The Smashing Pumpkins – CYR (Martha’s Music/Sumerian Records)

La megalomanía de Billy Corgan con sus The Smashing Pumpkins es una de las señas de identidad que han marcado su trayectoria desde hace tres décadas. A pesar de ello, no podemos negarle su capacidad por querer ir siempre un paso más allá y no (solo) vivir de su glorioso pasado. Es un malabarista que lo mismo contenta (o asusta) a sus fans de toda la vida anunciando una continuación de Mellon Collie and The Infinite Sadness (1995) y Machina/The Machines Of God (2000) que contará con más de 30 nuevos cortes y que para suerte de sus incondicionales, vendrá acompañada de una gira especial con los icónicos discos como protagonistas, que a la vez, lanza un nuevo trabajo con nada menos que 20 temas.

Al bueno de Billy no le caben las medias tintas y por lo que parece el agridulce Shiny And Oh So Bright, Vol. 1 / LP: No Past. No Future. No Sun se le quedó corto en canciones e intenciones, con lo que ahora está de vuelta con el álbum más luminoso de su carrera. Un disco doble (el primero desde ese Mellon Collie and The Infinite Sadness),  grabado en Chicago, producido por él mismo y en el que se hace acompañar de esta nueva encarnación de la banda, un 75% de la original ya saben, su viejo escudero James Iha a la guitarra, el batería Jimmy Chamberlain y el bajista Jeff Schroeder sustituyendo a la caída en desgracia D’Arcy Wretzky.

CYR es el disco pop de The Smashing Pumpkins. Como su líder afirmó hace algunas semanas: “Me cansé de hacer música que la gente me decía que no sonaba contemporánea”. Dicho y hecho, las guitarras contundentes son sustituidas por un marcado tono naif, sintetizadores y elegantes arreglos electrónicos que toman el protagonismo en su hora y pico de minutaje. Quizá muchos old time fans se echen las manos a la cabeza, pero la probada habilidad del norteamericano con las canciones melódicas es algo que le ha venido acompañando desde sus inicios y aquí se ha dado el gustazo de hacer que la melodía brillara por encima del resto.

Que sea una obra alejada de los parámetros habituales del rock no quita para que sigamos encontrándonos con las guitarras tan personales de James Iha o con ese imaginario tan particular y propio de los de Chicago, tan cercano a lo mitológico y lo místico. CYR es un disco muy disfrutable lleno de momentos implacables como la oscura “Wyttch”, singles a la altura como “The Colour Of Love” o con pegadizos pasajes tan infalibles como “Cyr”, “Birch Grove”, “Ramona”,”Adrennalynne”,  “The Hidden Sun”, “Starrcraft” o “Wrath”. Un paso adelante en su discografía que la completa y enriquece con nuevos desprejuiciados matices.

Escucha – The Smashing Pumpkins – CYR

 

8 comentarios sobre “The Smashing Pumpkins – CYR (Martha’s Music/Sumerian Records)

  • el 27 Noviembre, 2020 a las 10:19 am
    Permalink

    De Billy Corgan se podría discutir si es megalómano o es directamente un pesado. Personalmente, me quedo en la equidistancia: es un pesado y, encima, megalómano. Aun así, el disco se merece una oportunidad.

    Respuesta
  • el 27 Noviembre, 2020 a las 10:35 am
    Permalink

    Creo que están muy acabados. lo de ramona es de cárcel

    Respuesta
  • el 27 Noviembre, 2020 a las 11:07 am
    Permalink

    Yo creo que es magnífica la reseña de Amaia Prados sobre Smashing Pumpkins.
    Escucharé el disco de esta banda gracias al texto de ella.
    Mi opinión personal es que Billy Corgan es genial, le salgan mejor o peor las cosas.
    Saludos.

    Respuesta
  • el 28 Noviembre, 2020 a las 5:35 am
    Permalink

    al fin lo ha logrado, tras ese mediocre monuments to elegy, y el penoso anterior a este, corgan nos tenia reservado lo mejor para el final, este ladrillo infumable de 20 tostones de canciones , que entierran definitivamente el talento, ya acabado, de un tipo que hizo grandes discos y que ahora no es mas que una sombra de lo que fue, nadie le pide a estas alturas un adore, pero si algo medianamente digno, tio, tu eres el mismo que escribio temas como silverfuck? , ningún fan de verdad de los pumpkins puede alabar esta broma de mal gusto, si jimmy chamberlain no se va otra vez de la banda tras esto….es que los cheques tienen que ser muy suculentos.

    Respuesta
    • el 30 Noviembre, 2020 a las 12:11 pm
      Permalink

      Calla perra!

  • el 29 Noviembre, 2020 a las 11:58 am
    Permalink

    Muy de acuerdo con la reseña… The Smashing Pumpkins siempre habían tenido esta vertiente, ahora dan un paso y le dan protagonismo. Está a años luz de sus mejores discos (nosotros también) pero suenan frescos y apetece darle varias escuchas, cosa que hacía años que no me pasaba con ellos…

    Respuesta
  • el 30 Noviembre, 2020 a las 12:11 pm
    Permalink

    Pues a mí me gusta… estaba hasta el coño de tanta guitarra ?

    Respuesta
  • el 30 Noviembre, 2020 a las 12:36 pm
    Permalink

    Pues no esta mal, no es memorable, pero esta bien, la pega es que no emociona, y eso es lo que debería hacer la música… le daré unas cuantas escuchas, más que nada por la nostalgia y la lealtad a quienes pusieron banda sonora a mi juventud, pondré todo de mi parte para que me guste, y en un par de meses se irá al cajón del olvido como los últimos… Nos hemos hecho viejos Billy!… y Ramona es muuuy chunga!

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!
WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien