Entrevista: Doble Pletina

El segundo largo de Doble Pletina, Así es como escapó (Jabalina, 2016), puede presumir de la misma sencilla brillantez que su antecesor, De lo Concreto a lo General (Jabalina, 2013). Rara avis en la no demasiado boyante escena pop en castellano, pocos con capaces de hacer melodías más cuidadas que los catalanes. Hablamos con ellos por correo electrónico para que, con cierta ironía, nos cuenten las novedades que presenta su nuevo trabajo y como afrontan un verano lleno de festivales.

Tres años desde el primer disco, ¿es cosa de que la música solo pueda ser un hobby o es un ritmo natural de composición?

Somos propensos al trabajo concienzudo y a darle vueltas a los detalles, así que vemos improbable que consiguiéramos sacar un disco al año ni aunque no tuviésemos nuestros trabajos.

“Así es como escapó” en un disco que, en cuanto a sonido, por momentos se parece más a la vuestra primera maqueta que De lo Concreto a lo General. ¿Es posible?

Así es como escapó ha significado una vuelta a la maqueta especialmente en la forma de trabajar las canciones y grabarlas. Muchas de ellas ni siquiera han pasado por el local de ensayo desde las primeras demos caseras —eso hubiera sido impensable cuando grabamos De lo concreto a lo general—. Esta vez nos hemos centrado completamente en conseguir el sonido que buscábamos y en desnudar las canciones de elementos innecesarios.

Hablando de los tiempos de la maqueta ¿Cuánto puede costar el single en vinilo de “Música para Cerrar las Discotecas” o el de “Cruzo los Dedos”? En Discogs por ejemplo no están.

Lo acabamos de investigar, y aparece este ejemplar en Todocolección. Lástima que el precio lo pueden ver solamente los usuarios registrados. ?¡Oh, mira, también venden la copia 99 de nuestra maqueta por solo 65 €!

¿Os los pide alguien? ¿Cómo vivisteis el fenómeno (al menos en cierto ambiente) que supuso “Música para Cerrar las Discotecas”?

Lo vivimos con alegría y con una cierta sensación de distancia o irrealidad. De vez en cuando nos escribe alguien preguntando si por casualidad nos queda algún ejemplar de la maqueta o de los primeros singles. Desgraciadamente no habían muchas copias y se agotaron en un suspiro.

Suelen citar como referencias vuestras a Stephin Merritt y a Vainica Doble, ¿cómo es posible conjugar dos estilos tan diferentes?

Lo complicado de verdad es ser consciente de las referencias en el momento en que se hacen canciones. Siempre es algo que nos comentan a posteriori y, bueno, son cosas que nos gustan, claro. Bien pensado, ni siquiera parece que Merritt y Vainica Doble estén tan alejadísimos ¿no?.

Tengo entendido que para componer usáis principalmente medios digitales, aunque luego el resultado en el disco y en los directos es bastante analógico o incluso acústico. ¿Cómo conseguís ese cambio?

No es que usemos medios digitales para componer, sino que no discriminamos entre medios digitales o analógicos para grabar las primeras demos y arreglar las canciones. La composición del germen de una canción puede hacerse incluso sin instrumentos: el estribillo de “Música para cerrar las discotecas” nació en un insulso trayecto de la línea 1 del metro de Barcelona sin que una sola nota fuese tocada, y “Revival” se compuso aporreando un colchón. Un colchón analógico, claro.

Las letras de Así es como escapó me han vuelto a hacer pensar bastante. Veo ironía, quizás un intento de desdramatizar situaciones, pero luego hay otras veces como en “Electrobolero” o en “Llenamos Vacíos”, que no consigo quitarme de encima cierta sensación de pesimismo.

El humor o la intención de quitarle hierro a las situaciones dramáticas está presente en todo el disco. Muchas veces esto funciona mediante la exageración: nos interesa ese punto en que uno no tiene más remedio que reirse del propio drama y que la exageración se convierte en sonrisa.

Este año os vamos a poder ver en varios festivales, (Primavera Sound, Vida, FIB), ¿os sentís más cómodos en sala o en gran festival?

Afortunadamente no hay por qué elegir y se pueden tener ambas cosas. En los dos contextos nos podemos sentir muy cómodos y estamos teniendo la suerte de poder alternarlos para no acomodarnos en un tipo de concierto particular. Eso nos da mucha vidilla.

Por cierto, en la reseña oficial del Primavera Sound os calificaban de pop de arte y ensayo. ¿Qué es eso?

Es una buena pregunta que seguramente ellos podrán contestar mucho mejor que nosotros. No obstante vamos a intentarlo, pero vayamos por partes:

Pop: hasta aquí todo claro. Hacemos pop.

Arte: muy bien, gracias, lo tomamos como un cumplido.

Ensayo: sí, solemos ensayar dos veces por semana.

El otro día os estuve viendo en Siroco. ¡Eché en falta la sierra!

La sierra se pasó el concierto castigada en el backstage. Para presentar las nuevas canciones —al menos de momento— no hemos encontrado la fórmula para prescindir de la guitarra y poder sacarla un poco. Estamos trabajando en ello y esperamos que pronto vuelva a tener un espacio en los conciertos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.