partir del jueves 21 de octubre a las 10am en lasttour.net

DONOSTIA/SAN SEBASTIÁN Teatro Victoria Eugenia
Sábado, 5 de febrero de 2022
Entradas a la venta próximamente en lasttour.net

GIJÓN Teatro Jovellanos
Domingo, 6 de febrero de 2022
Entradas a la venta próximamente en lasttour.net

MADRID Espacio Ibercaja Delicias
Lunes, 7 de febrero de 2022
Entradas a la venta a partir del jueves 21 de octubre a las 10am en lasttour.net

5 comentarios en «Entrevistamos a José González, que inicia gira por nuestro país»

Deja una respuesta

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien