The Libertines – The Libertines (Rough Trade)

Pulsamos play, ¿y qué esperamos que suene?, frescura, sobre todo frescura, canciones enérgicas e inmediatas, estribillos adhesivos y en definitiva canciones tan redondas y explosivas como “Time for heroes”, “Boys in the band” o “What a waster”, incluidas en su disco de debut, Up the bracket (Rough Trade, 02), un efectivo trabajo que se interpretó como la respuesta de las islas a la “explosión Strokes” que ese mismo año llegaba desde Estados Unidos. Pero claro, una cosa es lo que esperas y otra bien distinta lo que te encuentras.

Y no, no podemos decir que este The Libertines sea un mal disco, ni mucho menos, se deja escuchar, y hasta se disfrutan canciones como “Tomblands” o “The man who would be king”, pero no es menos cierto que el conjunto muestra una alarmante falta de chispa y de intensidad, dos de los puntos fuertes de su debut. Tal vez las manifiestas diferencias entre Carl Barat y Pete Doherty, lideres de la banda, o tal vez la resaca de un éxito tan repentino como previsible, han marcado definitivamente este trabajo, en el que predominan los medios tiempos aun así con algunos momentos de brillante exaltación, como “Arbeit macht frei” y “Narcissist” -desbocada-, o “Last post on the bugle” y “Can’t stand me now” -comedida-, que acaban por dar forma a este disco, que no llega a la altura de su predecesor pero que mantiene un atisbo de esperanza de cara a futuras entregas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.