Karavana: costumbrismo musical

“Somos y vivimos como lo hacen los chavales de nuestra edad, pero con un grupo de música”. Esta respuesta, concedida en una de las últimas entrevistas que ha realizado Karavana, a simple vista puede no decir mucho, incluso podríamos decir que es simplona o repetitiva. Pero, lejos de ello, es una explicación necesaria para entender la música que se está desarrollando en la escena independiente de España en los últimos años. Un ejercicio musical en el que prácticamente todos los grupos que están surgiendo en nuestro país están llevando a cabo: El costumbrismo musical. Una evolución letrista y melódica que cada día que pasa, cada grupo que triunfa y cada álbum publicado, no hace otra cosa que asentarla más. Letras irónicas, cierta crítica política y vivencias diarias son los elementos que están configurando las letras de cientos de grupos en estos momentos.

El costumbrismo no es algo nuevo. Sin irnos muy lejos, siempre ha estado ligado a los ritmos más folclóricos de nuestro territorio. Lo curioso en estos momentos es la propia evolución musical donde, dependiendo del conjunto, lo fusionan con el pop, el punk, el dance, la escena urbana… Suenan diferentes, es cierto e innegable, pero todos ellos nos hablan desde una visión prácticamente calcada: la cotidianidad. Las letras de estas canciones suponen una radiografía social y generacional del momento por el que estamos pasando muchísimos jóvenes. De lo que vivimos, de cómo hablamos, de cómo pensamos, cuáles son nuestros miedos e incertidumbres.

Del azar, y sin pretensiones más allá de pasarlo bien, surgió Karavana. Un conjunto conformado en Madrid por Fabi (voz y guitarra), Gonzalo (voz y guitarra), Emilio (bajo) y Jaime (batería). Aunque sus integrantes son de Andalucía y Galicia, se definen como un conjunto “de guitarras sucias y letras cursis”; a lo que añadiría, una capacidad innata para crear estribillos pegadizos y una frescura desbordante. Y estos ingredientes conforman un grupo que va a pisar con fuerza este 2021. En la actualidad, cuentan tan solamente con un ep titulado No pegamos nada (Vanana Records,2020) y varias canciones sueltas. Aun así, con este poco material nos podemos hacer una idea de lo compacto y directo que suena su sonido, muy ligado a grupos como The Vaccines, Wallows o The Strokes. Justamente en torno a este último grupo, las referencias son más claras, más ligadas al álbum Is This It (2001), que al nuevo que han publicado titulado The New Abnormal (2020). Incluso una de las canciones más escuchadas de Karavana, precisamente, se titula “Strokes”, y donde la letra no deja lugar a duda de sus intenciones:  Y que pongan los Strokes/ saltaré por tu ventana, si pones a C. Tangana”.

 

Karavana es un grupo de obligada escucha. Un grupo al que seguir los pasos, y cuando sea posible disfrutarles en directo. Porque si no, en el futuro te arrepentirás. Esa frase que mencionábamos al principio del texto cobra ahora todo el sentido; y explica, de manera sencilla, algo tan complejo como el sonido de esta generación.

 

Karavana foto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien