La Buena Vida

A veces la tristeza es reparadora y te ayuda a comprender ciertas cosas que nunca podrías superar por otras vías como la negación o el enfado. La tristeza tiene mil caras

A estas alturas, La Buena Vida no necesitan presentación. Más de una década de trayectoria ascendente los convierte en uno de los grupos más sólidos y admirados de nuestro panorama musical. Sus melodías enganchan y sus letras enamoran. Están preparando ya un nuevo álbum, tras el gran éxito de Halellujah y Harmónica, aunque aún no tiene fecha de salida. Durante el Wintercase nos dieron algunas pistas de como iba a ser este nuevo trabajo, en el que intuímos alguna sorpresa, pero prefieren no darnos más pistas en esta entrevista que les enviamos por email, y que Pedro nos ha respondido

Lleváis ya muchos años como un grupo de los grandes de la música independiente en España. ¿Qué balance hacéis de estos últimos tiempos? ¿Satisfechos con vuestra trayectoria?

Lo cierto es que si, que estamos satisfechos de lo conseguido hasta ahora, pero no nos conformamos con mirar hacia atrás y ver todo el camino que has recorrido. Nuestro objetivo es seguir mejorando día a día e intentar hacer mejores canciones ya que tenemos la misma ilusión o más que el primer día, y eso consideramos que es muy importante.

¿Cómo recordáis vuestros primeros tiempos? ¿Os esperabais el gran éxito que han tenido vuestros dos últimos trabajos?

Creo que nosotros siempre hemos ido de alguna manera a lo nuestro, es decir nos marcábamos pequeños objetivos a corto plazo y eso era lo que realmente nos importaba como el hecho de poder sacar canciones, hacer una maqueta, más tarde un single y finalmente un álbum. Tampoco nos parece real decir que el “éxito” se refiere únicamente a los dos últimos álbumes. Nosotros pensamos que todos nuestros discos tienen “algo” y para nosotros todos son importantes, es más quizás haya discos del principio que sean igual de buenos o mejores que los últimos.

¿Qué os impulsó a dar un paso más e incluir esos fantásticos arreglos orquestales en Halellujah, y, sobre todo, contar con la Orquesta de Praga? ¿Cómo fue la grabación?

Bueno hay que decir que no era la primera vez que habíamos grabado con una orquesta ya que en nuestro tercer disco, “Soidemersol” ya utilizamos una orquesta a mediana escala, y además las cuerdas y los vientos siempre han estado presentes en nuestras grabaciones. Si que es cierto que en Halellujah es donde “la orquesta” como tal alcanza su punto álgido debido al la gran cantidad de músicos que dispusimos y al hecho de que en Praga nos encontramos con músicos fabulosos. Ni que decir tiene que se nos caía la baba viéndoles tocar jajajaja. Una maravilla….

La tristeza es el estado de ánimo que se desprende de vuestras composiciones. Pero es una tristeza bella. ¿Nunca tuvisteis miedo de que os tacharan de cursis o excesivamente negativos?

Creo que ya hemos comentado alguna vez que en la buena vida hay canciones melancólicas y otra más alegres, pero también es verdad que reconocemos que en el terreno de la tristeza nos desenvolvemos mejor que en otros terrenos. Lo que pasa es que creemos que no hay que no hay que confundir algo triste con algo negativo. A veces la tristeza es reparadora y te ayuda a comprender ciertas cosas que nunca podrías superar por otras vías como la negación o el enfado. La tristeza tiene mil caras.

Las letras son muy importantes en vuestras composiciones, ¿cómo trabajáis?

Desde luego hoy en día son pieza fundamental de nuestras canciones. Tan importante es la música como lo que se quiere decir con una letra. Lo que pasa es que evidentemente no somos más músicos que escritores y por tanto tenemos más dificultades a la hora de escribir nuestras letras. No obstante es donde más empeño hemos puesto en los últimos discos.

Vuestras últimas actuaciones en directo se han enmarcado dentro del Wintercase. ¿Qué tal fue? ¿Cómo veis iniciativas de este tipo?

Primero de todo queremos felicitar a toda la gente del Wintercase por el enorme trabajo que han hecho y porque es tremendamente difícil organizar algo de tal magnitud. NI que decir tiene que fue una experiencia muy gratificante y que nos encantaría repetir. De nuestros conciertos….pues…… no nos quedamos del todo satisfechos …quizás somos muy exigentes con nosotros mismos, pero eso es bueno. El de Valencia si es verdad que nos salió muy bien.

Durante este festival, nos habéis presentado algunos temas nuevos, y en general parece que siguen la estela de vuestros últimos trabajos, ¿es así? Aunque creo que habrá alguna sorpresa, como Los Planetas, ¿no?

Mmmmmmmmmmm jajajajaj todo puede pasar….nos encantaría que al final fuera todo una sorpresa y que la gente disfrutara un montón con esas y otras canciones que no hemos tocado todavía, pero que están ahí….escondidas..

¿Para cuando tenéis previsto el nuevo trabajo? ¿Habéis pensado en volver a intentar fortuna en una multinacional?

La intención es grabar las nuevas canciones a lo largo de éste año y tener el álbum en la calle cuanto antes. Nosotros nunca nos hemos cerrado a nada. Al revés, creemos que todas las opciones son a considerar.

¿Estáis más cómodos tocando en salas pequeñas que en grandes festivales?

Sin duda, y mentiríamos si dijéramos lo contrario, pero eso no quiere decir que no vayamos a festivales.

¿Os dedicáis exclusivamente a la música? ¿Cómo van vuestros proyectos paralelos y colaboraciones?

No, desgraciadamente (o afortunadamente quien sabe…), no vivimos de la música. Cada uno tenemos nuestros propios trabajos o actividades. Hay bastantes cosas que hacemos además de La Buena vida, creemos que es sano y que aporta riqueza de miras.

¿Qué grupos de ahora os gustan o escucháis?

Bueno un poco de todo. Por mi parte (Pedro) Beth Gibbons, Mirafiori, Deneuve, Mus (mi favorito), Kings of convenience…no se hay tantos…. y tan buenos….

¿Os veremos este verano en festivales?

Si

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.