Death Cab For Cutie – The Photo Album (Houston Party Records / Barsuk Records)

Los norteamericanos regresan tras el aclamado We have the facts and we are voting yes (+ 3 en su edición española) con The Photo Album, un álbum clave en su carrera, el que debe asegurarles una clara posición de prestigio dentro de la escena indie americana, o por el contrario el que les devolverá a un segundo plano, en definitiva, Death Cab For Cuite están en un momento vital en su carrera, es la hora de la verdad para ellos.

Lo cierto es que Death Cab For Cutie parece que tienen muy claro lo que deben hacer, poner mucho de si mismos en cada tema, mucha emoción (casi casi cantar con el corazón), alejarse del tan traido indie rock americano para buscar su camino en manos del slow core más agerrido, de las guitarras más trabajadas y de los efectos sonoros y vocales que hacen que este The Photo Album derroche clase y elegancia en cada acorde. Con este disco Death Cab For Cutie siguen la certera linea marcada por bandas como nuestros queridos For Stars, los cuales podrían haber facturado temas como “Stadier Footing” o la languida “Coney Island”. Entre estas dos, aparecen una larga lista de hits en potencia, tal vez la emotiva “A movie script ending”, la melodia perfecta de “I was a Kaleidoscope” y la fuerza que por momentos recuerda a Brian Molko y los suyos en canciones como “Why you’d want to live here” y sobre todo “We laugh indoors”, con ese inpresionante crescendo final donde las guitarras y las voces llegan a vibrar de un modo nunca antes explorado por estos chicos.

Con este nuevo trabajo Death Cab For Cutie superan a su predecesor en intensidad y sobre todo en fuerza y contundencia, aun así sigue habiendo lugar para esos medios tiempos marca de la casa que tan a la perfección ejecutan, “Information Travles Faster” o “Debate Exposes Doubt”. Además, como también (y tan bien) nos tienen acostumbrados en Houston Party Records, la edición española viene con regalo, los tres temas que forman The Stability EP aquí aparecen al final del disco; su característica principal es el sosiego y la suavidad con la que se muestran, incluida la lograda versión del tema “All is full of love” de Björk. Buen ejemplo de la templanza y dedicación de estos tres últimos temas es el que cierra, de título “Stability”, una canción llena de matices épicos que alcanza los 12 minutos y que convierte a Death Cab For Cutie en una de las bandas americanas más respetables de la actualidad, lejos de poses, de modas y de salvaciones, ofreciendo lo mejor de si mismos, grandes temas y mucha honestidad… ¿se puede pedir algo más?.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.