Democrazy (Sala Caracol) Madrid 14/06/18

Democrazy, la nueva banda fermentada a partir de las cenizas de Hechos Contra El Decoro y que en esta ocasión se renueva con la inclusión de Javier Pedreira a la guitarra, se presentó el pasado jueves día 14 en la madrileña Sala Caracol. De entrada, sorprendía que una banda nueva por mucho pedigrí que tuviera, fuera capaz de meter tanta gente siendo jueves y sin tener aún disco en la calle. Pero según comenzó el show llamó aún más la atención que el público se entregara tanto con canciones que apenas conocían más allá de los dos vídeo-singles que han lanzado (las potentes “Desinvertarnos” y “Middle class”, que sonó en los bises, con la enérgica trompeta de Angelo Mancini y una asesina guitarra a manos de Pedreira). El disco ya está grabado saldrá en septiembre, por lo que este show se trató más bien de una presentación para medios y familia, aunque al álbum se le puede augurar una buena acogida en tiempos tan complicados como los que vivimos.

Evidentemente, la euforia que desataron las cuatro versiones de Hechos Contra El Decoro que sonaron (“Qué te voy a contar”, “La apariencia”, “Un mundo donde quepan muchos mundos” y una brutal “La llave de tu corazón”) fue mayor que las de las demás, pero tampoco excesivamente superior, con la audiencia sorprendentemente siempre muy metida en el show y la banda siendo consciente de ello, entregándose también, destacando Eva Reina a los teclados, que pese a estar frente a su instrumento por momentos casi parecía una frontwoman, complementando a Ruso, que parecía más centrado en conseguir una interpretación certera que en entretener, algo lógico si tenemos que cuenta que la banda acaba de empezar a rodar y que su fraseo rapeado es exigente.

Por supuesto, la base rítmica de Ramiroquai a la batería y Andrés Belmonte al bajo no falló, consiguiendo esa mezcla tan compleja entre precisión y fluidez. Además, contaron con dos invitados de lujo: Javier Ruibal y Paloma del Sol. Ahora, toca esperar a la salida del disco y a gira por salas que le seguirá, antes de lo que debería ser un asalto a los festivales de medio mundo.

Fotos: Pedro Pablo Pérez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.