The Appleseed Cast

Con suerte en las próximas elecciones podemos echar al imbécil de Bush de la presidencia. Aunque estoy orgulloso de ser americano.

Después de su salida de Deep Elm mucho se rumoreó sobre qué nueva aventura estaban tramando The Appleseed Cast. Al escuchar “Two conversations” tenemos claro que son una de las bandas más geniales de la escena actual y ya tenemos claro que su próximo disco volverá a ser otra sorpresa. Nadie puede dudar, después de cinco lp’s memorables, de que son uno de los grupos más creativos del planeta y de que sus discos cada vez son más personales e insustituibles. Muchos les llaman los Radiohead americanos y el dicho dice que si el río suena…

The Appleseed Cast estrenan disco, “Two conversations” (Aloud Music/ El diablo, 2003), y en el mes de febrero del 2004 los tendremos de gira en España por primera vez. El quinteto afincado en Lawrence, Kansas, ha iniciado una nueva etapa en su carrera con este disco. Un disco casi conceptual en el que han vuelto a trabajar con el afamado productor Ed Rose (Coalesce, The Get-Up Kids, The Casket Lottery). “Ed nos aporta disciplina, buen sonido y momentos muy divertidos. Tardamos unos quince días en grabar “Two Conversations” y todo fue bien. Quizá estuvimos un poco dudosos con algunas canciones, aunque en realidad siempre es así. Es bueno trabajar con él porque hace que uno sea más creativo y espontáneo”.

En este nuevo trabajo han roto con todo lo que hicieron antes. No encontramos en “Two Conversations” casi ninguno de los hallazgos que les colocaron en la primera división de la música independiente. Ya no hay grandes interludios instrumentales y sólo nos encontramos con grandes canciones de rock. “Simplemente es distinto, eso es todo. No queríamos hacer un “Low Level Owl Part III”. Podríamos haberlo hecho pero por qué no hacer algo diferente. Nunca sabemos qué pasará después, el futuro está abierto. Por ejemplo, ahora tenemos una nueva canción instrumental con la que solemos cerrar los conciertos y con la que estamos muy contentos. Porque todavía seguimos queriendo cambiar y encontrar nuevos caminos para expresar nuestra música, aunque creo que ahora tenemos un poco más claro quiénes somos”.

La forma en la que han compuesto el álbum puede que sea una de las claves de este cambio. Después de muchos años componiendo de la misma manera, parece que han encontrado un peculiar método de composición. “Chris (Christopher Crisci, guitarra, voz) le puso el nombre al álbum y a las canciones cuando estábamos de gira con Cursive y empezamos a escribir sobre esas ideas en vez de sobre ideas musicales, lo que fue muy divertido y diferente. En un tablón fuimos anotando todo, algo así como ir construyendo las canciones de la nada. Esta vez hemos escrito las canciones sobre voces e ideas en vez de sobre riffs”.

Después de la fenomenal acogida de público y crítica que tuvieron tanto el “Low Level Owl I” (Deep Elm, 2001), el “Low Level Owl II” (Deep Elm, 2001) como el “Mare Vitalis” (Deep Elm, 2000), era lógico que un nuevo cambio en su trayectoria les pudiera acarrear una pérdida de prestigio y seguidores. Cuando, además, con este disco han abandonado Deep Elm Records, la compañía que editó sus primeros discos y que goza de una enorme reputación entre la crítica mundial. “”Two conversations” está siendo muy bien recibido. La mayoría lo ha entendido. Es un disco de rock. Algunas personas querían que hiciéramos un “Low Level Owl III”, porque la gente alucinó con aquellos discos, y también había gente que quería que hiciéramos otro “Mare Vitalis”, pero no se puede complacer a todo el mundo. ¿Deep Elm?. Nos trataron muy bien pero queríamos cambiar para ver cómo podíamos funcionar con otra gente. Hasta ahora estamos muy contentos con el cambio”.

Este cambio de compañía les ha supuesto una mayor proyección en los medios y esto ha traído mayores giras por Estados Unidos y por Europa que les tiene ocupados la mayor parte del tiempo. Sin embargo, aún tienen un poco para reflexionar sobre lo que sucede a su alrededor y para manifestarse con determinación sobre la realidad que nos rodea y que salpica de manera directa a su país. “Podría decir que los americanos no ven la verdad en las noticias. Hay que ver la BBC si quieres enterarte de lo que pasa. A la gente se le ha lavado tanto el cerebro para que tenga miedo del llamado terrorismo que ya no hacen preguntas. Pero estamos intentando contraatacar. Hay mucha gente enfadada que quiere contraatacar. Con suerte en las próximas elecciones podemos echar al imbécil de Bush de la presidencia. Aunque estoy orgulloso de ser americano. Me encanta este país, es mi hogar. Sin embargo me avergüenzo de mi gobierno y estoy triste porque muchos nos ven como terroristas por lo que hace nuestro gobierno en algunas partes del mundo. Es muy frustrante.”

Esa preocupación política parece que no aparece en sus letras, más centradas en diseccionar relaciones amorosas que en denunciar las injusticias del mundo. “Las dos conversaciones del título no son necesariamente tan obvias y tienen muchas alusiones políticas subyacentes. Aunque es indudable que todos queremos disfrutar de nuestro pastel y comer de él. Esa es la contradicción en la que nos movemos todos.”

Así es The Appleseed Cast, una banda en constante búsqueda, que se ha reinventado a sí misma mil veces y que ha conseguido lo más difícil de todo, lo que cualquier grupo busca con empeño y que sólo los afortunados son capaces de encontrar: tener un universo propio. En febrero los tenemos en una extensa gira por España y “Two conversations” está esperándote en tu tienda de discos favoritas. No te defraudarán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.