Baiuca – Misturas (Raso Estudio)

Galicia es una zona que todavía podemos utilizar la palabra mágica para describirla. Una tierra históricamente de emigrantes pero a la que, al igual que sus visitantes, siempre se termina volviendo. Y es que no hay mejor palabra que morriña para describir ese sentimiento. Montaña y mar, meigas y celtas, folclore y modernidad. Una zona donde la lluvia es arte, la gastronomía maestría y la música algo imprescindible. Ya sea en la aldea o en la ciudad, en los grandes festivales o en las pequeñas verbenas. La música siempre ha tenido alma propia en Galicia.

Alejandro Guillán, más conocido como Baiuca, ha sabido coger todos elementos, mezclarlos y permitir que los disfrutemos. Cantos de taberna y electrónica orgánica, gaitas y ritmos de hip hop. Pandeiros y cajas de ritmos, flautas y sonido ambient. Baiuca ha sabido construir puentes entre el folclore tradicional y la vanguardia de la electrónica permitiendo que las muñeiras se bailen en los festivales y las cantigas galegas las entonen millares de personas.

En 2018 revoluciono el panorama nacional con su disco Solpor llevando a una nueva fase la música tradicional gallega. Manteniendo estos mismos principios en marzo de este año presentó su segundo álbum, Misturas (Raso Estudio, 2019), un proyecto musical muy interesante en el que como bien dice el título del disco, es capaz de mezclar el cantar tradicional de Xosé Lois Romero & Aliboira con ritmos electrónicos de cualquier club de dance de Berlín o Londres.

Veinte minutos, repartido en cinco canciones, es lo que le ha hecho falta a Alejandro para revolucionar de nuevo el panorama nacional. Baiuca además realiza una reivindicación cultural del gallego como lengua, donde todas las canciones están escritas y cantadas en gallego. La primera de estas canciones es “Olvidame”, la canción principal del disco, un tema que trata sobre el desamor y que gracias al trabajo de Adrián Canoura se nos presenta en un video plástico que acompaña perfectamente a la música, tradición e innovación. Otra de los temas es “Caroi” con un sonido muy original al utilizar ritmos orientales, árabes, todo ello con base electrónica y voces de mujeres gallegas que nos animan a no parar de bailar. En la canción “Liñares” se nos presenta con unos ritmos aflamencados y con una mayor pausa que en el resto de temas. Por último, en los temas de “touton” y “Mangüeiro” se muestra una fuerte influencia ambient. El primero con un elemento más folclórico, y, el segundo con un aspecto más tropical y dance.

Baiuca ha conectado de forma natural el campo con la ciudad, conseguido que las muñeiras se bailen a 125 beats por minuto. Ante esto solo nos queda darle las gracias por recuperar música del pasado mezclándola con el sonido del futuro, resignificando el sonido folclórico gallego y convirtiéndolo en vanguardia musical. La tradición e innovación van juntas de la mano y gracias a eso he podido ver como mis abuelos bailan Shuffle con las antiguas canciones de Aliboira.

Escucha Baiuca – Misturas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.