Tokyo Police Club – TPC (Dine Alone/Music As Usual)

Tokyo Police Club pertenecen a esa liga en la que juegan bandas que, surgidas hace más o menos una década, llevan desde sus inicios facturando un indie-pop de guitarras que (de algún modo) podría calificarse como tradicional. Al igual que compañeros generacionales y afines estilísticamente como Tapes ‘n Tapes, The Kooks o Cold War Kids, la formación suele resultar cumplidora, aunque tanpoco haya sido capaz de acometer ese paso clave con el que destacar por encima de una media demasiado numerosa.

El cuarto álbum del grupo es otra buena muestra de sus cualidades, virtudes y también limitaciones, después de incluir doce cortes repartidos casi equitativamente entre piezas convincentes y atractivas y otras tantas prescindibles. Los canadienses abren fuego con un acierto claro como es “New Blues” (y sus ecos a Death Cab For Cutie), para a continuación aumentar agresividad ligeramente gracias a la también atinada “Pigs”, con la que se acercan más a The Vines. Por su parte, “Hercules” es tan inofensiva como en realidad pegadiza gracias al aroma a new wave que desprende, mientras que en “Simple Dude” el vocalista David Monks juega a ser Billy Corgan con cuestionables resultados. Ése es el comienzo de una serie de canciones lastradas por la neutralidad y que incluye temas como “Unseen”, “DLTFWYH”, “One Of These Days” o “Edgy”. Una tendencia rota por la triple diana continuada que supone “Can’t Stay Here”, el ramalazo shoegaze de “Outtatime” y la juguetona “Ready To Win”.

TPC (Dine Alone, 18) es un disco válido dentro de su género, sobre todo cuando es capaz de enlazar mas de dos aciertos seguidos y luce así un poco de solidez. Una obra con buena producción (a cargo de Rob Schnapf), irregular en el propio contenido aunque con momentos muy aprovechables, y que tampoco alberga mayor misterio ni seguramente tampoco pretensiones. Este es, en definitiva, otro paso (así a secas) en la carrera del cuarteto de Ontario. Uno, a todas luces incapaz de decantar la balanza del combo hacia ninguno de los dos lados posibles.

Escucha Tokyo Police Club – TPC 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.