Los Coronas – El baile final de los locos y los cuerdos (Tritone records)

Hace poco Fernando Pardo me comentaba en una entrevista como el surf es un estilo que recientemente se encuentra en todas partes, hasta en el punteo de “Livin’ la vida loca” de Ricky Martin o “Knights of Cydonia” de Muse, por extraño que parezca.

Un fenómeno motivado por el empuje que las bandas sonoras de Quentin Tarantino y sus reivindicaciones del género han provocado. Hacer surf ahora es cool, pero Los Coronas llevan haciéndolo muchos años, convirtiéndose en unos auténticos Straitjackets de Malasaña y enarbolando su pasión por tocar en vivo como auténtico estilo de vida.

Caer rendido a los trepidantes instrumentales de la banda y ser seguidor, no requiere haber conocido o reverenciar las maravillas compuestas por de The Ventures o acudir a salas a disfrutar de leyendas vivas como Dick Dale, pero sí sin embargo muchos llegaron a Los Coronas a través de Sex Museum –la mayoría de miembros comparten formación- y de ahí a bucear en un género inabarcable, aunque siempre minoritario desde su gestación.

El baile final… fue lanzado originariamente el pasado año, y ahora es reeditado con portada nueva y dos temas extra: una versión instrumental del original de Los Brincos, “Flamenco”, y  otra una adaptación de “Take five” de Dave Brucket, renombrada para la ocasión como “Hang five”.

Los influjos y tópicos originarios han sido asimilados y convertidos por Los Coronas en una suerte de surf castizo donde caben desde las raíces del pasodoble, a los guiños morriconianos, pasando por simpáticos homenajes a gigantes como Fernando Fernán Gómez (qué cachonda resulta “Alamerde”). Así, conviven en el plástico temas más ortodoxos como “Soul surfer” o “Big wave riders” con otros, los mejores, que llevan la denominación de origen propia con orgullo: “Sangre en la arena”, “Los rumbaleros” o “Jinetes radioactivos”, rematados con el feelin’ sugerente de “Calle Tesoro”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.