The Black Angels (Joy Eslava) Madrid 02/09/18

Resulta del todo deslumbrante la propuesta de conciertos sugerida por la promotora Primavera Sound, esta vez tras la etiqueta Primavera Tours, para trufar de calidad escénica la oferta musical de Barcelona y Madrid de aquí hasta fin de año. El pistoletazo de salida fue con los seminales A Place to Bury Strangers y tocaba el turno de los grandísimos The Black Angels.

Y es que en la noche madrileña del pasado domingo disfrutamos de un show de gran altura, sin fisura alguna, vertebrado a través de la combinación equilibrada de contundencia, nitidez y atmósfera.

Los de Austin venían a presentar Death Song (17), trabajo que reducía en parte el espesor primigenio de su cancionero, dosificando la psicodelia desatada y apostando por la concreción. Lejos de ser un resultado negativo, la decisión se traduce en la exuberancia de canciones sólidas y decididamente autónomas.

Fue la combinación acertadísima de los pasajes hipnóticos y neo-psicodélicos de su debut, el muy destacado Passover (06) y la concisión efectiva de su último largo la que fue moldeando una velada elástica, mutante y rabiosamente estimulante.

Un público poroso, que no dejó de contonearse a través de los lascivos y sugerentes mantras de The Black Angels, observaba con devoción una ceremonia iniciática capitaneada por una base rítmica firme y rotunda – mención especial para ese portento de batería que es Stephanie Bailey– y el timbre camaleónico de su frontman Alex Mass.

Una sensación perceptiva universal, plasmada a través de un sonido perfecto, se colaba a través de todos los sentidos. Más allá de escucharla, la sonoridad era posible verla, olerla, palparla…toda una experiencia instintiva y catártica que contó con momentos sobrenaturales como el binomio que construyó el space rock delicado de “Half Believing”, seguido por el penetrante taladro que es “You on the run”.

El riff incendiario de “Comanche Moon” dio fin al grueso de la velada, alcanzando su guinda con un bis rematado por una “Young Men dead” expansiva e invasiva, prueba fehaciente, una vez más, de que todo aquello memorable empieza a serlo justo en el momento en que termina.

Antes, el travieso espíritu a caballo entre el garaje rock y la psicodelia de Ron Gallo sirvió de anticipo tan disfrutable como efervescente.

4 comentarios sobre “The Black Angels (Joy Eslava) Madrid 02/09/18

  • el 3 Septiembre, 2018 a las 10:39 am
    Permalink

    Blanda es el guitarrista flaco

    Respuesta
  • el 3 Septiembre, 2018 a las 11:29 am
    Permalink

    Fabulosamente bien expresada y descrita, por un escritorazo como es Raúl del Olmo, la crónica sobre el concierto de Black Angels.
    Suena muy bien esta banda, me gusta su propuesta psicodélica. Un saludo.

    Respuesta
  • el 3 Septiembre, 2018 a las 1:16 pm
    Permalink

    CONCIERTAZO!!!! buena reseña

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.