Juárez – Entre Palmeras (Lunar Discos)

El tercer disco largo del grupo pamplonica se perfila desde la primera escucha como uno de los más interesantes y esperanzadores en cuanto al futuro, auspiciado por el gran presente, de la música hecha y cantada en español en el último lustro. La única noticia que muchos teníamos de ellos era la espléndida aportación que hicieron al disco de homenaje al poeta maldito Leopoldo María Panero en 2017, en una recopilación únicamente editada en México a la que contribuían con “Visión”. Desde entonces cada vez que escuchábamos su nombre esperábamos con expectación la publicación de este “Entre palmeras”, y hemos de dar fe de que ha merecido la pena la espera.

No parece fácil catalogar, por muy poco que nos guste hacerlo, la música de este cuarteto cuya base creativa y alternancia vocal está conformada por Jose Capilla y Cristina Sixtina (ingenio hasta en el uso de los apellidos), pues saben abrirse a diversos ambientes e incluso mezclarlos en un mismo tema. Lo mismo se escoran hacia el lado fronterizo en “Cielo gris”, que se entregan al rock intenso e incluso dramático, con aroma más folk en “El sol en movimiento” y totalmente explosivo y debocado en “Entre palmeras”. Por medio, la densidad psicodélica de “Al mar” los sitúan muy próximos a la órbita de cualquier banda que tenga en un altar a la década de los sesenta, musicalmente hablando, algo sobre todo patente en la excitante despedida que es “La guerra de los mundos”, más de siete minutos de puro placer lisérgico, con buena carga de sintetizadores y juegos armónicos que más que desconcertar los sitúan en plena forma creativa. Y tampoco debería nadie entroncar este trabajo con otros perezosamente encasillados en la pestaña del indie pop sin más horizontes ni matices, porque si escuchamos “Champagne francés” o la más liviana “El día que todo empezó a temblar” se les podría adjudicar el título de campeones en cualquier liga de pop de guitarras de primer nivel. Versatilidad y buenas bases son sus mejores armas.

Tampoco es sencillo en los tiempos que les (nos) ha tocado vivir atreverse a lanzar un puñado de canciones que será difícil que lleguen demasiado lejos, y no precisamente porque no lo merezcan. Aquí hay mucha calidad y muchas ganas de convencer con argumentos sólidos y un álbum francamente excepcional. No sé algunos y algunas de quienes lean este reseña, pero otros y otras ya hemos hecho un hueco grande en nuestra discoteca para que suene una y otra vez. Y no nos cansamos.

Escucha Juárez – Entre Palmeras

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.