Nothink – Spotlights (Aloud Music)

Cuando uno tiene muy claro cuáles son sus cartas, no hace falta marcarse faroles. Simplemente hay que apretar los dientes y darlo todo sobre el tapete. Órdago a la grande.

La banda madrileña Nothink vuelve con su segundo trabajo, Spotlights superando con creces las expectativas que generó el estupendo debut Bipolar Age. Un asalto sin fisuras al trono del rock facturado en nuestro país.

De entrada, es digno de elogiar que un disco facturado aquí, tenga el mismo sonido que una producción de multinacional de las que gastan bandas como Foo Fighters o Queens of Stone Age. La colaboración de la filarmónica de Kiev, ayuda sin duda a conseguirlo, pero el sonido inquebrantable que desarrolla la banda pone de manifiesto que el equipo formado por el trío madrileño y los hermanos García en los Estudios Ultramarinos es un dream team infalible e implacable.

Para continuar Spotlights se presenta como un todo, una historia de principio a fin conformada por doce temas sin fisuras ni rellenos. “Welcome to the Hill Valley” llena de evoluciones y cambios dignos de los mejores Biffy Clyro y la apisonadora “Polaroids” son una clara muestra de cómo se facturan canciones de indie-rock coqueteando con comercialidad bien entendida a base de guitarrazos y buenas melodías. “Enemy’s meeting point”, uno de los puntos álgidos del disco, demuestra como la banda es capaz de manejar al oyente entre el acorde inicial a lo Tom Morello en “Killing in the name”, el riff pétreo de guitarra que guía la canción y los violines que la adormecen para desembocar en la melódica y llena de aristas “Crows of Tragedy St.”

Con las revoluciones más templadas abordan con la misma maestría “The Skyline”, la instrumental y desértica “Gold Lebannon” y “Reading between lines”, para acabar el disco con una canción para el recuerdo “Silver bridges to heaven”.

Nothink han dado un puñetazo encima de la mesa. Son grandes y están dispuestos a demostrarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.