Herman Dune – Next year in Zion (City Slang)

Next year in Zion, de Herman Dune es un buen disco para despertar una mañana de domingo, ya sea lluviosa o soleada, y quedarse en la cama. De sonrisa fácil y de melodías pegadizas, éste es el octavo álbum de estudio de esta banda formada por David Ivar y Neman Herman Düne. El grupo se reivindica con una obra que tiene una gran frescura, y lo hace después de la marcha del hermano André Herman Düne (ahora Stanley Brinks), que inexplicablemente se llevó la diéresis de la ‘u’ de Dune.
 
La banda parisina presenta esta obra de ánimo alegre (“My home is nowhere without you”, “Next year in Zion” y “On a Saturday”), coros cálidos y cariñosos (“Try to think about me”), de esperanzada melancolía (“When we were still friends”) y de preciosa sencillez (“My best kiss”). La ternura de sus letras y su canto al amor y a la alegría más inocente se plasma en “My baby is afraid of sharks”: “Mi nena tiene miedo de la oscuridad, dice que la noche esta llena de monstruos. Pero cuando aprieto mi cuerpo contra el suyo, le doy un beso de buenas noches y cuento hasta cuatro. Mi nena no tiene miedo de la oscuridad”. Letras, que evocan a Peter Pan, envueltas en melodías cariñosas hechas por aquellos que tampoco tienen ganas de crecer.  

Para todos los públicos y casi se podría decir edades, Next year in Zion consigue enganchar en su primera escucha, al desarrollarse de forma lineal y cálida sin excesivas subidas y bajadas ni estridencias. El disco transcurre a ritmo de guitarras acústicas, arreglos de viento ya presentes en su vitoreado disco Giant, bongos y coros femeninos. El álbum camina entre algunas de sus influencias como Ray Charles, Bob Dylan, Carole King, Chuck Berry e incluso, como reconoció el propio David Ivar, a ritmos de reggae.

Relacionados con la escena del antifolk neoyorquino y la estética lo-fi (grabación de baja fidelidad), Herman Dune se define en su myspace como una banda de Surf / Folk / Grunge. Next year in Zion fue editado por el sello alemán independiente City Slang, que abraza bandas como Nada Surf, Calexico, Malajube y Sophia, y fue grabado en el sur de Francia, en Provenza, con el productor Richard Formby.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.