Las mejores canciones de la década de los 90 (2 de 5)

Continuamos con nuestro especial de las mejores canciones de la década de los 90. Ayer te desvelamos los puestos del 100 al 81 y hoy toca escalar posiciones y hacer un recorrido musical por otras 20 composiciones que hemos querido recordar.

Estas son las mejores canciones de la década de los 90 (puestos del 80 al 61):

80. The Verve – Bittersweet Symphony

 

Sin duda, “Bittersweet symphony” se consolidó como una de las más preciosas melodías-estandarte de los años 90 (y aún más allá) pero no todo fueron euforias para The Verve, ya que el implacable jurista Allen Klein escarbó en un simple arreglo orquestal relacionado con The Rolling Stones y la firma Jagger/Richards cobró regalías ¡durante 22 años! Por fortuna y merecidamente, en el año 2019, Richard Ashcroft y cia. recuperaron toda la autoría de esta sonora esmeralda “agridulce”.

Txus Iglesias

79. Mercromina – En Un Mundo Tan Pequeño

 

Al amparo de un sello icónico como Subterfuge y liderados por Joaquín Pascual, Mercromina fue uno de los grupos más chulos del indie patrio de los 90, dejando varios discos imprescindibles para entender la escena nacional de aquella década. ‘Hulahop’ (97) fue uno de esos álbumes, en donde se podía encontrar esta preciosa gema pop cantada a dúo con María Ángeles Martínez. 

Raúl Julián

78. The Flaming Lips – Race For The Prize

 

Después de más de quince años de carrera The Flaming Lips alcanzarían su primer gran éxito con The Soft Bulletin (1999). El álbum abría de manera espectacular con “Race for the Prize”, una oda al trabajo incansable y sacrificado de dos científicos por la búsqueda de una posible cura para toda la humanidad.  No es de extrañar el auge experimentado por esta canción durante el último año a causa de la crucial “carrera por la vacuna”. Visionarios del futuro, como buenos aficionados a la ciencia ficción, también anticiparon la nueva ola piscodélica liderada por grupos como Tame Impala  una década más tarde.

Edu Puig

77. Bad Religion – 21st Century (Digital Boy)

 

Adelantándose al hundimiento de la civilización con la que colaboramos a gusto pagando felices por ceder nuestros derechos, los angelinos que despertaron el punk californiano en los 90 destacaron en este tema los peligros de la masiva digitalización, desestructuración, incultura y mercantilismo que sufre la sociedad. Es más lento de lo habitual en ellos y coquetea con el pop, sí, pero quizá por ello se trata de uno de sus grandes himnos. Editado originalmente en 1990, tuvo una segunda y mejor vida en 1994, acercándose temporalmente -y más si cabe- a su profecía de la anestesia de masas.

Álvaro de Benito

76. Australian Blonde – Chup Chup

 

La reconversión industrial de toda una región puesta en solfa y en clave de pop por un grupo de chavales adictos a la nueva ola del pop indie con aire atemporal. Una película de éxito, millones de reproducciones en radios y locales del gremio y cientos de conciertos después, la onomatopeya más universal de la historia del pop español convirtió a esta banda en el one hit wonder por antonomasia. Injusticias mayores se vivieron antes y después.

JJ Caballero

75. Spiritualized – Ladies And Gentlemen We’re Floating In Space

 

El genio de Jason Pierce parece decirnos que sí, que lo han conseguido, han llevado los límites del rock a órbitas hasta entonces no exploradas. Desde lo más alto del viaje el mensaje es claro, todo se ve con más claridad. El entramado de capas sonoras es tan hipnótico y onírico que realmente desafía las leyes de la gravedad ¡Más que bien hallados!

Paco Mayoral

74. Bruce Springsteen – Streets of Philadelphia

 

El Boss venía de pinchar con Human Touch y Lucky town. Necesitaba ponerse nuevamente en la onda. Cuando se enteró que el oscarizado Jonatham Demme buscaba una canción para su próxima peli -la primera en la historia donde abordaría el tema del sida-  le mandó una demo rudimentaria, pero al director le gustó tanto cómo sonaba que la escogió tal cual, sin florituras. Y así nació esta legendaria composición.

Toño Martín

73. The Jayhawks – Blue

 

Canción con un significado sentimental especial para el que esto escribe. Y es que la mezcla perfecta entre raíz americana y pop británico que lograron el entonces tándem Gary Louris y Mark Olson alcanzó en Tomorrow The Green Grass tal grado de excelencia que la marca Jayhawks ha quedado registrada en letras de oro como pionera en eso que a partir de los noventa se dio en llamar “americana”.

Juanjo Frontera

72. Kiko Veneno – En Un Mercedes Blanco

 

Kiko Veneno tuvo el reconocimiento masivo con el esencial Échate Un Cantecito (1992), un disco repleto de canciones en donde se enredaba la rumba con el pop, y de ahí emergían canciones como soles. Todos clásicos populares llenos de duende. “En Un Mercedes Blanco” Kiko narra una historia de ostentación falsaria en donde la calle tiene la palabra y juzga, y siempre gana. Maestro.

Luis Moner

71. Jeff Buckley – Lover, You Should Come Over

 

Buckley murió con treinta años, pero antes de que aquellas aguas se lo tragaran dejó grabado un templo melancólico que  traspasa todos los sentimientos imaginables. Grace es caricia y es abrazo, sí, pero también recorre todas las sombras que puedan caber en la vida de alguien profundamente afectado por el abandono paterno. Porque las heridas de Jeff se paladean en cada sílaba que canta, su timbre inigualable acoge nuestros miedos y los disuelve, se los queda para él. Algo en aquel río sobrevivió eternamente para sujetarnos cuando suene una canción como esta “Lover You Shold’ve Come Over”;  frágil , desgarrada y poderosa, no os quepa duda que cada vez que la escuchemos sentiremos el beso de un ángel en nuestro hombro.

Berto Álvarez

70. Nine Inch Nails – Hurt

 

No existe una banda más convincente para rebatir la teoría de que el rock y la electrónica jamás deberían cruzar caminos que Nine Inch Nails. Y no existe un argumento más inapelable para reivindicar la vulnerabilidad e introspección que puede llegar a exhibir el rock industrial que “Hurt”, aquel sobrecogedor e hipnótico cierre de The Downward Spiral (1994), la obra maestra definitiva del género. Aquella interpretación susurrada y lacerante de Trent Reznor, acompasada con sutiles acordes de guitarra y teclados, propulsada por una encendida progresión dramática y envuelta en una atmósfera de ruidismo y crispación, detenía el tiempo. Johnny Cash, con su versión, la dignificó y popularizó años después. Pero la original es inalcanzable.

Pedro Rubio

69. Morrissey – Glamorous Glue

 

El inicio de la carrera en solitario de Morrissey era demasiado deudora con The Smiths, al fin y al cabo él fue una parte muy importante de la banda. Pero fue con ‘Your Arsenal‘ (1992) cuando empezó a diferenciarse de su pasado, sobre todo desde que se asoció con los guitarristas compositores White/Boorer con los que facturó las mejores canciones como solista. Con este grandioso disco, producido por el músico de Bowie Mick Ronson, tiró hacia el rockabilly más contundente entregando singles tan certeros y pegajosos como esta “Glamorous Glue”.

Pablo Almendros

 

68. Manic Street Preachers – If You Tolerate This Your Children Will Be Next

 

This Is My Truth, Tell Me Yours, el quinto álbum de los galeses Manic Street Preachers, tiene una de las tripletas iniciales más espléndidas de la historia. Entre la injustamente vilipendiada “The everlasting” y la poderosa “You stole the Sun from my heart” está este himno inspirado por los voluntarios que se alistaban en las Brigadas Internacionales para luchar contra el fascismo en la Guerra Civil Española. Una canción que hierve la sangre y pone la piel de gallina, y que desgraciadamente todavía sigue estando vigente y siendo necesaria hoy en día.

Fidel Oltra

67. Héroes del Silencio – Entre Dos Tierras

 

Después de un primer disco en el que fueron acusados de sonido muy endeble, los cuatro maños se dispusieron a dar un puñetazo encima de la mesa con Senderos de Traición. Su primera acometida vino con este “Entre dos tierras”: unos míticos golpes de guitarra con delay, seguidos del riff  y los arpegios  marca de la casa, Bunbury erigiéndose en rock & roll star, el solo de Valdivia de un minuto de duración… ahí empezó a cimentarse la leyenda. Para toda una generación Héroes del Silencio fueron los mejores; y hoy, 30 años después, se nos encoge el corazón pensando en lo que pudo ser y no fue.

Carlos Artero

66. Neil Young – Harvest Moon

 

Personalmente le debo a Neil Young disfrutar el amplio e íntimo arco musical que va desde Pete Seeger a Pearl Jam, figuras como la suya son algo más que imprescindibles para esquivar prejuicios y fronteras mal inventadas entre estilos e idiomas. ‘Harvest moon’ me enamoró desde el principio, ese breve y acaramelado punteo con steel, su harmónica, esa base enamorada, sus coros… Eterna.

Chema Domínguez

65. Le Mans – Un Rayo de Sol

 

Primero con Aventuras de Kirlian y después con Lemans, la influencia de Ibon Errazkin, Teresa Iturrioz, Jone Gabarain y compañía en el Donosti Sound y en el primer indie patrio, es innegable. Quizá en su debut homónimo, que se abría con esta “Un Rayo de Sol” no encontremos todas las virtudes que fueron mostrándonos en discos posteriores, pero su trascendencia como himno de una nueva escena no puede negársela nadie. Los ecos de Vainica Doble y el pop psicodélico de los 60, estaba presente desde sus comienzos

Amaia Prados

64. Air – Sexy boy

 

A pesar de haber transcurrido más de dos décadas desde su publicación, ‘Moon Safari’ (1998) ha aguantado muy bien el paso del tiempo. El despegue de Air llegó con su segundo disco, gracias a delicadas canciones como “Sexy Boy”, que a pesar de haber sido demasiado expuesta durante todos estos años, sigue conservando su vigencia. Los franceses Nicolas Godin y Jean-Benoît Dunckel combinaron inteligentemente el tono melódico de la E.L.O. con elegantes sintetizadores, guitarras acústicas y vocoders, para crear un cóctel perfecto que ha sido imitado hasta la saciedad.

Manuel Pinazo

63. La Buena Vida – Buenas Cosas Mal Dispuestas

 

Existe una especie de tristeza inherente a la contemplación de la belleza. También un miedo amenazador ante la posibilidad de dejar de ser feliz. Estas dos atávicas debilidades humanas se hermanaron en nuestros añorados donostiarras La Buena Vida. Posiblemente una canción nunca dibujó más desnuda la fragilidad del instante mismo en que uno deja de ser afortunado, o empieza a ser desafortunado, que parece lo mismo y no lo es. Toca reír bajito dejando escapar una lágrima; o, quizás, toque llorar esbozando una sonrisa silenciosa.

Raúl del Olmo

62. The Lemonheads – It’s A Shame About Ray

 

Si por algo triunfaron como lo hicieron Lemonheads en los 90 fue por el superlativo instinto melódico de Evan Dando. Una vez domada la furia de sus inicios, su capacidad para componer canciones pop en apariencia sencillas pero tremendamente adictivas alcanza su máxima expresión en la inolvidable “It’s a shame about Ray”.

Edu Cornejo

61. Pavement – Summer Babe (Winter Version)

 

Hace un montón de años, alguien me dijo sobre esta canción: “son tres acordes simplones, está mal grabada, el tipo canta fatal y además la letra no se entiende un pimiento. Pero, joder si no te agarra el corazón y te lo estruja y no lo suelta”. Creo que hay poco más que añadir sobre el debut de una de las bandas fundamentales para entender el nacimiento del grunge.

Raquel García

 

(Carátula Las mejores canciones de la década de los 90: Álvaro de Benito)

Disfruta de la playlist ‘Las mejores canciones de la década de los 90’

Consulta también:

Las mejores canciones de la década de los 90 (Del 100 al 81)
Las mejores canciones de la década de los 90 (Del 80 al 61)
Las mejores canciones de la década de los 90 (Del 60 al 41)
Las mejores canciones de la década de los 90 (Del 40 al 21)
Las mejores canciones de la década de los 90 (Del 20 al 01)

6 comentarios en «Las mejores canciones de la década de los 90 (2 de 5)»

  • el 1 Junio, 2021 a las 12:57 pm
    Enlace permanente

    Como no podía ser de otra forma el nivel sube respecto a la anterior entrega aunque personalmente hay un par de temas que los hubiera puesto más arriba y otros dos o tres más abajo; evidentemente sobre gustos personales es dificil el consenso.

    Respuesta
  • el 1 Junio, 2021 a las 8:18 pm
    Enlace permanente

    Que si, que las listas nunca quedan a gusto de todos, pero cogiendo solo los 90’s que un ser tan irrepetible, tan diferente a lo que se cocía, con una propuesta de una brutal calidad como lo que hizo Jeff Buckley, temas muy trabajados, cargados de arreglos colocados con especial cuidado, con una voz que muchos quisieran, me lo dejáis en el puesto 71 y encima con el tema que habéis seleccionado…. Bueno, vais a ir al infierno, ¿lo sabéis? ?
    Berto imponte.

    Respuesta
    • el 1 Junio, 2021 a las 10:11 pm
      Enlace permanente

      Suscribo el comentario sobre Buckley , se me están acabando los grupos /artistas que me gustan de los 90 y vamos por el 60 , aunque me parece que el britpop y el trip-hop van a tener muchas entradas

    • el 2 Junio, 2021 a las 2:45 pm
      Enlace permanente

      No me impongo ni con mis hijos, imagínate aquí…
      Estemos tranquilos, los incondicionales sabemos que Jeff les perdona. (off the record te confesaré que para mí cualquier tema de Grace es un top 10 de los 90) 😉

  • el 2 Junio, 2021 a las 12:26 pm
    Enlace permanente

    Alternativas de canciones a los artistas de esta entrada: ” A design for life” de Manic Street Preachers, “Grace” de Jeff Buckley, y “Come together” de Spiritualized. Las referencias a Springsteen y Neil Young sobran para mi gusto, dieron lo mejor en los 70

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien