Sokolov – Embeleso (Autoeditado)

Los valencianos Sokolov, semifinalistas del último concurso Vinilo Valencia para bandas emergentes, editaron a finales del año pasado su segundo disco: Embeleso. Lo primero que hay que decir es que cuenta con una presentación muy cuidada, una edición limitada y numerada en un formato largo, con una espléndida portada con una bella imagen de Carmen Calvo.

La pareja formada por Mireia Pérez y Assad Kassab, acompañados de nuevo por Uve Martínez, vuelven a hacer honor a su nombre (inspirado por una canción de Serge Gainsbourg) y escupen once canciones subversivas, con letras que parecen escritas para Almodóvar y McNamara, con ritmos perversos, guitarras que confunden, melodías que surgen y desaparecen con la misma rapidez y armonías juguetonas.

Efectivamente, todo en Embeleso es un gran juego. Lo es abrir una canción con los acordes iniciales del “Sara” de Fleetwood Mac para luego seguir con algo tan Punsetes como “Si duele es que hay pus”, y sobre todo lo es la deconstrucción de la canción melódica española de los 70 que perpetran en “Osana”, del country de banda sonora de Spaghetti Western en “Séptimo A”, o del pop de cámara en “Vagina dentata”. 

Sus lemas parecen ser el costumbrismo (esas menciones al Clamoxyl, a las partidas de pádel, a la hora de almorzar, al mal aliento…) y la provocación, lo que les emparentaría con grupos como los propios Punsetes o sobre todo Astrud. Pero Sokolov tiran de brocha más gorda, como lo demuestran principalmente en “El cura”, “Bueno” o “La Señora Isabel”.

Una glorificación del absurdo que desconcertará y hará huir a los amantes del pop serio, sensible, afectado y colorista. Por los surcos de Embeleso sólo caminan el delirio, la depravación y la locura.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien