Kylie Minogue – DISCO (BMG)

Con media melena rubia cardada y bien de gloss nuestra Kylie vuelve a brillar como en sus mejores ocasiones. Es imposible no quererla, y más en tiempos en los que la tristeza nos asola, es de agradecer que una artista como ella nos inste a bailar desde el salón de nuestro comedor, o ir cantando sus estribillos, mascarilla e hidrogeles en ristre, por esas calles de dios.

A la australiana no hay quien le tosa, y ahora que el mercado del mainstream está empezando a estar saturado de propuestas bailongas (léase Dua Lipa, Kim Petras, Taylor Swift, o la misma Róisin Murphy) la australiana da un golpe en la mesa y se revuelve para reforzar su figura de autentica diva de la música disco. La chica que encadenaba hits infalibles con Stock, Aitken & Waterman se ha ido labrando una carrera muy respetable decorando su sonido electropop con sintes de brillantina, bajos cimbreantes, y sobretodo, estribillos que dan para alegrarte los días más aciagos. Hasta artistas tan variopintos como Nick Cave, Robbie Williams o Moby se han rendido a su mirada gatuna.

Hace un par de años editó un disco bastante mediocre, Golden, en el que se atrevía a pespuntear sus melodías con arreglos country remitiéndonos a la Taylor Swift bisoña. Un disco fallido que hacía presagiar su declive creativo. ¿No habría más discos exultantes como Light Years, Fever, o X? Pues por suerte, aquí está para arreglar aquel desaguisado.

Creo que no me equicovo si sigo que este excelente DISCO (BMG, 2020) está a la altura de los trabajos arriba citados, algo que incide en su condición camaleónica reinvención.

Abre con un tema que deja el listón muy alto. Muy valiente hay que ser para abrir con uno de sus mejores temas en años- “Magic”, su primer sencillo-construida a base de un piano house al inicio, y una melodía risueña que desemboca en un estribillo rompepistas. La tengo en loop en mi cabeza desde que la escuché por primera vez. La sensual “Miss A Thing” (arreglos de cuerda que se derriten al paso de su body de latex) invita a mover el cuerpo en la pista de baile, como de igual manera lo hace en el uptempo de “Real Groove”.

La pista de baile como catalizador de emociones es un lugar común en la narrativa de Kylie. Aquí hay piezas maestras como “Where Does The DJ Go”, con guiños a Gloria Gaynor, el Philly Sound, y a Chic; el buenrollismo que desprende “Untoppable” es pura fibra Kool & The Gang, y el sonido a lo Dua Lipa de “Til You Love Somebody” irradia amor y ternura a raudales. Eso es lo que necesitamos. La tan cacareada “nueva normalidad” es una mentira, y yo me quiero ir vivir al salón de Kylie. No me esperen.

Escucha Kylie Minogue – DISCO

 

Un comentario sobre “Kylie Minogue – DISCO (BMG)

  • el 10 Noviembre, 2020 a las 9:47 am
    Permalink

    I like Disco & I like Kylie! Let’s make disco great again!!!

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.