Libro: Boy About Town de Tony Fletcher (Chelsea Ediciones) 

La editorial leonesa Chelsea –regentada por Alejandro Díez (Ex Los Flechazos, Ex Cooper)– continúa engrosando su interesante catálogo con puntuales pero siempre bien elegidas referencias. La última pieza añadida al muestrario es el libro de memorias adolescentes de Tony Fletcher, periodista británico que además de colaborar en multitud de medios escritos cuenta en su haber con varios libros de temática musical, entre los que se encuentra ‘Moon: The Life And Death Of A Rock Legend’, elogiada biografía sobre el malogrado batería de The Who. Sin embargo, el presente volumen echa la vista mucho más atrás, y despliega con agilidad y adictiva intensidad el despertar juvenil de Fletcher ante la que sería su principal pasión: la música y todo lo que acontece en torno a ella.‘Boy About Town’ (Chelsea Ediciones, 20) es, precisamente y ante todo, un libro pasional que rebota entre esas maravillosas e inolvidables consecuencias de encontrar aquello que en términos efectivos te hace sentir vivo y exultantemente feliz. El autor consigue retratar con detalle ese mundo inédito que se abre ante sí en el Londres de finales de los setenta, empeñado en contagiar al lector y con unas impresiones que, durante la mayor parte de estas 240 páginas, motivan borbotones de pura empatía. Esa es la principal virtud de este, digámoslo ya, impagable lanzamiento empacado además en formato de gran calidad.

El relato arranca con un chaval de trece años que comienza a emocionarse con la música y todo el entorno circundante, en el cual se ve inmerso cada vez con más profundidad y alevosía. Una aventura que tendrá como inesquivables secuelas la publicación de un fanzine de título ‘Jamming’ y la creación de su propio grupo. Por el camino, el protagonista transitará entre punk, glam-rock, new wave, ska y, por supuesto, aquel revival mod de los 70 encabezado por The Jam, siempre con el conflicto socio-político y las diferentes tendencias urbanas –con el apogeo de los skins como amenaza permanente– ejerciendo como telón de fondo de las calles londinenses. Las aventuras de Fletcher se suceden mientras el protagonista acude a sus primeros conciertos, entabla amistad con su ídolo Paul Weller, ve como su fanzine obtiene un éxito progresivo que le lleva a entrevistar a artistas de primer orden (pero sin perder de vista a grupos incipientes), da los primeros bolos con su banda Apocalypse, o inicia colaboración en la por entonces recién estrenada The Face.

Hallazgos todos ellos que se precipitan imparables antes de que el autor cumpla la mayoría de edad, mientras apura cursos escolares y supera el bullying ejercido por rudos compañeros de colegio, apoya a un equipo de fútbol que casi nunca gana, y descubre fascinado los parabienes del sexo, las pintas de cerveza y las drogas. Un tópico que aquí resulta tan lúcido, realista y emocionante que cualquiera puede verse reflejado entre los diferentes capítulos, reavivando la chispa de todas aquellas primeras veces en las que, de un modo u otro, la música ejercía ya como timón. Con infalible prólogo a cargo de Kiko Amat, ‘Boy About Town’ (20) es una golosina desde el comienzo hasta el final (con esas últimas páginas plagadas de imágenes y memorabilia de la época) para fanáticos de Londres, los movimientos punk y mod, la prensa underground, The Jam, el coleccionismo, sellos como 2 Tone, Fast y Rough Trade o la filosofía ‘Do It Yourself’.

‘Boy About Town’ (20) es el testimonio de alguien que encontró su camino entre canciones de The Jam, The Who, Buzzcocks, The Undertones, Adam & The Ants, The Damned, Sex Pistols, Purple Hearts, Generation X o The Specials, y que se vio obligado a canalizar dicho ardor escribiendo acerca de todo ello y fundando su propio grupo. Una afición finalmente convertida en estilo de vida, tal y como reza el eslogan modde Quadrophenia (79). La referencia acoge los recuerdos de su autor, esos acumulados en Londres hace algo menos media década. Pero en realidad podrían ser las memorias de cualquiera en cualquier lugar del mundo, con el pub del distrito Elephant And Castle luciendo como equivalente al bar musical de cabecera de cada ciudad. Al menos de cualquiera que, siendo apenas un adolescente, notificase internamente que no había mayor placer que el que provenía de un tocadiscos o un escenario, para manejar después esa obsesión e ir quemando etapas al tiempo de inmiscuirse cada vez más entre los múltiples y variados entresijos de la industria musical. Este libro es, en definitiva, puro entusiasmo y una proyección vertical que aterriza directamente sobre la propia memoria. Si usted comparte entusiasmo e intereses y tiene intención de comprar un único libro de temática musical a lo largo de este recién estrenado año, debería considerar la posibilidad de decantarse por éste. Un diez sobre diez.

Puedes comprar Boy About Town de Tony Fletcher en la web de Chelsea Ediciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien