Boards Of Canada – Geogaddi (Warp)

Ahora que los fans del grupo estamos que no lo creemos al enterarnos de que podremos obtener las copias “legítimas” de los dos primeros Ep´s del grupo, conviene echar la vista atrás y revisar el que fue, uno de los lanzamientos más importantes a principios de este 2002. El álbum Geogaddi de los escoceses Boards Of Canada.

Segundo disco de la banda, tras el trascendental Music has the right to children (98), o la piedra angular que REDEFINIÓ, (con mayúsculas) lo que ahora conocemos como pop electrónico o si lo prefieren indietrónica , y las peel sessions del famoso programa de John Peel.

Me dirán que esto ya lo habían hecho otros, desde sus padrinos Autechre (Boards editaban en el sello Skam del dúo maravillas mancuniano) hasta amigos de correrías, pero no. La música de estos chicos pone el acento en el pop mas orgánico, hippie si lo preferís, y trazando líneas entre la electrónica radical de sus mentores y los pasajes oscuros (pero melódicos de unos My bloody Valentine).

La nueva entrega de Marcus Eoin y Michael Sandison abunda en lo ya visto en su anterior trabajo y establece una estructura similar, es decir pequeños pasajes sonoros entre las auténticas composiciones que articulan el conjunto. Partiendo de un discurso basado en breaks robados al hip-hop y con un punto infantil (en el buen sentido) de las melodías, es esa transposición de métodos lo que le otorga al álbum su carácter etéreo, oscuro y con un lado siniestro irresistible.
Accesible en sus melodías pero igualmente cerrado en su concepto, se trata de un disco que descubrirá a los que se hayan enganchado con múm que hay vida más allá de la tierra, si ,en el reino de la magia y las estrellas, justo donde se encuentra la música de Boards Of Canada.

Así temas como “Music Is Math” ( el título lo dice todo), la cadencia hipnótica de “Gyroscope” o el subidón de “The Beach At Redpoint” simplemente te transportan durante sesenta y seis minutos y seis segundos (jeje) hasta el reino de los cielos.

Como os imaginareis cita ineludible para Todos , y digo bien, Todos los amantes de la música sin fronteras.

Indudablemente otro hito para la impecable carrera de un dúo llamado aún a logros mayores para regocijo de su, ya legión , de seguidores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.