Dzihan & Kamien – Gran Riserva (Couch Records)

El tercer trabajo del dúo vienes Dzihan &Kamien, grabado con su porpio sello discográfico, es una muestra ejemplar de la sensibilidad que desde ese país centroeuropeo se proyecta al resto de Europa y del mundo a través de nombres como Kruder & Dorfmeister. La sobriedad y la elegancia son las claves que caracterízan los once cortes de un disco que combina el trip-hop de ambiente dub o el nu-jazz, con referencias diversas, desde el funky más groovy, a los arreglos orientales, pasando por las ensoñaciones puramente electrónicas y sintéticas. Además, el tempo lento y sugerente con el que desarrollan los temas permite que cada uno de los sonidos que forman este Gran Reserva empape, sin mucho esfuerzo, el oido.
El album se inicia con “Stiff Jazz”, un brillante ejercicio de nu-jazz al estilo de Saint Germain, en el que también se aprecia la influencia de sus compatriotas K&D, así como la presencia destacable de músicos como el percusionista Sammy Figueroa o el saxofonista Levent Altindag. Por el mismo camino transita “Basmati”, aunque esta vez envuelto en la sensual voz de Daniela.
“Ford Transit” es el título del tercer corte, en el que los ritmos y sonidos electrónicos se ven acompañados por unos arrebatados arreglos de cuerda y viento de clara referencia oriental, lo que supone un ejemplo de cómo integrar músicas aparentemente inconexas. Lo mismo ocurre en “Slidin”, en el que de la mano del raggamuffin de General Santana, los austriacos nos plantean un tema deep-house con muchofunky.
“Drophere” altera la tónica del album. Este tema, cantado por Ma.dita como si de Bjork se tratase, nos coloca en un universo electrónico en el que no hay gravedad y únicamente la casualidad nos acerca a la belleza…
El séptimo corte, sin embargo, vuelve al minimalismo house de atmosfera jazzy, aunque esta vez con un mayor peso de los sondios electrónicos y recortados, ideal para marcarse un baile. Aunque es el tema “Airport” el que muestra con mayor claridad la capacidad de Dzihan &Kamien de combinar géneros y elementos de orígenes diversos ya que fondos envolventes y sonidos electro se unen a arreglos orientales, trompetas jazzy que reflejan a la perfección el eclecticismo de este dúo que ha contado con la colaboración de músicos turcos en las cuerdas.
La voz de Ma.dita vuelve en el tema “Thrill” con un nuevo ejercicio de trip-hop profundo, con regusto a jazz y melodía potente, que sirve de antesala a “Gutermorgenduft”, en el que nu-jazz, electrónica y post-rock tratan de convivir en un corte igual de sutil que abstarcto y etereo.
Mucha clase y un gran concocimiento de la evolución musical de los clubes del mundo es lo que demustran estos austriacos que siguen apostando por un cosmopolitismo sensual a la vez sofisticado y directo, con el que recrear los sentidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.