Entrevistamos a Rustin Man (Paul Webb)

Hay días en los que uno se levanta con ganas de darle a la sin hueso, y otros que te resbala un poco todo. Tenía ganas de entrevistar a Paul Webb, un poco (bastante) por ser fan de su anterior banda Talk Talk, y el aciago destino ha hecho que estos días su compañero de combo, Mark Hollis nos dejara. Pues bien, hay artistas los cuales las entrevistas promocionales pues les aburre, y yo lo entiendo, porque en definitiva todos acabamos preguntando las mismas cosas, incluso memeces. Rustin Man no estaba para muchas fiestas el pasado día que le entrevisté vía telefónica. Lacónico, aunque eso sí, muy polite.

“He ido haciendo cosas a mi ritmo, pausadamente. No me preocupa el tiempo, yo marco mi regularidad. Mientras grababa este disco me levantaba cada mañana y reescribía algún tema, y así hasta que me gustaba cómo quedaba”

Paul me espera detrás de la linea telefónica. Lo primero que le pregunto es el significado del título de su último y espléndido álbum Drift Code y yo que soy muy curioso, me intereso, también, por la fotografía de la portada, una foto antigua que parece pasada por photoshop pero que es muy bonita y transmite mucha nostalgia: “Drift code hace referencia a una especie de juego o oxímoron: hay algo fijo en la vida pero el ser humano tiene tendencia a ir a la deriva. El mundo es cómo un rompecabezas que no tiene solución posible, aunque nos empeñemos. La vida está en constante movimiento y cambio. La foto de la portada es una foto que tenía en casa y que le tenia mucho cariño. No sé dónde está tomada”. El de Essex contenta con un pelín de desgana, pero no desfallezco en el intento.

 

Han pasado muchos años, exactamente desde el 2002, que grabara junto a Beth Gibbons aquel gran disco titulado “Out Of Season”, y me pregunto el por qué de este parón discográfico tan prolongado, y qué ha estado haciendo todo este tiempo. Paul me dice que “he estado haciendo muchas cosas. Producciones para artistas locales, música para documentales, así que he ido haciendo cosas a mi ritmo, pausadamente. No me preocupa el tiempo, yo marco mi regularidad. Mientras grababa este disco me levantaba cada mañana y reescribía algún tema, y así hasta que me gustaba cómo quedaba” (aquí se echa unas risas inesperadas). “Out Of Season” es un álbum que para muchos es recordado por la participación de Beth Gibbons, aprovechando el tirón mediático de Portishead, y me atrevo a preguntarle qué le parece que para muchos fans del disco sea aludido como una prolongación de un producción de Portishead, y a esto parece que no le da mucha importancia: “fue un placer trabajar con Beth, es un encanto. Si mucha gente considera “Out Of Season” un disco de Portishead está muy equivocado, porque yo quise darle mi sello personal, haciendo arreglos y tengo la sensación de que aprendí mucho junto a ella”.

¿Era quizás, este “Drift Code” un disco de autoafirmación?: “tenía ganas de componer utilizando mi voz, y jugar con los instrumentos, sobretodo la guitarra, y dejar el bajo un poco de lado. La intención era que fuera un disco muy mío y personal. Así que quizás tengas razón con lo de querer reafirmarme como artista”. En el disco puedo apreciar alguna que otra influencia como la de Robert Wyatt (incluso su voz, por momentos, parece la misma que la del autor de “Rock Bottom”) en “Vanishing Heart” o la psicodelia de los 60 en “Judgement Train”, y claro, me interesa saber que músicas rondaban en su cabeza mientras estaba en el estudio: “Robert Wyatt me gusta pero no fue algo premeditado, la música me va saliendo de forma natural y es normal que salgan influencias. Si aprecias estas influencias pues me alegro, cada uno es libre de pensar lo que quiera”.

 

Bien, pues pasamos a otro tema. Me importa saber del malogrado Mark Hollis, y le consulto si hay posibilidad de reunión de Talk Talk, o si tenia contacto con Hollis, y en esto fue escueto, y cortante: “No habrá reunión posible, y con Mark no hablo desde hace tiempo, porque hablo con muy pocos artistas”. Pienso en esta pregunta y se me pone la piel de gallina al saber que pocos días después desaparecería Hollis de nuestras vidas. ¿Habra gira de presentación de Drift Code?: “Sí, me gustaría, a ver cómo funciona el disco, y veré que hago”.

Parco en palabras, conciso. Así se mostró Paul, pero uno le perdona todo a un artista si luego saca discos tan preciosos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.