The Fletcher Pratt – Nine By Nine (Houston Party Recrds)

¿Te imaginas la energía de las guitarras de los ‘Who’, la preciosidad de los ‘Beatles’ y la influencia de los ‘Kinks’? Sólo tienes que escuchar el debút largo de estos chicos de Detroit: ¡inmenso!

‘The Fletcher Pratt’ ha grabado el disco a la antigua usanza, pretendiendo que suene como si estuvieran tocando en el salón de tu casa y no ‘enlatados’ en un cd. El productor Al Sutton tiene algo que ver con ese sonido tan “real”.

Los norteamericanos ofrecen, además, la particularidad de contar con dos vocalistas: George Dubber y Stephen Palmer comparten la tarea compositiva y cada uno canta los temas que crea. El bajista Joe Lavis y el batería Joe Leone completan la formación.

“Nine By Nine” está compuesto de 11 temas nuevos, acompañados de los cuatro que incluía su último EP. Algo más de 47 minutos, rematados con un long medley final de cuatro canciones encadenadas.

El álbum arranca con “Electrocute!”, una explosión guitarrera, corta, pero intensa. Sin embargo, ya asoman los primeros atisbos de coros dulces y melodías preciosistas: “…I’m alone so long…”. La misma línea sigue el segundo corte, “Spin Label”, mientras que “Satellite” comienza con un sonido más acústico y va tomando forma a base de coros melódicos, una característica –ésta última- que refrenda “Million Miles” (exquisita). Las canciones se suceden con Palmer y Dubber alternándose en el micrófono; es imposible decantarse por alguna de estas dos voces, tan distintas como mágicas.

Con “Living In The House” es inevitable pensar en los ‘Jam’, al tiempo que “Change” demuestra que los de Detroit también se desenvuelven con maestría en el rock melódico. A estas alturas, uno ya se da cuenta de que está ante uno de los discos del año.

La tensión envuelve “16 Days (Unsteady)” o “Sugar Won’t Let You Sleep”, la psicodelia aparece en “Listen As It Fades”, mientras que “Letters” y “Lucy And The Train Back” son la muestra más ecléctica y excéntrica del disco. Nos queda el long medley final. “Take It Away From Us”, “Taxday”, “Liberated” y “Rings True” se suceden sin descanso. Intervalos dulces y lentos se combinan con otros protagonizados por guitarras poderosas.

“Nine By Nine”, un disco redondo. Estará en mi top 3 del presente año. “I’ve never seen your face before from a million miles away…”. Esa cara es la portada de este álbum, nunca más la perderé de vista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien