Supersuckers – Razzmatazz 2 (Barcelona)

Como suele ocurrir siempre, en una nueva visita de un grupo como Supersuckers, uno ya sabe de antemano que no va a haber sorpresas esa noche. Que no va a engrosar su perspectiva musical ni falta que hace. Por que, de eso se trata en un concierto de Rock&Roll al más puro estilo macarril, y eso lo saben bien sus incondicionales roqueros. Incluso sabiendo que los Supermamones venían a presentar un nuevo disco, – que no novedad en su estilo -, Motherfuckers be trippin, en el que los de Eddie Spaguetti vuelven a cumplir al pié de la letra todos los tópicos punkroqueros sureños habidos y por haber. Are you ready for the best rock &roll band in the world? , pregunta un patilludo Spaguetti al empezar el show. Y ya lo creo que la gente estaba preparada para recibir a los Supermamones. Ya desde buen principio el respetable se esmeró en un pogo continuo a ritmo de punk-rock y country, a merced de un sonido que quedaba a medio camino entre Motörhead y Ramones, sin por ello dejar de sonar a Supermamonazos.

Supersuckers Supersuckers Supersuckers

Supersuckers Supersuckers Supersuckers

Abrieron con Rock’n’roll records ain’t sellin’ this year, de su último disco, mientras el show avanzaba sin demasiados altibajos, para acabar en el mismo estado en el que había comenzado con las coreadas Caliente y Coattail rider. Y fue precisamente, esa falta de altibajos musicales y emocionales, los que hicieron que la parte central del show quedara como el chocolate espeso; demasiado fuerte y empalagoso como para recordar los instantes fugaces más interesantes, – aparte de ver y oír al Sr. Spaguetti lanzando fucks a diestro y siniestro, mientras una punk decadente mostraba su antiglamour -. En resumen, una buena noche para sentirte aturdido mientras se saborean unas apetecibles birritas a ritmo de Yeah!!!

Supersuckers Supersuckers

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.